El voto y sus efectos

Votar va mucho más allá de simplemente elegir entre un grupo de candidatos. Hacerlo y la forma en la que lo hagamos importará para el reacomodo de nuestro sistema de partidos, para la operación de éstos y para la representatividad que tengan en los poderes legislativos, federal y locales.

El 1 de julio al momento de votar a favor de una candidatura, no solo elegimos a quién nos vaya a gobernar los siguientes 6 o 3 años, sino que nuestra decisión también tiene otros efectos de los que probablemente no estamos al tanto.

El sentido de nuestro voto impacta en aspectos tan variados como: la elección por el principio de representación proporcional, la conservación del registro de los partidos políticos y las prerrogativas (financiamiento público y tiempos en radio y televisión) que recibirán los partidos políticos con registro por los siguientes tres años.

Registro de los partidos políticos

Para que los partidos políticos conserven su registro es necesario que obtengan el 3 % de la votación válida en cualquiera de las elecciones federales, es decir, a la presidencia, a diputaciones o bien, a senadurías.

Para ello, se considerará la votación individual que recibe cada partido político, de manera que, aunque vayan coaligados, dado que en la boleta electoral los emblemas aparecen por separado, es posible medir la votación que recibe cada uno.

Pero ¿qué pasa cuando se tachan más de dos emblemas de partidos que van coaligados? En estos casos se hará la distribución de la votación recibida por los partidos políticos asociados en los que se haya marcado más de un recuadro.

Prerrogativas de los partidos políticos

En el caso de las prerrogativas que reciben los partidos políticos, la votación que se toma en consideración para calcular estas es la correspondiente a la elección de diputaciones, en donde la base mínima para acceder a dichos beneficios es el 3% de la votación válida:

  1. Para la operación ordinaria de los partidos, el financiamiento público se distribuye de la siguiente forma: el Instituto Nacional Electoral establece la bolsa de financiamiento a repartir entre los partidos políticos conforme a lo establecido en la ley, para luego distribuirse en un 30% de forma igualitaria entre todos los partidos políticos con registro, y 70% a partir de la votación obtenida en la última elección a diputaciones.
  2. Para la asignación de tiempos en radio y televisión, también se destina un porcentaje igualitario entre todos los partidos políticos, y otro que se calcula con base en la votación a diputaciones.

Representación proporciona

Finalmente, con tu voto no sólo eliges al candidato o candidata cuyo nombre aparece en el recuadro de cada partido político que se encuentra en la boleta, sino que también cuenta para asignar escaños en la Cámara de Diputados y de Senadores, a partir de las listas de representación proporcional que presentan los partidos. A quienes llegan al cargo por esta via se les conoce como plurinominales.

Esta asignación se hace mediante una fórmula que también está previamente establecida en la ley, la cual se aplica en función de la votación que en cada caso reciben los partidos políticos, para cada Cámara del Congreso de la Unión.

¿Qué pasa si voto por una candidatura independiente, si voto por una candidatura no registrada, o si anulo mi voto?

En el caso de las candidaturas independientes, los efectos del voto no van más allá de elegirlos para el cargo por el que están postulados. En todo caso, votar por una candidatura independiente automáticamente hace que no otorguemos nuestro respaldo a los partidos políticos para el resto de los efectos que tiene el voto.

Por su parte, votar por una candidatura no registrada, o bien anular el voto, no tiene efecto alguno para el cálculo de la votación válida con la que los partidos políticos acceden a diversos beneficios, pues se resta la votación de estas expresiones del electorado.

¿Qué pasa a nivel local?

Es importante no olvidar que, en las treinta entidades en las que además de tener elecciones federales se votará para cargos locales, también existen efectos adicionales de la votación. Ellos replican en gran medida los efectos de la votación federal, por lo que bien vale no perder de vista él o los recuadros que marquemos para renovar las autoridades de nuestra entidad federativa, pues afectarán al desarrollo de la vida política local en los próximos años.

Una diferencia importante es que gracias a un criterio del Tribunal Electoral en el caso de las elecciones de integrantes de ayuntamientos, el voto a favor de una candidatura indepenidente, en caso de que no gane, sí puede generar que acceda a una regiduría por el principio de representación proporcional.

Lo cierto es que votar va mucho más allá de simplemente elegir entre un grupo de candidatos. Hacerlo y la forma en la que lo hagamos importará para el reacomodo de nuestro sistema de partidos, para la operación de éstos y más importante aún, para la representatividad que tengan en los poderes legislativos, Federal y locales.

No olvides visitar nuestro simulador comovotar.mx

 

@Eleccionesymas

Close
Comentarios