close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
21 de marzo, un recordatorio para luchar contra la discriminación
Hay que recordar que, en su época, Benito Juárez también tuvo que enfrentar y superar múltiples obstáculos y discriminaciones por sus raíces indígenas.
Por Janine M. Otálora Malassis
23 de marzo, 2019
Comparte

Por: Janine M. Otálora Malassis (@JanineOtalora)

El 21 de marzo conmemoramos en México el natalicio de Benito Juárez, uno de los presidentes —y héroes— más importantes que ha tenido nuestro país. Juárez fue artífice del Estado moderno y colocó los cimientos de un país liberal y laico. Además, mantuvo la independencia y la soberanía nacional al hacer frente a la intervención francesa y al imperio de Maximiliano. Es mucho lo que nuestro país le debe a Juárez. Su legado sigue presente y continúa siendo inspiración para millones de mexicanos.

El 21 de marzo es también el Día Internacional de la Eliminación de la Discriminación Racial, establecido así por la Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas, en su resolución del 26 de octubre de 1966. En dicha resolución, la ONU condenó todas las políticas y prácticas de discriminación racial y segregación, así como las prácticas discriminatorias inherentes al colonialismo. Hizo un llamado a eliminar los prejuicios y las creencias erróneas —como la idea de superioridad de una raza sobre otra— e instó a los Estados miembros a promover la igualdad de oportunidades, sin distinción alguna. La ONU también hizo un llamado a garantizar los derechos humanos básicos, entre ellos el derecho al voto, la igualdad en la administración de justicia y el acceso a los servicios sociales.

Hay que recordar que, en su época, Benito Juárez también tuvo que enfrentar y superar múltiples obstáculos y discriminaciones por sus raíces indígenas. Estos prejuicios procedían de la época colonial, cuando a la sociedad se le dividía y limitaba en castas, de acuerdo a sus orígenes étnicos. Eran tan arraigados los prejuicios, que incluso los amigos y seguidores de Juárez podían caer en ellos, tal como lo demuestra una famosa anécdota de Melchor Ocampo que ha llegado hasta nuestros días.

Según esta anécdota —relatada por el famoso historiador Ralph Roeder— Ocampo un día rehusó un puro que Juárez le ofreció y citó en broma un dicho de la época: “No, señor, gracias, por aquello de que indio que chupa puro, ladrón seguro”. Nos dice Roeder que la respuesta vino breve y brusca: “En cuanto al indio, no puedo negar, pero en el segundo, no estoy conforme…”. Y Melchor Ocampo apenado se deshizo en disculpas.

Hoy en día nuestros pueblos indígenas son un porcentaje muy relevante de nuestra población. Según la Encuesta Intercensal 2015, llevada a cabo por el INEGI, en nuestro país hay más de 7 millones 300 mil personas que hablan alguna lengua indígena; cifra que representa 6.5 % de la totalidad nacional. Además, existen 494 municipios donde más del 40% de sus habitantes son hablantes de lengua indígena.

Lamentablemente el racismo y la discriminación en contra de los pueblos indígenas persiste hasta nuestros días, mostrando así lo profundo de su arraigo. En 2017, el INEGI decidió, por primera vez, llevar a cabo una Encuesta Nacional sobre Discriminación (ENADIS), que permitió reconocer la prevalencia de la discriminación y sus diversas manifestaciones en nuestro país. El 65% de los encuestados declaró que en nuestro país se respeta “poco o nada” los derechos de las personas indígenas.

De esta forma, el 21 de marzo es un recordatorio para luchar en contra de la discriminación en todas sus manifestaciones. Nuestra propia Constitución la prohíbe de forma expresa en su artículo primero.

Como juzgadora electoral me parece que una vía para terminar con dicha discriminación es impulsar la representación política de las y los indígenas. No obstante que nuestra Constitución garantiza —en su artículo segundo— la autonomía de pueblos y comunidades indígenas en sus asuntos políticos internos, debemos considerar que los indígenas tienen los mismos derechos que cualquier ciudadano para determinar el rumbo del país y el establecimiento de leyes y políticas públicas.

El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación y el Instituto Nacional Electoral trabajamos en el proceso electoral 2017-2018, para que se asegurara una representación indígena mínima en el Congreso de la Unión. Efectivamente, el Tribunal Electoral intervino para establecer que en 13 distritos electorales federales, en los que la población indígena es mayor al 60% de la población total, solamente candidatas y candidatos indígenas pudieran postularse a una diputación federal, respetando además el principio de la paridad.

Confío en que esta decisión haya contribuido a fortalecer la representación efectiva de las comunidades indígenas en el Poder Legislativo. Sin duda, el camino hacia una plena representación indígena aún es largo, pero las acciones afirmativas establecidas nos demuestran que ya estamos en marcha como sociedad.

La democracia se sustenta en principios como la igualdad y la no discriminación. La democracia en un país no se limita a la celebración periódica de elecciones ni a la renovación de cargos al interior de los órganos de poder; la democracia implica, además, que a nadie se le discrimine por razón alguna y que todas y todos tengan acceso efectivo a los derechos y libertades que la Constitución otorga, entre ellos el de representación política.

El 21 de marzo nos recuerda así que en una democracia no debe haber lugar para la discriminación, todas y todos tienen el mismo derecho a una vida digna.

 

* Janine Otálora es abogada y politóloga, comprometida con la igualdad de género y la democracia. Magistrada de la Sala Superior del @TEPJF_informa.

 

 

Disponible aquí.

Roeder, Ralph, “Referencias, sobre Melchor Ocampo, tomadas de la obra: “Juárez y su México”, Melchor Ocampo, Secretaría de Cultura del Gobierno de Michoacán, México, 2014, p. 214. Disponible aquí.

INEGI, “Estadísticas a propósito del Día Internacional de los Pueblos Indígenas (9 de agosto)”, 5 de Agosto de 2016. Disponible aquí.

Disponible aquí.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte

¡Muchas gracias!


Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.