La realidad como nuevo eje transversal

Atrás quedaron los tiempos en que las series, programas y películas se basaban en historias ficticias, hoy en día encontramos a personajes que tienen rasgos y emociones vinculadas con contextos muy cercanos a la audiencia, muy cercanos a su realidad.

Por: Alejandro Avendaño (@esquelalex) y Lizbeth Reyes (@LiziRey)

 

Durante años, la vida pública en México fue marcada por narrativas e historia basadas en la ficción, desde las telenovelas, hasta los discursos políticos donde se presentaba un país que la gente no vivía o no veía; hoy parece que esto está cambiando.

Actualmente, la realidad aparece como un eje transversal y un nuevo protagonista en todos los ámbitos. Estamos presenciando un cambio en los contextos del entretenimiento, la política y en la forma de relacionarnos con las marcas.

En LEXIA hemos abordado el ámbito del entretenimiento, observando y analizando los contenidos (series, programas, películas, etc.) que contienen diversos matices. Encontramos a personajes que ya no son solo los clásicos villanos o víctimas, estereotipos de una conducta, por el contrario, estamos viendo historias donde los protagonistas tienen rasgos y emociones vinculadas con contextos muy cercanos a la audiencia, muy cercanos a su realidad.

Un ejemplo de esto es la reciente producción de Netflix “La Casa de las Flores”, serie que ha tenido gran éxito en nuestro país y que ha causado fuerte impacto en las redes sociales al abordar abiertamente temas cotidianos como la infidelidad, moralidad, homosexualidad, etc. desde una perspectiva apartemente natural. Así como el caso de la también exitosa serie de “Luis Miguel”, en la cual el público busca conocer la realidad de un artista con amplia influencia social y musical en el país.

Los Reality Show, el género que creíamos que su ciclo ya había terminado, retornó causando gran interés a través de un formato de competencia y retos físicos, compitiendo y generando mayor interés que las telenovelas. Esto a través de la proyección de las capacidades y habilidades para afrontar desafíos por parte de deportistas o famosos. Estos elementos vuelven a los personajes más cercanos logrando mayor identificación con la audiencia.

Reto 4 elementos(TELEVISA) y Exatlón(TV AZTECA) han logrado grandes índices de rating y posicionan a las televisoras con un contenido diferente, sobre todo ante un contexto amplio de oferta. El reality de competencia ha tenido gran aceptación en la audiencia que se ha apropiado del formato y lleva a la polémica una disputa por demostrar cuál de los dos es realmente una competencia.

Para los creadores de contenido, lo anterior implica una revisión del enfoque, ya que las producciones que tienen como base la ficción y los clichés van a encontrar menos eco, debido a que las audiencias se están alejando de este tipo de contenido marcado por los estereotipos. Recientemente la plataforma de Netflix anunció el lanzamiento de su propio Reality Show, causando gran expectativa. Los realitys se están posicionando por encima de los esquemas tradicionales y efectivos de las telenovelas, porque es un formato que se puede ajustar de acuerdo con las coyunturas

Este fenómeno presente en el entretenimiento parece también alcanzar la vida política. Hoy la opinión pública espera de los actores un discurso más claro y crudo, alejado de las visiones idealistas. El impacto radica en evidenciar la realidad.

En la política vemos un abandono ciudadano de las formas tradicionales y una exigencia de mayor veracidad en los discursos, que detonen la certeza y sensibilidad ante los problemas. Esto lo capitalizó muy bien el presidente electo Andrés Manuel López Obrador, donde el discurso apeló a mostrar la realidad de las diferencias sociales. Hoy la ilusión ya no es algo que se adopta con facilidad, esto implica una revisión del lenguaje y de las formas de comunicación.

Esta exigencia de transparencia y de saber cada vez más por parte de los usuarios, nos habla de un mayor involucramiento e interés. Desde conocer cómo fue la vida de un cantante icónico hasta buscar ver una competencia real en un programa nocturno de televisión. La realidad parece ser nuestro nuevo eje que debemos observar con atención para poder fortalecer la relación con consumidores, audiencias y ciudadanos.

 

@LEXIAGlobal

Close
Comentarios