Chapulinazo: Chaqueta mental constitucionalizada - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
El blog de DHP*
Por Dejemos de Hacernos Pendejos
DHP* nace a partir de un estado de ánimo, una sensación de hartazgo, de cansancio y frustració... DHP* nace a partir de un estado de ánimo, una sensación de hartazgo, de cansancio y frustración. El objetivo es convertirlo en una actitud positiva hacia la vida. Nuestra misión es construir un movimiento social que nos responsabilice y organice como ciudadanos, con el poder individual y colectivo para transformarnos los unos a otros y desde el interior de nosotros mismos, en una sociedad más feliz que trabaja cada día por un país más justo. (Leer más)
Chapulinazo: Chaqueta mental constitucionalizada
Por Dejemos de Hacernos Pendejos
14 de septiembre, 2011
Comparte
Por: Mr.P (@mrpico)
La manera más mediocre de escalar en tu carrera, es brincar de puesto en puesto.
Un pelmazo que es chalán en una compañía aplica -mientras trabaja- una solicitud de empleo en otra empresa ahora como coordinador de chalanes -durante el tiempo que sea necesario. El día que cae esa chamba, aplica -inmediatamente- una solicitud de empleo en otra compañía más, ahora al puesto de subdirector de chalanes; el día que cae esa chamba, aplica la de director de chalanes en otra, así hasta llegar a convertirse en Presidente de Chalanes, Pinches & Mediocres S.A. de C.V.
Así las cosas, la realidad es que ni fue chalán, ni fue subdirector, ni será presidente. Porque en el fondo… ese “presidente” es apenas un aprendiz de chalán; sediento, mañoso y con irresponsable prisa.
La neta es que son pocas las personas que saben hacer carrera, porque es obvio que resulta mucho más fácil brincar de una chamba a otra con tal de ganar unos pesos más. Que, en detrimento de sus capacidades -en realidad, suerte-, llega el día en que se les nota lo pendejo… y nadie los vuelve a emplear, ni son capaces de empezar de cero.
Así los promiscuos con las nachas. Así las solteronas; así todos aquellos que nunca se ponen la camiseta aunque a gritos se las dan.
Así los políticos, funcionarios elegidos por la -casi afónica- voz del pueblo… Lejos de apasionarse por ser servidores públicos y servirnos de pocamadre, nomás se sientan en el banquito a tragar camote, mientras ya se saborean el tamal con más salsa, en el sillón de arriba.
¡Jodido! porque ni la primera, ni la segunda hacen bien. ¿Qué podríamos hacer para defendernos? ¿Quién podrá representarnos?
Llegan con ideas y promesas que no sólo son incapaces de cumplir en tiempo y forma, sino que además les urgen sus aspiraciones para otro puesto, mismo que además, van a ejecutar igual de chafa. Vivimos la institucionalización de la chaqueta mental en términos constitucionales.
¿Y ahora, quién podrá representarnos?
No es tan alocada la idea de exigir que un funcionario elegido se comprometa a terminar su periodo de labores, sin poder mirar las minifaldas de la periquera de enfrente. Que se chinguen; que trabajen, que cumplan, que sirvan y esperamos -en una de esas- hasta que lo disfruten y se sientan orgullosos.
Y si no: que no se alquilen.
A todos nos conviene. Simple. Nosotros obtenemos un “servicio que pagamos” y ellos “hacen una carrera profesional”. Incluso el tema de la “rendición de cuentas” podría parecerles un momento dorado, en donde nos presuman lo chingones que son, sus madres llorarán de orgullo acompañadas por violines y nosotros desquitaríamos sonrientemente los impuestos que pagamos.
El plan es bien sencillo: Dejemos de hacernos pendejos y hagamos la reforma política ya. URGE. Hay cientos de innovaciones y pimpeos a las reglas, derechos y obligaciones de todos. Una de tantas, es detener la plaga de Funcionarios Chapulines, Pinches & Mediocres, que -por lo menos- a los alcaldes, delegados y diputados fugaces, les haría más trascendente su oficio y a nosotros el beneficio.
¡Echémosles montón! Somos más ¿o qué no?
DHP*
Mr.P

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts