close
Suscríbete a nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
El blog de México SOS
Por México SOS
México SOS es una organización de la sociedad civil que busca contribuir a la consolidación de... México SOS es una organización de la sociedad civil que busca contribuir a la consolidación de un sistema de seguridad y justicia eficaz y a la conformación de una ciudadanía más participativa e involucrada en los asuntos de interés público. (Leer más)
Del terror a la esperanza en Ixtapa Zihuatanejo
Durante el transcurrir de la crisis, diversos grupos de comerciantes, asociaciones de empresarios, hoteleros y ciudadanos intentamos organizarnos para actuar y contribuir a salvaguardar la integridad de la población y los turistas que nos visitaban, así como para detener y revertir la crisis de seguridad que nos afectaba.
Por México SOS
11 de abril, 2019
Comparte

Enclavado en la Costa Grande de Guerrero, Ixtapa Zihuatanejo es un polo turístico que le aporta un significativo porcentaje de divisas al estado y de empleos, desarrollo y oportunidades de vida a las comunidades locales que lo conforman. Pero también dicha localidad enfrenta desde hace más de una década la disputa de grupos criminales por el control de la franja de la Costa Grande que atraviesa la entidad, considerada como estratégica en la ruta del tráfico de drogas que recorre el Pacífico mexicano.

En efecto, desde al menos 2008 Ixtapa Zihuatanejo resintió la presencia y actividades de grupos delictivos ligados a los grandes cárteles de las drogas, que gradualmente provocaron no sólo una significativa afectación en las actividades turísticas y productivas de la zona, sino que, además, sembraron de violencia y sangre sus calles, bajo la complaciente pasividad, indiferencia y complicidad de muchas de nuestras autoridades.

De esta situación derivaron estampas de terror durante los últimos tres años, como ejecuciones en sitios públicos, incendios a comercios, extorsiones, robos de diversos tipos, la ejecución de policías municipales, la presencia de hombres con armas de alto poder recorriendo las calles de nuestras colonias y, lo peor, la detención, en mayo de 2017, de 60 policías municipales por parte de las fuerzas federales.

Dentro de los detenidos se descubrió que tres de ellos estaban vinculados a grupos delictivos, además de tener bajo su control las operaciones de la corporación, en tanto que a los restantes se les fincaron responsabilidades judiciales y administrativas por haber incurrido en diversos delitos y faltas a la normatividad. Al paso de los días, 40 elementos fueron puestos en libertad y 20 vinculados a proceso.

Como resultado de esta crisis, elementos del Ejército y de la policía estatal tomaron bajo su responsabilidad la seguridad de Ixtapa Zihuatanejo, no sin que los lugareños pagáramos el costo de todo ello. Esto se tradujo en una severa afectación de la vida comunitaria, comercial y turística: la gente dejó de salir a las calles apenas anochecía, los comercios y bares cerraban temprano, y el turismo se alejaba de nuestras playas, mercados y plazas comerciales.

Esto valió para que en el reporte 2018 del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Ixtapa Zihuatanejo terminara colocada entre las cinco ciudades con mayor número de homicidios dolosos por cada 100 mil habitantes, con una tasa de 102.5.

Durante el transcurrir de la crisis, diversos grupos de comerciantes, asociaciones de empresarios, hoteleros y ciudadanos intentamos organizarnos para actuar y contribuir a salvaguardar la integridad de la población y los turistas que nos visitaban, así como para detener y revertir la crisis de seguridad que nos afectaba.

El contacto con la Fundación México SOS, a través de su director y coordinador nacional de la Red de Mesas de Seguridad y Justicia, Orlando Camacho, abrió el camino para que en un breve tiempo, con el apoyo técnico y solidario de otras Mesas de Seguridad y Justicia (MSJ), lográramos organizarnos, contactar con autoridades de los tres ámbitos de gobierno y funcionarios de las instituciones de seguridad y justicia para instalar la MSJ en Ixtapa-Zihuatanejo (MSJ-IZ), el 12 de marzo de 2018.

Bajo un esquema organizativo que está cifrado en la corresponsabilidad, confianza mutua y diálogo permanente, iniciamos los trabajos que nos llevaron a integrar una agenda de acción en común, permitiéndonos detectar las causas que generan los delitos, proponer acciones para evitar su proliferación y alcanzar metas en común.

En unos cuantos meses, las acciones conjuntas de autoridades y ciudadanos integrantes de la MSJ-IZ, o como gustamos decir quienes integramos estos modelos de organización, los ciudadanos sin cargo y con cargo público, logramos fortalecer las relaciones interinstitucionales de las instancias de seguridad pública y promover su acción coordinada, que se tradujo en la presentación del plan de seguridad municipal; la creación de la Policía Turística, del Grupo de Operaciones Especiales Jaguar, que recibió la encomienda de vigilar y proteger la Zona Económica Especial de Puerto Unión, entre los límites con Michoacán y el acceso carretero a Ixtapa Zihuatanejo, que inició operaciones en agosto de 2018 con 20 patrullas y 150 elementos policiales certificados y capacitados por la Secretaría de la Defensa y gestionar la unificación de los sistemas de videovigilancia municipal y estatal a través de un Centro de Comando y Control (C2).

Las acciones coordinadas entre autoridades y ciudadanos propiciaron una venturosa recuperación de la afluencia turística durante la temporada de verano, de alrededor de 419 mil personas, que significó una ocupación hotelera de 72.6 por ciento de la capacidad instalada y una derrama de mil 851 millones de pesos.

En materia de incidencia delictiva, al finalizar el año, Ixtapa Zihuatanejo reportó una considerable disminución de robos a casa habitación, contabilizando 14 casos, contra 41 que se reportaron al cerrar 2017; en robo a negocio se reportaron 20 casos, contra 35 del periodo previo; en robo de vehículos se reportaron 290 casos contra 377 en 2017; sólo se reportaron dos casos de extorsión.

Durante el primer trimestre de 2019 se han reportado 3 robos a negocio, contra 5 que se registraron durante el mismo periodo del año previo; en robo a casa habitación se reportó sólo un caso contra 5 en 2017; los robos de vehículo sufrieron una considerable disminución al registrarse sólo 29 casos contra los 290 del periodo previo; sólo se registró una extorsión contra los dos casos suscitados durante el periodo de 2017; los secuestros se redujeron en 50 por ciento, al registrarse solamente 2 casos contra los 4 que hubo durante el mismo periodo de 2017 y los homicidios se redujeron a 20 contra los 141 registrados durante el primer trimestre del año anterior.

Si bien los resultados dan cuenta de que aún queda mucho por hacer, resulta alentador comprobar que nuestro municipio recupera brío y prestigio junto con la seguridad y confianza del turismo que, durante los primeros días de abril, reservó alrededor del 90 por ciento de las habitaciones para el periodo vacacional de Semana Santa, lo cual nos alienta, a los integrantes de la MSJ-IZ, a mantener nuestro ritmo de trabajo y compromiso social de luchar por devolver a Ixtapa Zihuatanejo su viejo lustre como uno de los polos más importantes del país en materia de turismo y diversión. Tenemos esperanza de que lo lograremos.

 

* Mesa de Seguridad y Justicia de Ixtapa-Zihuatanejo de @MEXICOSOS.

¡Gracias por leer! Ayúdanos a seguir con nuestro trabajo. ¿Cómo? Ahora puedes suscribirte a Animal Político en Facebook. Con tu donativo mensual recibirás contenido especial. Entérate cómo suscribirte aquí. Consulta nuestra lista de preguntas frecuentes aquí.
Comparte