Las alas del Presidente - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
El blog de Causa en Común
Por Causa en Común
Causa en Común es una ONG multidisciplinaria de mexicanos trabajando por México que pretende se... Causa en Común es una ONG multidisciplinaria de mexicanos trabajando por México que pretende ser al mismo tiempo incómoda y propositiva. Es presidida por María Elena Morera y se dedica a la construcción de ciudadanía, la promoción del Estado de Derecho y a exigir una mayor rendición de cuentas por parte de las autoridades. Síguela en Twitter: @causaencomun. (Leer más)
Las alas del Presidente
Por Causa en Común
2 de mayo, 2012
Comparte

*Por: Carlos Quintero Herrera Lasso (@Wintero)

Consejero de Causa en Común

 El pasado lunes 30 de abril, durante la 94 Asamblea de la CONCAMIN, el Presidente de la República, Felipe Calderón Hinojosa, afirmó de manera categórica que su estrategia en materia de seguridad es la mejor opción y la única propuesta viable en el debate público (Discurso íntegro):

…a la fecha no hay en el debate público ninguna alternativa verdaderamente distinta, viable, clara a lo que se esta haciendo hoy.”

Hay que reconocer al titular del Ejecutivo que parte de lo que dice es cierto. En este momento no hay alternativas completamente diferentes a su estrategia de seguridad porque su estrategia es necesariamente el punto de partida para llegar a algo diferente, por lo que en los debates académico y de política pública se discute sobre la situación en la que nos encontramos hoy y cómo enfrentarla. La realidad es que la incorrectamente llamada “guerra contra el narcotráfico” o “guerra contra las drogas” es un mal que, en este momento, es inevitable. Sin embargo, en 2006 existieron alternativas sobre las que hoy, a casi 6 años de haber probado la estrategia de la represión, existe mayormente consenso que hubieran sido mejores y que hoy siguen siendo alternativas viables.

Una de las propuestas que ha sido exitosa en diversas partes del mundo y se ha posicionado cada vez con más fuerza en México es transformar el enfoque de “seguridad pública” en uno de “seguridad ciudadana”; es decir, poner la seguridad de los individuos que formamos parte de este Estado en el centro de la política pública. El término “seguridad ciudadana” nació en Latinoamérica con el objetivo de contrastar la seguridad que debe existir en la democracia con la seguridad que se da en el autoritarismo, en la que el objetivo principal es la protección y defensa del Estado incluso a costa de los ciudadanos. Las decisiones que tomó el Presidente al inicio de su gobierno nos marcaron un camino del que no es fácil salir, pero que por ningún motivo fue ni es el único posible.

Uno de los trabajos más complejos del próximo gobierno será reencausarnos hacia la seguridad ciudadana: poner en el centro de la política de seguridad a los mexicanos, a los derechos humanos y garantizar que el uso de la fuerza por parte del Estado se realice por elementos entrenados para actuar en materia de seguridad pública.

Mucho se ha escrito sobre la soberbia en los gobernantes y no es tema de este artículo, pero la declaración del Presidente invita a recordar el famoso mito griego del joven Ícaro, a quien Dédalo, su padre, fabricó unas alas que, en parte, pegó con cera. Al entregárselas, aquél le advirtió que no volara muy alto porque el calor del sol las derretiría y ya no podrían soportar su peso. Valga decir que Ícaro se dio tremenda empapada cuando cayó al mar por volar demasiado alto.

El Presidente de la República decidió afirmar la infalibilidad y la aparente falta de opciones sobre su estrategia de seguridad al final del sexenio, una vez que el universo de oportunidades que existía se ha reducido al grado que buscamos la mejor opción dentro de la desfavorable realidad que nos toca enfrentar. Sin embargo, no es necesario entrar en la discusión sobre los resultados, en los que se habla de cerca de 60 mil muertos en estos 6 años, ya que encuestas como la de MUCD sobre percepción de la inseguridad de Marzo de 2012, muestran que el 43% de los  mexicanos considera “un fracaso” la estrategia actual para el combate al crimen organizado.

Al menos en términos de percepción, para los ciudadanos a este gobierno ya se le quemaron las alas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.