Aprendamos de ellas, las mujeres policías - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
El blog de Causa en Común
Por Causa en Común
Causa en Común es una ONG multidisciplinaria de mexicanos trabajando por México que pretende se... Causa en Común es una ONG multidisciplinaria de mexicanos trabajando por México que pretende ser al mismo tiempo incómoda y propositiva. Es presidida por María Elena Morera y se dedica a la construcción de ciudadanía, la promoción del Estado de Derecho y a exigir una mayor rendición de cuentas por parte de las autoridades. Síguela en Twitter: @causaencomun. (Leer más)
Aprendamos de ellas, las mujeres policías
De frente a la adversidad que implica combatir el crimen en México, las mujeres policías se imponen ante un doble reto: enfrentar la criminalidad en el país y en sus corporaciones.
Por María del Pilar Déziga Velázquez
4 de marzo, 2020
Comparte

Una mujer policía en México es sinónimo de valor, pasión y entrega, al mismo tiempo que de discriminación, acoso y abuso. La polaridad de estos conceptos nos obliga a reflexionar respecto de las motivaciones que las mantienen en las corporaciones policiales; en esos espacios que fueron diseñados por hombres y para hombres.

De frente a la adversidad que implica combatir el crimen en México, las mujeres policías se imponen ante un doble reto: enfrentar la criminalidad en el país y en sus corporaciones. Y, ¿de qué son víctimas las mujeres policías? Son víctimas de violencia de género, ejercida a través de insinuaciones sexuales, violencia digital y acoso sexual. Y, ¿qué hacen las mujeres policías para combatir estas conductas, al interior y exterior de sus corporaciones? Poco.

Causa en Común, en colaboración con las corporaciones del Estado de México y de Nezahualcóyotl, así como con el apoyo del gobierno canadiense, emprendió el estudio “Ser mujer policía”. El proyecto se desarrolló en tres etapas. En la primera, se entrevistaron a autoridades de ambas corporaciones, con el objetivo de conocer las distintas percepciones que existen respecto del tema de violencia de género, igualdad y brecha de género en la carrera policial.

De esa primera etapa, se encontró que existe preocupación entre los funcionarios por la victimización de la que son objeto las mujeres policías, considerando que, el ambiente policial se ha asociado principalmente a conductas masculinas por lo que se tienden a normalizar las conductas indebidas en contra de las mujeres.

Sin embargo, señalaron que, mujeres y hombres reciben formalmente el mismo trato en la operación policial, aunque sí existen casos en que se registran abusos. En ese sentido, aseguraron que es importante contar con la normatividad suficiente para visibilizar las conductas y aplicar sanciones ejemplares.

Además, estuvieron de acuerdo en que, mediante la capacitación actualizada y continua se deben erradicar las conductas de violencia hacia las mujeres y fomentar un mejor ambiente laboral.

En la segunda etapa del proyecto se llevaron a cabo trabajos de campo en cada una de las corporaciones. Se trabajó con las mujeres policías en grupos de enfoque y se aplicaron encuestas para conocer sus percepciones respecto a su función al interior de las corporaciones; respecto de la brecha de género en la carrera policial y sobre su sentir con relación a las conductas indebidas al interior de las corporaciones.

Al respecto, se encontró que las mujeres ingresan a la policía, principalmente, porque les gusta; porque algún familiar es policía, o porque buscan estabilidad económica (varias de ellas son madres solteras). Además, señalaron que pasan por el mismo proceso de reclutamiento, aunque sí enfrentan la discriminación de algunos instructores en las Academias.

Con relación a los ascensos, se registraon opiniones encontradas ya que hubo quienes consideraron que los hombres tienen mayores oportunidades para ascender por prejuicios de los instructores y de los mandos. Hubo quienes consideraron que los procesos son iguales y que hay mujeres que no quieren más responsabilidades porque prefieren dedicarse al hogar.

De los mandos, consideraron que no generan un clima de respeto entre hombres y mujeres, y que son ellos quienes las re-victimizan o que apoyan las conductas indebidas contra ellas.

Respecto del tema de conductas indebidas, estuvieron de acuerdo en que esas conductas persisten porque hay re-victimización entre las mujeres, los compañeros y los mandos, aunada a la falta de sanciones.

Con la información obtenida de ambas etapas, se diseñaron dos modelos de talleres, enfocados en las necesidades de cada corporación con la finalidad de compartir información con hombres y mujeres policías respecto de la importancia de los temas de género y la labor policial; sensibilizarles para mejorar el ambiente laboral entre mujeres y hombres policías e informar sobre los mecanismos de denuncia que existen al interior y exterior de las corporaciones.

En la primera fase de los talleres, mediante dinámicas de participación, se pidió a mujeres y hombres policías que describieran las características principales de cada sexo. Al respecto se encontró que es usual que las mujeres enlistaran características negativas asociadas al género masculino, mientras que los hombres describieron cualidades físicas y afectivas de las mujeres. Con los resultados de esas actividades, se trabajaron los temas de sexo, género y estereotipo de hombres y mujeres en la policía.

En la segunda fase de los talleres, se compartió información respecto de la incidencia delictiva del estado de México, de la que son víctimas las mujeres. En esa fase, se observó cierta resistencia de algunos hombres al mando de grupos operativos, quienes consideraron que era importante que se discutiera respecto de la incidencia delictiva de la que son víctimas los hombres.

En la tercera fase, se discutió respecto de la relación que existe entre las y los elementos con las instancias de las corporaciones. Se habló acerca de la victimización y re victimización que suceden al interior de las policías, así como sobre los mecanismos de denuncia, procesos de investigación y catálogo de sanciones que existen en cada una de las corporaciones.

Del proyecto se encontró que, si bien las mujeres policías deciden su profesión alentadas por vocación y por su entorno familiar, las conductas indebidas pueden desincentivar esa vocación a lo largo de su carrera policial. Además, se concluyó que, persiste la normalización de las conductas violentas en contra de las mujeres policías, considerando que las corporaciones policiales han sido diseñadas por y para hombres. Por tanto, Causa en Común emitió una serie de recomendaciones para todas las corporaciones policiales, con la finalidad de erradicar la violencia de género:

  • Mantener vigentes los talleres de sensibilización al tema de género, particularmente entre mandos e instructores.
  • Ampliar campañas informativas sobre la importancia de denunciar.
  • Modificar o diseñar códigos de ética y lineamientos para incluir las conductas indebidas que más se replican en la corporación con sanciones severas.
  • Mantener el seguimiento a los procesos de investigación de casos de violencia de género.
  • Asegurar la integridad de la víctima después de su denuncia.

Si no se promueve el desarrollo de las mujeres policías, no será posible mejorar a nuestras corporaciones policiales. Y si no rescatamos a nuestras policías, nunca podremos construir la seguridad que tanto nos urge.

* María del Pilar Déziga Velázquez (@PilarDeziga) es Internacionalista por el ITESM y Socióloga por la UNAM. Se ha desempeñado en el servicio público, colaboró en la Embajada de Canadá en México, en el Consulado de México en Douglas, Arizona, y formó parte de la Subdirección de Salvaguardia Estratégica en Petróleos Mexicanos, en el área de investigación e inteligencia.

Queremos conocer la historia de nuestras lectoras. Participa en esta dinámica y cuéntanos con ilustraciones, audio, texto, imágenes o video Cómo llegó a tu vida el feminismo.
Nosotras haremos una publicación con las respuestas para que se escuche la voz de todas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.