Dejar que el tiempo pase, la apuesta de este gobierno - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
El blog de DHP*
Por Dejemos de Hacernos Pendejos
DHP* nace a partir de un estado de ánimo, una sensación de hartazgo, de cansancio y frustració... DHP* nace a partir de un estado de ánimo, una sensación de hartazgo, de cansancio y frustración. El objetivo es convertirlo en una actitud positiva hacia la vida. Nuestra misión es construir un movimiento social que nos responsabilice y organice como ciudadanos, con el poder individual y colectivo para transformarnos los unos a otros y desde el interior de nosotros mismos, en una sociedad más feliz que trabaja cada día por un país más justo. (Leer más)
Dejar que el tiempo pase, la apuesta de este gobierno
El PRI conoce a conciencia sus formas y ha logrado contaminar a otros sectores políticos y gubernamentales. En México esto se traduce en la reproducción asistida de partidos sanguijuela, el parto inmisericorde de políticos mediocres y el periodo aplazado al infinito de la complacencia. El PAN puede despertar si Margarita Zavala llegara a ganar la presidencia del partido porque no parece tan contaminada como Gustavo Madero.
Por Dejemos de Hacernos Pendejos
16 de enero, 2015
Comparte

Por: Guillermo Fajardo (@GJFajardoS)

Gustavo Madero recala en el desánimo de los panistas: el partido está descabezado. Dejar fuera a Margarita Zavala es una buena estrategia para ese sector por el mensaje que manda. A Felipe Calderón lo quieren fuera de la órbita azul, la política marcada de alianzas que Madero sabe hacer: primero con el PRI y después con los suyos. Esta forma de forjar complicidades irá minando su estrategia no solo porque Madero no se da cuenta que lo que a él le falta a Zavala le sobra: criticar de frente al Gobierno Federal y hacerle entender al Presidente que disimular que las cosas no pasaron no significa disiparlas. A México le hace falta acabar con la impunidad transexenal que implica mandar a los ex presidentes de vacaciones. Que la dislexia o la oligofrenia de Enrique Peña Nieto no sean un impedimento.

La apuesta de este gobierno impresiona por su parquedad: dejar que el tiempo pase. Nada, absolutamente ninguna consecuencia para el Presidente, Grupo Higa o Luis Videgaray: que vivan las casas y las indulgencias; el aplazamiento y el indulto; la amnistía y el silencio. Así nos vamos. De a poco. Hasta que se acabe el sexenio o encontremos una forma más amable (las marchas caen gordas a los políticos) de entregar la indignación. De nada sirve: México vive en un día feriado continuo. La política de la gota: hasta que se llene el vaso y después no haya nadie que llegue a limpiar el líquido.

El PRI conoce a conciencia sus formas y ha logrado contaminar a otros sectores políticos y gubernamentales. En México esto se traduce en la reproducción asistida de partidos sanguijuela, el parto inmisericorde de políticos mediocres y el periodo aplazado al infinito de la complacencia. El PAN puede despertar si Zavala llegara a ganar la presidencia del partido porque no parece tan contaminada como Madero: un político que inhibe hasta su propia sombra por la simpleza con la que habla. Este síntoma, la tibieza compartida, se extiende en un largo paréntesis monocromático: Peña Nieto se encuentra adormilado y así seguirá; no hay nadie en el Legislativo que más o menos remueva las aguas y la columna vertebral del desánimo está en darnos cuenta que tenemos un Presidente tan apocado para los grandes temas que ni siquiera resuelve planteárselos. El Pacto por México resultaba atractivo por el impulso que Peña Nieto pudiera darle: ahora parece más bombero que político. Acostumbrados a la impunidad del Estado de México, la relación de Peña Nieto y los suyos con los problemas nacionales parece más bien la relación de Los Pinos y su Gabinete con el poder que administran. Al Presidente no se le reclaman los errores sino la manera en cómo los enfrenta. La inactividad de Peña Nieto amenaza con llevarnos de la mano al zaguán de las grandes reformas aplaudidas sin permitirnos entrar al palacio: sitio exclusivo de aquellos que tienen el poder para incrementar su patrimonio y seguir haciéndolo.

Por eso es importante que Margarita Zavala llegue a la presidencia del PAN: porque mal que bien vive al margen de la política, posición ventajosa porque se tiene la libertad de decir las cosas de frente sin grandes consecuencias para su poder, que no existe. Zavala no tiene nada que perder. Este maltrato presidencial hacia el país pertenece a la cultura política de estar demasiado acostumbrado a las licencias legales, a hacer sin consecuencias. Si Margarita Zavala insiste en ello no solamente apuntará directamente al Presidente sino a Gustavo Madero, artífice, en buena parte, de la falta de dinamismo político que nos rodea. Entre más indiscreta se muestre la ex Primera Dama, mejor; la polémica puede formar parte de su estrategia. Puede no ser la mejor opción y ni siquiera la menos mala, pero al menos no genera indiferencia entre el priismo, cosa que no se puede decir del ex presidente nacional del PAN, cuyo voto fue importante para el Presidente en un momento de renovación, pero nada más.

Quizá Gustavo Madero ya se resignó a una victoria priista en 2018 y por ello preferirá ir por la Gubernatura de Chihuahua. El chivo expiatorio será el Gobernador de Puebla, Rafael Moreno Valle, que no goza ni de la proyección que formó a Peña Nieto o representa, así de lejos, una alternativa real que le indique algo al electorado y que nos permita pensar que la cadena de privilegios podría acabar.

Zavala, en cambio, sí.

 

@DHPmexico

 

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts