¿Cuánto cuesta la democracia?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
CandiData
Por Strategia Electoral
Somos un laboratorio de análisis en temas electorales y de transparencia. Impulsamos proyectos q... Somos un laboratorio de análisis en temas electorales y de transparencia. Impulsamos proyectos que contribuyen a mejorar los procesos democráticos y de rendición de cuentas en México y América Latina. (Leer más)
¿Cuánto cuesta la democracia?
Las tareas que realiza el INE no son las mismas que le corresponde llevar a cabo a otros órganos electorales de la región, la población es también distinta y, sobre todo, parecen no tomar en cuenta que, en México, los partidos políticos reciben casi el 30% del presupuesto asignado al INE.
Por Strategia Electoral
26 de enero, 2022
Comparte

Los ataques a instituciones autónomas como el INE llevan a preguntarse por qué tenemos las instituciones que tenemos, por qué tienen el costo que tienen y por qué minar sus funciones con recortes presupuestales puede significar un ataque a su autonomía y un retroceso democrático. En esta entrada decidimos analizar la historia del INE y su importancia para la vida democrática de México.

El INE es un pilar fundamental de nuestro régimen democrático. Su consolidación se dio luego de un largo camino en el que todas las fuerzas políticas aportaron. Hasta 1990, las elecciones en México las realizaba una Comisión Federal Electoral que dependía de la Secretaría de Gobernación. El gobierno se encargaba de la realización, organización y vigilancia de las elecciones federales.

Con la creación del IFE – institución imparcial y encargada de la capacitación del personal electoral, la instalación de casillas, el cómputo y difusión de resultados electorales, la actualización del Padrón Electoral y la emisión de la credencial para votar- la función electoral adquirió algo de autonomía. Sin embargo, la  integración del Consejo General dependía del gobierno: su presidente era el Secretario de Gobernación y el Presidente de la República proponía a los 6 Consejeros Magistrados.

La reforma de 1993 dotó al IFE de nuevas facultades: declarar la validez de las elecciones del Congreso; expedir constancias de mayoría para los ganadores y establecer topes a los gastos de campaña. Al año siguiente se incluyó la figura de Consejeros Ciudadanos que sustituirían a los Consejeros Magistrados.

La autonomía del IFE respecto del Poder Ejecutivo se dio totalmente con la reforma a la Constitución que ponía al IFE como un órgano público, autónomo, dotado de personalidad jurídica y en cuya integración participaban el Poder Legislativo, los partidos políticos y la ciudadanía.

En 2007 se modificó nuevamente la legislación electoral para dar mayores atribuciones al IFE, entre ellas: promover la participación ciudadana y la equidad, transparentar los resultados, regular el acceso de partidos y autoridades a los medios y la creación de la Unidad de Fiscalización. Finalmente, con la reforma de 2014 se transformó al IFE en INE para homologar los estándares democráticos con los que se realizaban las elecciones a nivel federal y local. Así, el INE se encargaría de las elecciones federales, pero trabajaría en conjunto con los organismos públicos locales electorales para la organización de los comicios en cada entidad federativa.

¿A dónde se va el dinero que recibe el INE?

Para el 2022, a efecto de poder cumplir con todas sus atribuciones el INE solicitó a la Cámara de Diputados un Presupuesto de $24,649,593,972, pero bajo el argumento del mandato de  austeridad impulsado por el presidente, solo fue aprobado el 80% de lo solicitado; es decir, $19,736,593,972.

El presupuesto que se otorga al INE se destina a tres rubros principales y se distribuye de la siguiente manera: 1) Presupuesto Base: Recursos que comprenden gastos de operación y servicios para desarrollar sus funciones (56.11%), 2) Cartera de Proyectos: Recursos destinados a la organización de elecciones federales o locales según sea el caso (7.92%) y 3) Partidos políticos (29.49%). Para este año, ante un eventual mecanismo de participación, se asignaría el 6.46% del presupuesto a la revocación de mandato (que de conformidad con la ley, debe cumplir con los mismos parámetros que una elección ordinaria federal). No obstante, para esto, la Cámara de Diputados asignó el 33.2% de lo solicitado. Es decir, de los 3,830.45 MDP solicitados, solo le entregaron 1,275.90 MDP.

En 2022 además se celebrarán elecciones locales en 6 entidades por lo que el INE tendría que asegurar su organización y realización, junto con la revocación de mandato, con un 20% menos del presupuesto solicitado.

Son muchas las voces que han intentado deslegitimar la labor que realiza el INE, argumentando que los gastos del Instituto son excesivos y que, por lo tanto, los recortes presupuestales son necesarios. Estos argumentos han cobrado fuerza al ser impulsados por el titular del Ejecutivo Federal, llegando al punto se señalar que se trata de uno de los órganos electorales más caros de América Latina.

La realidad es que estos comparativos y los señalamientos que los acompañan son, por decir lo menos, engañosos. Las tareas que realiza el INE no son las mismas que le corresponde llevar a cabo a otros órganos electorales de la región, la población es también distinta y, sobre todo, parecen no tomar en cuenta que, en México, los partidos políticos reciben casi el 30% del presupuesto asignado al INE. Este año, por ejemplo, no hubo ajuste alguno en ese rubro. Históricamente, el financiamiento a los partidos ha ido en aumento. Muestra de ello es que, hace 5 años, recibían $4,138,727,092.00 y para el 2021, ese monto aumentó a $7,317,020,133.00. Para el 2022, el monto total es de $5,821,851,702 y el partido político que más financiamiento público obtendrá es Morena, con $1,783,621,930, lo que representa la máxima cantidad en la historia para un partido político.

México necesita instituciones sólidas para defender su democracia. No estamos en contra de que se revise a detalle en qué se está gastando el dinero que se le asigna a los órganos electorales y se busque la optimización de recursos. Pero no hay que olvidar que sale más caro no tener democracia.

@Eleccionesymas

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.