Tierra de mujeres - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Códices Geek
Por La Tlacuila
Margarita Warnholtz Locht (la tlacuila) es etnóloga egresada de la ENAH. Trabajó muchos años c... Margarita Warnholtz Locht (la tlacuila) es etnóloga egresada de la ENAH. Trabajó muchos años con organizaciones indígenas en cuestiones de comunicación, entre otras, coordinó un proyecto de incorporación de organizaciones indígenas a internet a finales de los 90, proyecto con el cual se convirtió en fellow de Ashoka (red internacional de emprendedores sociales). En los últimos años se ha dedicado a difundir información de los pueblos indígenas en la prensa escrita, colaborando con diarios como Excélsior en 2006 y Milenio de 2007 a 2010. (Leer más)
Tierra de mujeres
La mortalidad materna es un serio problema entre las comunidades indígenas. Guerrero ocupa el primer lugar a nivel nacional y el porcentaje es mucho mayor en las regiones de la Costa Chica y la Montaña.
Por La Tlacuila
10 de mayo, 2013
Comparte

Según datos de la Comisión Nacional para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas (CDI), el riesgo de muerte materna en los municipios indígenas con alto y muy alto índice de marginación y aislamiento geográfico y social es hasta nueve veces mayor que en los municipios mejor comunicados. Guerrero, Chiapas, Chihuahua, Oaxaca y Michoacán son los estados del país con problemas más serios de mortalidad materna, con cifras superiores a 70 por cada 100 mil nacidos vivos, siendo la media nacional de 50.7.

Uno de los Objetivos de Desarrollo del Milenio que México se comprometió a cumplir, es el de mejorar la salud materna, que consiste en reducir en tres cuartas partes la mortalidad materna (entre 1990 y 2015) y lograr el acceso universal a la salud reproductiva. Es decir, para 2015 debería haber solamente 22 muertes por cada 100 mil nacidos vivos, y ya estamos en 2013 y apenas vamos en 50.7, o sea que el objetivo no se va a cumplir. Y por lo visto, son las mujeres indígenas las que más riesgo corren de morir mientras están embarazadas o dentro de los 42 días posteriores al término del embarazo.

Viendo estas cifras, llamé a Lina Berrío Palomo, directora de Kinal Antzetik (que significa “tierra de mujeres” en tzeltal), organización social dedicada a trabajar esta problemática con las indígenas. Ella me decía que, efectivamente, la mortalidad materna es un serio problema de este sector, que por ejemplo Guerrero ocupa el primer lugar a nivel nacional y el porcentaje es mucho mayor en las regiones de la Costa Chica y la Montaña, que son las de mayor población indígena. Me comentaba también que según un análisis de cifras que realizó en este estado, “en 2010 y 2011 (todavía no hay datos de 2012) la mitad de los fallecimientos fueron de mujeres afiliadas al Seguro Popular (45.28% en 2010 y 55.8% en 2011) y prácticamente la otra mitad (49% en 2010 y 29% en 2011) eran mujeres sin seguridad social, por lo que parece ser que este seguro no está impactando en la reducción de la mortalidad materna, pues aunque hay más recursos asignados, sigue sin haber la infraestructura adecuada para la atención requerida”. Me pasó varias cifras de otros estados, gráficas y demás, que finalmente lo que indican es lo que comentamos al principio, que en las zonas indígenas más marginadas es donde más mortalidad materna hay.

Pero también estuvimos conversando sobre Kinal Antzetik y su trabajo, que en los últimos 15 años ha contribuido sin duda a la reducción del mencionado problema. Esta asociación se ha dedicado a trabajar en el fortalecimiento de los procesos organizativos de las mujeres indígenas para avanzar en la exigibilidad de sus derechos y para mejorar sus condiciones de vida y, dentro de sus acciones, ha sido prioritario el tema de la salud sexual y reproductiva. Trabajan básicamente en Guerrero y Chiapas y asesoran a organizaciones en otros 15 estados. Han apoyado la creación de más de 10 casas de salud para mujeres indígenas, han formado promotoras de salud y generado redes de estas promotoras y de parteras.

Lo interesante y productivo de su trabajo es que al formar a mujeres de las comunidades, se logra que sean ellas quienes apoyen a otras mujeres en lugar de depender de servicios de salud externos o gubernamentales que generalmente no funcionan. Mujeres que replican entre sus pares lo que aprenden en la escuela de Kinal, y brindan apoyo en cuestiones de métodos anticonceptivos, violencia intrafamiliar, y atención a mujeres embarazadas, entre otras. Además Kinal Antzetik ha establecido y firmado acuerdos con autoridades estatales para la implementación de acciones en salud materna y adecuación de servicios.

Al mismo tiempo que trabajan en las comunidades, en zonas marginadas y de difícil acceso, elaboran y presentan propuestas para la actualización de leyes y normas que tienen que ver con la atención al embarazo, parto y puerperio. Por ejemplo, en 2012, presentaron al Congreso una propuesta de asignación presupuestal (para el ejercicio 2013), para la contratación de facilitadoras interculturales e intérpretes indígenas en hospitales de segundo nivel de Guerrero, Oaxaca y Chiapas, la cual fue aprobada, en el marco del presupuesto asignado a salud materna.

Entre los logros más recientes de esta asociación, están la creación de la Casa de la Mujer Indígena “Nellys Palomo” en San Luis Acatlán, Guerrero, y la Escuela de Promoción Comunitaria “Nellys Palomo Sánchez”.  Esta última les ha permitido fortalecer su sistema de enseñanza, pues crearon un nuevo modelo metodológico más amplio que el que venían manejando.

Nellys Palomo fue la fundadora de Kinal Antzetik, luchadora incansable y pionera en este tipo de trabajo con mujeres indígenas. Falleció en 2009 y ahora Lina, su sobrina, continúa con su labor. Ambas y sus equipos de trabajo, han contribuido sin duda a que más mujeres mexicanas puedan celebrar el día de hoy.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.