close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Códices Geek
Por La Tlacuila
Margarita Warnholtz Locht (la tlacuila) es etnóloga egresada de la ENAH. Trabajó muchos años c... Margarita Warnholtz Locht (la tlacuila) es etnóloga egresada de la ENAH. Trabajó muchos años con organizaciones indígenas en cuestiones de comunicación, entre otras, coordinó un proyecto de incorporación de organizaciones indígenas a internet a finales de los 90, proyecto con el cual se convirtió en fellow de Ashoka (red internacional de emprendedores sociales). En los últimos años se ha dedicado a difundir información de los pueblos indígenas en la prensa escrita, colaborando con diarios como Excélsior en 2006 y Milenio de 2007 a 2010. (Leer más)
Vivos se los llevaron, vivos los queremos
Esta vez duele Guerrero, pero no hay que olvidar a los otros miles de desaparecidos y asesinados en los últimos años. Más de 8 mil desaparecidos solamente en lo que va del sexenio, alrededor de 12 por día, y ninguna respuesta para ninguno de ellos. Esta vez fueron 43 al mismo tiempo y en el mismo lugar, es lo que hace la diferencia, lo que logra que resalte el tema, que nos indignemos todos. Pero el asunto no es nuevo y continúa.
Por La Tlacuila
24 de octubre, 2014
Comparte

Imposible dejar de tocar el tema de Ayotzinapa en un espacio como éste. No porque sea “nota”, sino porque creo que nadie puede o debe quedarse callado ante el hecho. Voy a ser breve, el dolor y la indignación no me permiten decir mucho sin perder la cordura. Además, ya se ha dicho casi todo lo que se puede decir.

Que fue el Estado, ya lo dijeron, entre otros, en la marcha del miércoles, de la cual dieron cuenta ya muchos medios en cantidad de crónicas, a las que sólo puedo agregar la impresión que me dejaron los rostros de dolor de los familiares de los desaparecidos y de sus compañeros, y el gusto que me dio (dentro de la rabia), ver no solamente a los estudiantes y a “los mismos de siempre” que van a las marchas, sino, por ejemplo, a una familia -padre, madre e hijos adolescentes- que se bajaron de su camioneta último modelo en el Ángel, dieron órdenes al chofer de esperarlos cerca del Zócalo y arrancaron a caminar con el primer contingente que se toparon; a los jóvenes del ITAM, que nunca había yo visto en ninguna movilización, y a un grupo de monjas.

Que el gobernador Ángel Aguirre Rivero y otros funcionarios guerrerenses deben renunciar, es obvio. Mientras escribo estas líneas estoy viendo la noticia de que Aguirre “pidió licencia”, ya era hora y algo es algo, aunque eso no cambia en mucho la situación, los 43 muchachos siguen sin aparecer. También vi las declaraciones de Jesús Murillo Karam de que fue el alcalde de Iguala el que dio la orden. Ajá, qué bueno saberlo, pero qué fácil responsabilizar a una sola persona, que por cierto ¿dónde está?

Ya el diputado federal Carlos de Jesús Alejandro (originario de la región nahua del Alto Balsas de Guerrero), declaró a la revista Proceso que desde inicios de 2013 se alertó al gobierno de Enrique Peña Nieto sobre el grado de penetración del crimen organizado en Guerrero, así que no pueden decir que no sabían; aunque creo que la alerta era por demás obvia, todos sabemos, con leer un poco la prensa, cómo está Guerrero desde hace tiempo, así que claramente la responsabilidad no es de una sola persona.

Esta vez fue Guerrero, seis asesinados y 43 jóvenes desaparecidos, chavos de escasos recursos, muchos de ellos indígenas. Un hecho lamentable y doloroso, por decir lo menos, que afortunadamente generó reacciones a nivel nacional e internacional y ha destapado, hasta para los que se negaban a aceptarla, la situación real de nuestro país, como ya también dijeron muchos. Aunque sigue habiendo a quienes lo que realmente les preocupa es que disminuya la inversión extranjera y se vea afectada la economía (o su economía), qué se les puede decir sin mentar madres…

Esta vez duele Guerrero, pero no hay que olvidar a los otros miles de desaparecidos y asesinados en los últimos años. Más de 8 mil desaparecidos solamente en lo que va del sexenio, alrededor de 12 por día, y ninguna respuesta para ninguno de ellos. Esta vez fueron 43 al mismo tiempo y en el mismo lugar, es lo que hace la diferencia, lo que logra que resalte el tema, que nos indignemos todos. Pero el asunto no es nuevo y continúa. No fueron los últimos, por mencionar solo un caso más, recordemos que hace menos de 10 días, el 15 de octubre, se llevaron de su casa a Fernando de la Cruz, un comunero wixárika de San Andrés Cohamiata, Jalisco, y nadie sabe dónde está. Y continúan apareciendo fosas en Guerrero, y no olvidemos al chico asesinado hace unos días en el Festival Cervantino… ¿Y cuántos más habrán desaparecido hoy? ¿Y cuántos asesinados serán los del día?

Que al gobierno se le fue el país de las manos, dicen algunos. Eso también ya lo sabemos desde hace rato, pero los gobernantes no se han dado cuenta. ¿Será que con los 43 desaparecidos de Ayotzinapa ya lo notaron? Ya la ciudadanía comenzó a reaccionar, esperemos que continúe, que no sea solo cuestión de unos días o un par de marchas por lo sucedido en Guerrero.

Por último, repito aquí lo que no nos cansamos de gritar antier cientos de miles en todo el mundo: ¡VIVOS SE LOS LLEVARON, VIVOS LOS QUEREMOS! Y los dejo con dos videos que me encontré: uno que habla sobre la Escuela Normal Rural Raul Isidro Burgos de Ayotzinapa, para que nos demos una mejor idea del origen de los 43 estudiantes desaparecidos. Tiene un error que no puedo pasar por alto, y es que habla de “dialectos” en lugar de idiomas indígenas, pero creo que vale la pena. Y el otro video, es un reportaje de la televisión alemana sobre el tema, que ya quisiéramos ver en los medios nacionales, aunque al mismo tiempo da tristeza que eso sea lo que se informa en el mundo sobre nuestro país.

 

@yotlacuila

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.