close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
De-Generando
Por Instituto de Liderazgo Simone de Beauvoir
Organización feminista con 15 años en la formación de liderazgos con perspectiva de Género, D... Organización feminista con 15 años en la formación de liderazgos con perspectiva de Género, Derechos Humanos e Interculturalidad. (Leer más)
#AbortoLegalYa y justicia para las mujeres
En México, las mujeres tenemos más o menos derechos, dependiendo del lugar en donde vivimos, o de si podemos viajar a la CDMX o Oaxaca. El derecho a decidir de manera libre e informada sobre nuestra vida reproductiva, es decir, el derecho de no vivir un embarazo y una maternidad forzada, sigue siendo un privilegio reservado a unas cuantas ciudadanas.
Por Pascale Brennan
27 de septiembre, 2019
Comparte

Este 25 de septiembre 2019, con 24 votos a favor y solo 10 en contra, el Congreso de Oaxaca aprobó el decreto que reforma el Código Penal del estado para despenalizar el aborto. Con esta decisión histórica, Oaxaca es el segundo estado en despenalizar la interrupción del embarazo por cualquier causa durante las 12 primeras semanas de gestación. En México, ahora ya está despenalizado el aborto en dos entidades: la Ciudad de México y el estado de Oaxaca.

Mientras tanto, en los otros 30 códigos penales del país y el código penal federal, sigue criminalizado el aborto. Efectivamente, en México, las mujeres tenemos más o menos derechos, dependiendo del lugar en donde vivimos, o de si podemos viajar a la capital -o a partir de hoy a Oaxaca-. El derecho a decidir de manera libre e informada sobre nuestra vida reproductiva, es decir, el derecho de no vivir un embarazo y una maternidad forzada, sigue siendo un privilegio reservado a unas cuantas ciudadanas.

Se han hecho esfuerzos para avanzar hacia la plena garantía de los derechos humanos de las mujeres. Desde la sociedad civil y los movimientos sociales como Marea Verde, se lucha para que las mujeres puedan vivir una vida con dignidad y autonomía en la cual ellas tengan el derecho a decidir sobre sus cuerpos. Poco a poco se van notando avances, respuestas positivas y voluntades políticas que permiten avanzar en este sentido. La votación del 25 de septiembre en Oaxaca es la mejor prueba de esto.

CDMX, primera ciudad ganada

En primer lugar habría que mencionar la despenalización del aborto en la Ciudad de México. Desde 2007, la capital forma parte de las pocas entidades en América Latina y el Caribe que otorgan a las mujeres el acceso al servicio de salud de interrupción voluntaria del embarazo. Sin embargo siguen siendo más del 97% de las mujeres en edad reproductiva en América Latina y el Caribe que viven en países con leyes de aborto restrictivas1. En 2007 se reformó el código penal de la ciudad aprobando la despenalización del aborto a petición de la mujer hasta las doce semanas de gestación. Un año después, la Suprema Corte dictaminó como constitucional la ley para despenalizar el aborto en la Ciudad de México.

Políticamente, México es una república federal compuesta por 32 entidades, esto significa que cada entidad puede establecer cuándo el aborto es o no un delito. Los procedimientos que debe seguir una mujer para solicitar la interrupción de un embarazo y cómo debe prestar el servicio el personal de salud dependen de la legislación de cada estado. Actualmente existen 7 causales, es decir excepciones legales en las cuales el aborto no es punible: si el embarazo es producto de violación, si el embarazo representa un riesgo de muerte, un riesgo a la salud, si es producto de inseminación artificial no consentida, si el aborto es imprudencial o culposo, si el producto tiene alteraciones genéticas o congénitas, o si la mujer cumple con ciertas causas económicas. Además existe la NOM-046, una normativa que permite a las víctimas de violencia sexual acceder a aborto legal en todo el país acudiendo directamente a los servicios de salud sin tener que acudir previamente a la policía.

Paso a paso, la despenalización

Desde la reforma al código penal en la Ciudad de México se han presentado muchas iniciativas de despenalización del aborto a nivel local, como en el Estado de México, Hidalgo, Michoacán, Quintana Roo, San Luis Potosí, Oaxaca, Tlaxcala, Puebla, Querétaro y más. Estas iniciativas han sido presentadas desde partidos diferentes; principalmente de MORENA, del PRD, o por parte de una iniciativa ciudadana cómo en Quintana Roo. Solo en Oaxaca se ha aprobado. Además, a nivel nacional se han presentado en los últimos años varias iniciativas que constituyen una posible vía para la despenalización del aborto. Recordemos la iniciativa de Porfirio Muñoz Ledo, en ese entonces presidente de la Cámara de Diputados. Su iniciativa pretendía reformar artículos constitucionales. Las diputadas Verónica Juárez Piña y Norma Azucena Rodríguez Zamora (PRD) en 2018 presentaron una propuesta para despenalizar el aborto hasta las 12 semanas de gestación reformando el Código Penal Federal y la Ley General de Salud. Lorena Villavicencio (MORENA) también el año pasado presentó una iniciativa en la Cámara de Diputados proponiendo modificar y derogar algunos artículos al Código Penal Federal, además de agregar artículos a Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia.

Todas estas iniciativas parecen orientarse hacia la despenalización del aborto a nivel nacional, por vías variadas (reforma constitucional, reforma a diferentes leyes generales, reforma al Código Penal Federal etc.), sin embargo estos 30 códigos penales estatales representan de alguna forma un obstáculo a estos posibles avances a nivel nacional. Y ninguna de las iniciativas mencionadas han sido aprobadas.

Protección de la vida desde la concepción

La despenalización en la Ciudad de México, alertó a grupos conservadores, fue un detonador para que se presentarán en 19 estados una serie de reformas constitucionales de “protección de la vida desde la concepción”. Desde el movimiento feminista y las organizaciones expertas en los derechos de las mujeres, siempre se ha defendido que estas reformas no tenían un impacto real sobre los derechos reproductivos de las mujeres, pero podían más bien tener un impacto socio-cultural y generar confusión jurídica. Sin embargo, el hecho de que en Oaxaca se haya podido despenalizar el aborto teniendo en su constitución este elemento de protección de la vida desde la concepción, se comprueba que el derecho a la vida y el derecho al aborto seguro no son incompatibles.

No más presas por abortar

En este mes de septiembre 2019 se presentó una iniciativa de Ley de Amnistía por el Presidente Andrés Manuel López Obrador, una ley que pretende otorgar la libertad a personas presas por ciertos actos delictivos (como el aborto). Para que esta iniciativa repare las injusticias, es importante que tome en cuenta algunos puntos:

  • Debe ser aplicable a mujeres procesadas en tribunales estatales (donde está la mayoría de casos). La propuesta actual sólo incluye a personas procesadas por tribunales del orden federal.
  • Debe tomarse en cuenta que muchas mujeres están criminalizadas por aborto bajo figuras legales como el homicidio en razón de parentesco o infanticidio. La iniciativa está dejando fuera todas las mujeres injustamente juzgadas bajo estas figuras legales.
  • La ley debe ir acompañada por cambios legislativos que no criminalicen a las mujeres por ejercer autonomía sobre sus cuerpos. La Ley Amnistía puede representar un primer esfuerzo para dejar de considerar el aborto como un delito y comenzar a verlo como un derecho.

Aunque existan un gran número de iniciativas tanto nivel estatal como federal a favor de la despenalización del aborto, la interrupción voluntaria del embarazo sigue siendo criminalizada en este país a pesar de que las condiciones de legalidad tienen poco que ver con la cantidad de abortos que se llevan a cabo y mucho que ver con las condiciones en las que suceden2. Con la excepción de la Ciudad de México y ahora Oaxaca, en el país las mujeres que desean abortar son criminalizadas y muchas se ven forzadas a desplazarse para acceder al servicio de interrupción legal del embarazo (ILE). En caso de no contar con los recursos se exponen a hacerlo en condiciones clandestinas que pueden ser inseguras y poner en riesgo su salud y su vida. El aborto legal es un tema de justicia social, de salud pública y de derechos humanos. En pleno siglo XX ésta sigue siendo una deuda histórica que tiene el Estado con las mujeres. La despenalización del aborto en Oaxaca representa un avance enorme y un ejemplo a seguir para toda la república. Es el reflejo de lo que representaría una real cuarta transformación en México.

* Pascale Brennan (@ISBeauvoir @REDefineMX) es Oficial de Incidencia de Redefine México, red de jóvenes por los derechos sexuales y reproductivos del Instituto de Liderazgo Simone de Beauvoir.

 

1 Singh S et al., Abortion Worldwide 2017: Uneven Progress and Unequal Access, New York: Guttmacher Institute, 2018. Disponible acá.

2 Singh S et al., Abortion Worldwide 2017: Uneven Progress and Unequal Access, New York: Guttmacher Institute, 2018. Disponible acá.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.