close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
El blog de MSF
Por Médicos Sin Fronteras
Médicos Sin Fronteras (MSF) es una organización médico-humanitaria internacional que aporta su... Médicos Sin Fronteras (MSF) es una organización médico-humanitaria internacional que aporta su ayuda a poblaciones en situación precaria y a víctimas de catástrofes de origen natural o humano y de conflictos armados, sin discriminación por raza, religión o ideología política. En reconocimiento a su labor, MSF recibió en 1999 el Premio Nobel de la Paz. Contáctanos en: www.msf.mx en Twitter: @msf_mexico Facebook: www.facebook.com/MSF.Mexico o YouTube: www.youtube.com/user/msfmexico (Leer más)
El ébola en la RDC, un reto para la próxima década
Aunque hay señales positivas de que el número de casos está disminuyendo lentamente, el brote sigue siendo un grave problema de salud pública y no está claro cuándo terminará.
Por Médicos Sin Fronteras
9 de enero, 2020
Comparte

República Democrática del Congo declaró su décimo brote de Ébola en 40 años el 1 de agosto del 2018. El brote se encuentra principalmente en el noroeste del país en las provincias de Kivu Norte e Ituri. Ahora que se han superado los 3,000 casos, este se considera el mayor brote de Ébola en la historia del país. También es la segunda epidemia de Ébola más grande que se ha registrado, sólo después de la de África Occidental entre 2014-2016.

Durante los primeros ocho meses de la epidemia, hasta marzo de 2019, más de 1,000 casos de Ébola fueron reportados en la región afectada. Sin embargo, entre abril y junio de 2019, este número se duplicó al haber 1,000 casos nuevos reportados en sólo tres meses. Desde principios de junio y finales de agosto, el número de nuevos casos notificados por semana era de 75 a 100 casos por semana -en promedio-; desde agosto ha disminuido lentamente, con sólo 70 casos identificados en octubre.

Las últimas cifras proporcionadas por el Ministerio de Salud de la República Democrática del Congo vía OMS este 25 de diciembre entregaron un total de 3, 371 casos con 2,228 muertes totales y 3,253 casos confirmados.

Aunque hay señales positivas de que el número de casos está disminuyendo lentamente, el brote sigue siendo un grave problema de salud pública y no está claro cuándo terminará.

El 17 de julio de 2019, la Organización Mundial de la Salud anunció que el actual brote de Ébola en la República Democrática del Congo representa una emergencia de salud pública de importancia internacional (PHEIC, por sus siglas en inglés).

A mediados de agosto, la epidemia se propagó a la vecina provincia de Kivu Sur, -convirtiéndose en la tercera provincia en la RDC en registrar casos durante este brote- varias personas comenzaron a enfermarse en Mwenga, a 100 kilómetros de Bukavu, la capital de la provincia.

Dados los actuales desafíos para responder al brote, en MSF creemos que las actividades relacionadas con el Ébola deberían ser integradas en el sistema de salud existente, para mejorar la proximidad de los servicios dentro de la comunidad y asegurar que se mantengan funcionales durante el brote.

¿En qué área se está desarrollando la situación?

Ubicada al noreste de la República Democrática del Congo, la provincia de Kivu Norte es un área densamente poblada con aproximadamente 7 millones de personas, de las cuales más de 1 millón se encuentran en Goma (la capital), y aproximadamente 800,000 en Butembo. A pesar de la topografía y las malas carreteras en la región, la población es muy móvil.

La provincia también es conocida por ser un área que lleva más de 25 años en conflicto, y se estima que actualmente hay más de 100 grupos armados activos. Las actividades delictivas, como los secuestros, son relativamente comunes y las escaramuzas entre grupos armados ocurren regularmente en toda el área. La violencia generalizada ha provocado el desplazamiento de la población y dificultado el acceso a algunas zonas de la región.

Presencia previa de Médicos Sin Fronteras en el área

MSF ha tenido proyectos en Kivu Norte desde 2006. Hoy, tenemos los siguientes proyectos regulares a lo largo del eje Goma-Beni:

Hospital en Lubero: atención pediátrica / nutrición, y tratamiento de casos de violencia sexual y basada en género.

Bambu-Kiribizi: dos equipos brindan apoyo a las salas de urgencias locales y a los departamentos de hospitalización pediátrica y de desnutrición, además de brindar atención y tratamiento para casos de violencia sexual y basada en género.

Hospital de Rutshuru: MSF se retiró del hospital a finales de 2017. Sin embargo, debido a las condiciones volátiles en la región, hemos regresado para brindar apoyo a los programas de sala de emergencias, cirugía de emergencia y nutrición pediátrica.

Goma: gestionamos un programa de VIH que brinda apoyo a cuatro centros médicos (incluyendo el acceso a tratamiento antirretroviral).

¿Cuál es la situación actual?

En total, 28 de las 47 zonas sanitarias a lo largo de las provincias de Ituri y Kivu Norte han reportado casos de Ébola. De estas 28, 9 se consideran zonas de transmisión activas, es decir, que han notificado la existencia de nuevos casos confirmados en los últimos 21 días (el periodo máximo de incubación del Ébola).

Kivu Sur recientemente registró casos en la zona sanitaria de Mwenga, convirtiéndose en la tercera provincia de la RDC en ser afectada por el brote actual.

Contamos con nuevas herramientas y mejoras para la gestión médica de esta epidemia, en comparación con las epidemias de Ébola anteriores, como nuevos tratamientos de desarrollo; una vacuna que ha dado señales de ser efectiva; los centros de tratamiento de Ébola ahora son más abiertos y accesibles para las familias de los pacientes; y se brinda un mayor nivel de atención de apoyo. Sin embargo, hay una tasa de letalidad del 67% en el brote actual. A un año de que comenzara el brote, la situación en las áreas afectadas por el Ébola en la República Democrática del Congo no ha mejorado, y la cantidad de casos sigue aumentando: hasta la fecha se han reportado más de 3,000 casos y se han confirmado más de 2,000 muertes.

Desconfianza de la comunidad y ataques hacia quienes responden a la emergencia

La respuesta ha estado marcada por la desconfianza de la comunidad; los ataques a nuestros Centros de Tratamiento del Ébola (ETC) en Katwa y Butembo en febrero de 2019 nos llevaron a retirarnos de la gestión de estos centros.

La desconfianza y los violentos ataques contra la respuesta al Ébola no muestran signos de disminuir; en septiembre unas 30 casas y parte del centro sanitario de Lwemba fueron incendiadas tras la muerte de un trabajador de Ébola. A finales de junio, multitudes enfurecidas arrojaron piedras a un conductor que trabajaba con un equipo de respuesta al Ébola en Beni y prendieron fuego a su vehículo.

Los disturbios, como los enfrentamientos entre el ejército y los grupos armados a principios de Mayo, y los asesinatos de un médico de la OMS en Abril en Butembo, y un trabajador de la salud en Vusahiro a fines de mayo, han detenido muchas actividades de respuesta ante el brote.

Una serie de ataques sobre los involucrados en la respuesta al Ébola, algunos asesinados, y sobre las infraestructuras en Biakato, en la provincial de Ituri a finales de noviembre y principios de diciembre de 2019, nos llevaron a tomar la difícil decisión de retirar temporalmente a nuestro equipo.

La respuesta al brote actual 

El Ministerio de Salud de la RDC está liderando la respuesta al brote con el apoyo de la OMS. Creemos que no sería posible dar fin a este brote si no se construye la confianza entre los esfuerzos de la respuesta y las personas afectadas. Las autoridades relacionadas con la respuesta, así como los trabajadores, deben escuchar las necesidades de las comunidades, dando a las personas una opción en lo que respecta al manejo de su salud, e involucrar a la comunidad en cada aspecto de la respuesta al Ébola.

En MSF creemos que las actividades relacionadas con el Ébola deberían ser integradas en el sistema de salud existente, para mejorar la proximidad de los servicios en la comunidad y asegurar que el sistema permanezca funcional durante el brote. Esto ayudaría a identificar oportunamente los casos sospechosos y podría alentar a las personas a buscar ayuda tempranamente en los puestos de salud, clínicas y hospitales en los que confían y conocen.

La respuesta de MSF 

MSF está involucrada en la respuesta al brote desde que se declaró la epidemia el 1 de agosto de 2018, trabajando con el Ministerio de Salud. Actualmente contamos con más de 820 trabajadores que están respondiendo al brote en la RDC. Apoyamos a la respuesta al Ébola por medio de atención a  pacientes con casos confirmados en cuatro centros de tratamiento de Ébola en Bunia, Beni, Goma y Biakato, en colaboración con el Ministerio de Salud.

Seguimos brindando atención a casos sospechosos, y gestionamos Centros de Tránsito descentralizados para pacientes con casos sospechosos de Ébola; y además estamos apoyando a las estructuras sanitarias existentes para que incluyan el tratamiento de enfermedades comunes, y mejorar la situaciones de agua y saneamiento; construyendo unidades de tránsito dentro de las instalaciones existentes e implementando y  fortaleciendo las actividades de triaje y prevención y control de infecciones (IPC).

Además, nuestros equipos están reforzando la promoción de la salud y el acercamiento con la comunidad en las áreas en las que estamos trabajando. También trabajamos para fortalecer el sistema de vigilancia de enfermedades en las áreas donde contamos con proyectos regulares, incluyendo Goma.

Actualmente, en MSF gestionamos las siguientes actividades en las provincias de Kivu Norte e Ituri.

@MSF_Mexico

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.