Nuevos horóscopos y vieja credulidad - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
El congal postapocalíptico
Por Jorge Hill
Hace música, escribe y cocina de manera independiente. Nada le embona. Psicólogo de carrera, mi... Hace música, escribe y cocina de manera independiente. Nada le embona. Psicólogo de carrera, milusos en la realidad. Twitter: @JorgeHill. (Leer más)
Nuevos horóscopos y vieja credulidad
Los supuestos "nuevos signos zodiacales" y la ya antigua desgracia de creer en ellos.
Por Jorge Hill
14 de enero, 2011
Comparte


¡Los astros predicen que me harás rico y famoso

con tu inocencia y credulidad!


En pleno siglo 21 la gente tiene la creencia, y si no, la oculta y penosa esperanza, de que los horóscopos dicen cosas de nosotros, nuestra personalidad y nuestro futuro. Muchos aclaman que todo lo que somos y seremos viene de alguna misteriocilla fuerza sin nombre que nadie ha logrado demostrar y que nadie ha logrado siquiera teorizar acerca de la manera en la que físicamente interactuaría con el cuerpo y la mente humana, es decir, la fuerza Oogabooga – misteriosa – intangible – invisible – intransmitible por otros medios – incaptable por otros métodos – imposible de medir por ningún aparto, esa “fuerza de las estrellas”. No hablan de rayos gamma o materia negra, nel nel… hablan de un quiénsabequé que funciona quiénsabecómo y que  hace que el maestro Yoda parezca un pilar de la coherencia y que “La Fuerza” parezca no tener el mínimo misticismo y misterio. ¡La fuerza es poderosa en éste, Walter!

Siguiendo la enredadísima “lógica” del astrólogo promedio (¿habrá de otros?): No fue el oso terrible que hiciste en las escaleras eléctricas del mall en tu adolescencia lo que te causó una fobia a esos aparatejos del demonio; no fueron tu padre ni tu madre, ni las interacciones con ellos o todas tus vivencias pasadas lo que te hacen lo que eres; no son los impulsos en tu cerebro que se acaban representando como ideas y juicios lo que te hace tomar decisiones críticas en tu vida. ¡No! señores y señoritas.. según gente vestida como cirqueros esquizoides y buena parte de la cultura popular, lo que decide todo esto son las estrellas…  ¡y su fuerza OOOGA-BOOOGA!.

No son todas las estrellas las que interactúan con nosotros (obvio, ¿no? pffft…), son sólo ciertas estrellas visibles, que nuestros ancestros, siguiendo la tendencia normal del cerebro humano hacia agrupar cosas y asociarlas para entenderlas mejor,  formaron figuras como de dibujo de niño de kinder con varios puntos estelares y decidieron, que si naciste cuando ese arbitrario conjunto de estrellas estaba sobre tu peloncilla cabecita, ibas a comportarte de cierta manera y tendrías un futuro escrito e irremediablemente fijo. También hablaban de unicornios, dragones y no estaban a gusto con sólo un Dios majadero y vengativo en esa época, les recuerdo.

:3

¿Por qué las estrellas que están más “atrás” y eran entonces invisibles sin telescopio no influían en nuestro ser? pues quién sabe, será que esas personas, igual que las que creen en horóscopos el día de hoy, no les acaba de entrar que la bóveda celeste no es una esfera plana que nos rodea y que la tercera dimensión no es nomás eso que hace que sean medio disfrutables y se vean más chidas las pelis más malas con las que a Hollywood se llena los bolsillos.

Entre otros fenómenos como el movimiento mismo del universo, cambios en el eje de la tierra y otros movimientos celestiales normales, nos encontramos con que en estos últimos 3000 años, las cosas han cambiado, y en realidad, cuando nace un “Escorpión”, el grupo de estrellas al que se le llamó Escorpión ya no está más sobre su cabeza, bienvenidos a la maldita realidad.

Hoy resulta ser que mundialmente los horóscopos se “ajustarán” para dar la “predicción correcta” ya que los astrólogos, tan apegados que son a las ciencias y a la lógica, decidieron que así debería de ser para que todo este parloteo sin sentido acerca de los poderes del zodiaco recuperara una cierta credibilidad.

La astrología es muy confusa, nunca comprendí cuáles

caballeros del zodiaco eran hombres y cuáles mujeres.


Curioso es que hasta hoy se ponen muy “serios” los astrólogos, cuando dentro de la comunidad científica se sabe que los astros ya están movidos y no tenían relación con los horóscopos desde hace cientos de años, no es como que ayer de repente se movió el universo y entonces hay que ajustarse a él. Independientemente de que ajustados o no, la influencia de los astros sobre la mente humana es una idea simplemente medieval, y ya con el término medieval se le hace un buen favor anacrónico.

Para los que quieren seguir creyendo en cuentos de hadas, les dejo la carta que les “reasigna” *risas grabadas* el signo zodiacal que actualmente les debe tocar si están vivos y si piensan tener criaturitas a las que les enseñarán como realidad este y otros mitos más que aún, desgraciadamente, existen en épocas contemporáneas. Tsk, tsk… miedo mil:

Capricorn: Jan. 20-Feb. 16
Aquarius: Feb. 16-March 11
Pisces: March 11-April 18
Aries: April 18-May 13
Taurus: May 13-June 21
Gemini: June 21-July 20
Cancer: July 20-Aug. 10
Leo: Aug. 10-Sept. 16
Virgo: Sept. 16-Oct. 30
Libra: Oct. 30-Nov. 23
Scorpio: Nov. 23-Dec. 17
Sagittarius: Dec. 17-Jan. 20

Pero a mí no me crean nada, total. Claro que si tienen la delicadeza de querer buscar información confiable y seria acerca de sucesos ridículos, en vez de estar en la página de Maussan, Trejo y Walter Mercado todo el día: pues ahí está Google. O de una vez ayudo, mi granito de arena: http://tinyurl.com/4gdrrbu

Y ahora un video de James Randi* en el que muy rápidamente demuestra el funcionamiento mental detrás del fenómeno que todos conocemos ante los adivinadores, las mancias, los horóscopos y otras charlatanerías, el clásico “¡No mames, le atinó a todo!”, lolazo.

*James Randi ha sido un mago y científico durante toda su vida, ha desenmascarado, muchas veces en público y en televisión abierta, a muchos de los “grandes” charlatanes, quesque psíquicos e incluso pseudo-científicos de la historia, incluyendo al famosísimo dobla-cucharas Uri Geller. Se dedica a llevar la ciencia de manera divertida y fácil a las masas y ha estado desde los 70s ofreciendo un millón de dólares (cifra actual) a quien sea que pueda demostrar en un ambiente científico de laboratorio y controlado, cualquier tipo de poder “sobrenatural”. Nadie se lo ha llevado en 40 años y pocos son los que han pasado las pruebas preliminares. Randi sabe bien que todos los supuestos fenómenos sobrenaturales tienen una explicación y causa natural o fraudulenta, y sobre todo sabe bien, que si ese dinero no ha estado en manos ajenas en 40 años, no lo estará nunca; aún así, sigue lidiando y dándole zapes condescendientes a los “psíquicos” que le intentan ver la cara a él y al mundo (eso te incluye, querido lector). La página de James Randi aquí.

Uri Geller con un ser de otra dimensión psíquica.

¿Quieren seguir regalándole su dinero y muchas veces, sus esperanzas y sus decisiones en frágiles momentos de crisis a un horóscopo y a los charlatanes que se enriquecen usándolos?

Es tu perro y tú lo lavas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.