Visa al paraíso, retrato de un héroe mexicano en el Holocausto - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cine Sapiens
Por Cineteca Nacional
La Cineteca Nacional es el organismo encargado de rescatar, conservar, restaurar y difundir la ob... La Cineteca Nacional es el organismo encargado de rescatar, conservar, restaurar y difundir la obra cinematográfica más destacada de México y el mundo. Dentro del gran proceso de transformación de Cineteca y con el fin de extender la alternativa de calidad al cine comercial en otros puntos de la Ciudad de México, hemos mudado nuestra oferta a ocho sedes alternas, donde podrás encontrar lo mejor de nuestra programación: Cine Lido, Lumiere Reforma, Sala Moliere del IFAL, The Movie Company, Centro de Capacitación Cinematográfica, Museo de Arte. (Leer más)
Visa al paraíso, retrato de un héroe mexicano en el Holocausto
Por Cineteca Nacional
27 de abril, 2012
Comparte

 

Por: Gustavo E. Ramírez (@gustavlotwitt)*

Gilberto Bosques Saldívar es un héroe casi desapercibido por la historiografía nacional del siglo XX. Nació en Chiautla de Tapia, Puebla, el 20 de julio de 1982 y desde muy temprano participó en la gesta del movimiento revolucionario que a partir de 1910 se expandiría como pólvora por todo el territorio mexicano. Aunque quizá de manera poco visible, su nombre estuvo íntimamente ligado a muchos procesos de educación social durante los primeros años de la etapa posrevolucionaria. Su cercana colaboración con personajes tan disímiles como el entonces oficialista José Vasconcelos o los integrantes del Partido Comunista Mexicano (en el que sin embargo, nunca militó) lo proclaman como uno de los demócratas más activos e influyentes en la vida política del México de los años veinte y treinta.

 

Considerado un portador ejemplar del espíritu reformista del gobierno de Lázaro Cárdenas, Bosques se desempeñó en distintos niveles de la función pública hasta 1938, año en que en medio de la situación límite que amenazaba con desencadenar de forma generalizada la guerra en Europa —situación que fue acentuada con la derrota del gobierno republicano de España por parte del franquismo—, fue enviado como cónsul general de México en París, desde donde orquestó una de las labores diplomáticas más fascinantes y arriesgadas del siglo XX. Se calcula que entre 1939 y 1942, periodo en que permaneció en el cargo, Bosques logró entregar visas mexicanas (pases a nuestro país) a más de 30 mil judíos, socialistas, comunistas, republicanos españoles y opositores alemanes. Su labor, además de resguardar a miles de personas en resistencia ante la implacable maquinaria fascista que avanzaba sobre Europa, impulsó un proceso que a la postre contribuyó también a la diversificación cultural de México. En esos años, en los que la construcción de una identidad cultural desde adentro era parte de un exitoso proyecto nacionalista planteado por la alianza de intelectuales y gobierno, fueron recibidos con las puertas abiertas un gran número de refugiados políticos que depositaron sus idearios políticos e inquietudes estéticas en un torrente cultural mexicano en pleno proceso de sublimación.

Construido en torno a una entrevista en video llevada a cabo en 1992 (cuando don Gilberto Bosques tenía ya cien años de edad), y presentado en festivales como Guadalajara, DISTRITAL y DOCSDF, Visa la Paraíso, opera prima documental de la directora mexicana Lillian Liberman, expone una mirada profunda a la monumental figura del diplomático y educador poblano, a quien en el contexto de una sociedad mexicana actual con profundos problemas, rinde un homenaje tan merecido como necesario.

Con una inmejorable selección de materiales de archivo extraídos de la Filmoteca de la UNAM, la Fototeca de la Secretaría de Relaciones Exteriores, la Biblioteca Nacional de Francia y el Archivo Fotográfico y del Museo del Holocausto en Estados Unidos, entre otros archivos, destacan una serie de filmaciones realizadas por el propio Bosques durante su  gestión en Marsella. La producción, que fue apoyada por el Fondo para la Producción Cinematográfica de Calidad (FOPROCINE) y asesorada por el documentalista Nicolás Echevarría, cuenta con los valiosos testimonios de aquellos que vivieron en carne propia los horrores y consecuencias de la Segunda Guerra Mundial y la paralela usurpación franquista.

Con un profundo agradecimiento a la figura de Bosques y la sociedad mexicana que los recibió hace setenta años, distintas personalidades, narran el desarrollo de los hechos que los condujeron a nuestro país. Aún pleno de lucidez, el mismo Bosques, a través de sus testimonios, da forma a un retrato panorámico en el que la esperanza, el amor y la justicia social adquieren su mayor significancia.

Visa al paraíso (2010)  forma parte de los estrenos de abril en las sedes alternas de Cineteca Nacional. Para mayor información sobre esta película consulta nuestra página: www.cinetecanacional.net.  

*Gustavo E. Ramírez es antropólogo audiovisual. Colabora en distintos proyectos para Cineteca Nacional.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts