¿Hemos olvidado los derechos de los niños?

Según datos oficiales, desde que el gobierno estadounidense implementó la política de “Tolerancia Cero” en abril pasado, más de 2 mil jóvenes, niños e incluso bebés, han sido alejados de sus familiares.

Por: Rosa Lizbeth Solano Hernández

Una colchoneta azul y un cobertor metálico. Eso es todo lo que tienen para dormir los niños migrantes que han sido separados de sus padres y que hoy se encuentran “encerrados” en jaulas metálicas en los centros de migración fronteriza en McAllen, Texas. Su única culpa es querer buscar mejores condiciones de vida. Su única culpa es seguir a sus padres.

Según datos oficiales, desde que el gobierno estadounidense implementó la política de “Tolerancia Cero” en abril pasado, más de 2 mil jóvenes, niños e incluso bebés, han sido alejados de sus familiares. Si bien el Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos de América (EUA) aceptó que no existe una política en la cual sustentar la separación de las familias de migrantes, la situación se ha salido de control.

Los pretextos para justificar estos terribles hechos son muchos y muy variados. Algunos expertos argumentan que es la forma más efectiva de contener y deportar a los migrantes; otros señalan que mientras los adultos son encarcelados y procesados para deportarlos a su país de origen, los pequeños no pueden estar a su lado. Incluso, se ha precisado que puede ser una manera para disuadir el no buscar asilo político en EUA… Cualquiera que sea el argumento, nada justifica la manera en que se están tratando los niños y los adolescentes. No es la forma de tratar a ningún ser humano.

Al respecto, la UNICEF emitió un comunicado de prensa en donde sentencia que “la detención y la separación familiar son experiencias traumáticas que pueden exponer a los niños más vulnerables a la explotación y el abuso, y a generarles un estrés tóxico que, como han demostrado múltiples estudios, puede afectar su desarrollo a largo plazo”.

Asimismo, políticos, empresarios e incluso famosos dentro y fuera de los EUA también se han pronunciado en contra de la situación. En lo que respecta a México, el secretario de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray, entregó una nota diplomática en donde condenó como cruel e inhumana esta política migratoria, puesto que violenta indiscutiblemente los derechos de los niños.

Pronunciarse en contra y condenar los actos es sólo el primer paso para lograr acciones respecto a lo que está ocurriendo. Crear protocolos, decretos o leyes a partir de dicha consideración es lo más deseable; sin embargo, el problema continúa cuando estas leyes benefician más los intereses políticos y económicos que los derechos humanos.

En 1959, EUA junto con los 78 estados miembros de la Organización de las Naciones Unidas aprobaron y firmaron la Declaración de los Derechos del Niño que, dentro de sus 10 principios fundamentales, establece que los niños tienen derecho a ser protegidos contra cualquier forma de abandono y crueldad, así como de recibir ayuda en toda circunstancia.

Es evidente que los actos orquestados a partir de la política de “Tolerancia Cero” relegan aquellos derechos de los infantes por los que abogaron los miembros de las Naciones Unidas. ¿En dónde quedó el apoyar ante toda circunstancia? ¿Cómo los protegen contra el abandono si los están separando de sus padres?

Independientemente de su condición legal, su origen o el idioma que hablen es imperativo no desatender a aquellos que aún no pueden defenderse solos. Es necesario pugnar por una vida digna, sin maltrato, dolor y sufrimiento para aquellos que algún día dictaran el rumbo del mundo; mismos que ahora sólo piden volver a ver a sus padres.

Los actos que el gobierno estadounidense está permitiendo que se realicen en la frontera sur de EUA pueden llegar a considerarse un crimen de lesa humanidad si se contemplan las repercusiones psicológicas y emocionales con las que los niños van a vivir. Es momento de reflexionar qué estamos haciendo, desde nuestra posición, para intentar detener este tipo de violación a los derechos de los niños. ¿Qué tan deteriorada está la sociedad como para permitir crímenes en contra de menores?

Tal ha sido el impacto de las represalias que el gobierno estadounidense tiene para con los migrantes, que el presidente Donald Trump ya ha firmado un decreto para frenar la separación de las familias. Quizá también sería pertinente presionar a EUA para que ahora sí ratifique la Convención de los Derechos de los Niños, misma que se firmó en 1989.

Espero−y me gustaría ver− que la población ahora sí se comience a preocupar realmente por las violaciones a los derechos de los niños aun cuando esto ya no sea noticia de agenda. Deseo que no tengamos que volver a leer información que de cuenta de un acontecimiento de esta magnitud para reaccionar respecto al trato que se les tiene a los niños como el grupo vulnerable que son. No debemos olvidar que alguna vez todos fuimos niños, ni mucho menos que fue en ese momento cuando empezamos a forjar los valores que ahora determinan nuestras acciones.

 

* Rosa Lizbeth Solano es estudiante de la Licenciatura en Ciencias de la Comunicación, con especialización en Periodismo, por la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. Es becaria en el área de Informática de esa misma dependencia y es miembro de la Coordinación Editorial de la revista Afluente desde 2017. Actualmente, realiza su Servicio Social en el Programa Universitario de Bioética (@bioeticaunam).

 

Las opiniones publicadas en este blog son responsabilidad únicamente de sus autores. No expresan una opinión de consenso de los seminarios ni tampoco una posición institucional del PUB-UNAM. Todo comentario, réplica o crítica es bienvenido.

 Referencias:

Forbes. Encierro en jaulas, llanto de niños… así separa EU a familias migrantes. Consultado el 20 de junio de 2018. Disponible aquí.

El Universal. ¿Qué ocurre con los niños migrantes tras ser separados de sus padres en EU? Consultado el 20 de junio de 2018. Disponible aquí.

Fondo de Naciones Unidas para la Infancia. Los niños no deben ser separados de su familia por su estatus migratorio. Consultado el 20 de junio de 2018. Disponible aquí.

Animal Político. Hay 21 niños mexicanos separados de sus padres en EU; SER condena política cruel e inhumana. Consultado el 20 de junio de 2018. Disponible aquí.

Milenio.  Trump dice que “pronto” firmará decreto para frenar separación de familias. Consultado el 20 de junio de 2018. Disponible aquí.

Close
Comentarios