Los moderadores y el debate

Los moderadores equivocan su tarea si en el debate se ponen a entrevistar a quienes debaten.

A propósito del debate del pasado domingo 20 de mayo comparto estas reflexiones:

 

  • El éxito de la buena conducción de un debate es que nadie se acuerde de quién lo moderó.
  • Los moderadores deben facilitar la discusión y hacer que salga a la luz las posiciones de los que debaten.
  • Deben, con habilidad y sin ningún tipo de agresión, evidenciar qué tal o cuál candidato no responde o evade las preguntas.
  • Son también quienes propician el intercambio entre quienes debaten.
  • Esas son sus tareas centrales y las deben realizar de tal forma que nunca sean los protagonistas del debate.
  • El debate no es el espacio para que los moderadores muestren sus conocimientos y lo que saben de los temas que se discuten.
  • Y tampoco es el espacio para que digan lo que piensan sobre los temas que se debaten.
  • Hay un error en el diseño del formato del debate si los moderadores son los protagonistas.
  • Los moderadores equivocan su tarea si en el debate se ponen a entrevistar a quienes debaten.
  • En el debate los moderadores son solo animadores de la discusión y el intercambio entre quienes debaten.

 

Respeto el trabajo periodístico que realizan Yuriria Sierra y León Krauze. Pienso que el pasado domingo equivocaron su papel.

 

@RubenAguilar

Close
Comentarios