Se recuperaron empleos en México, pero la mayoría informales
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Sí se recuperaron empleos perdidos por pandemia, pero la mayoría son informales

Volver a tener la misma cifra de empleos que se tenía previo a la pandemia no significa que se cubran las necesidades del mercado laboral.
Frase
“Ya se recuperaron el 100 por ciento de los empleos perdidos durante la pandemia”
Autor
Rogelio Ramírez de la O, secretario de Hacienda y Crédito Público
Lugar y fecha
13 de septiembre, comparecencia ante el pleno del Senado de la República
Cuartoscuro Archivo
Por Arturo Daen y Samedi Aguirre
17 de septiembre, 2021
Comparte

El gobierno federal destaca que ya se recuperaron el 100% de los empleos perdidos durante la pandemia. Y aunque es cierto que se ha equiparado la cifra de trabajos que se tenía previo a la crisis COVID, la mayoría de los empleos recuperados son informales.

En su comparecencia en septiembre ante el Senado, el secretario de Hacienda, Rogelio Ramírez de la O, habló de la recuperación de 13.6 millones de empleos tras el impacto de la pandemia. De esos, formales y registrados ante el IMSS se habían recuperado 1 millón 202 mil 691. Es el 8% de la cifra que dio el funcionario. 

El  porcentaje de personas con ocupación informal -que tiene un menor ingreso respecto a los empleos formales y carece de seguridad social- incluso es un poco más alto de lo que se tenía antes de la pandemia, según reportes del Inegi. En el primer trimestre de 2020 un 55.85% de la población ocupada estaba en el rubro informal, mientras que en el segundo trimestre de 2021 el porcentaje aumentó a 56.16%.

Otro indicador respecto a la calidad del empleo es el de la subocupación, que también se incrementó. Este se refiere a las personas ocupadas que tienen la necesidad de buscar una segunda ocupación o empleo.

En el primer trimestre de 2020, antes de la pandemia, había 4,685,631 (8.5%) personas subocupadas. Para el segundo trimestre de 2021 la cifra creció a 7,332,150 (13.3%). 

En este gráfico del Inegi se observa que desde 2017 hasta abril de 2020 no se había tenido más de 10% de subocupación, y aún no se vuelve a ese nivel:

Ramírez de la O compareció ante la Cámara Alta como parte del análisis del informe de Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador. Ahí es donde aseguró que desde los inicios de la pandemia en abril del año pasado hasta julio de este año, se han recuperado 13.6 millones de empleos perdidos por el golpe de la pandemia.

También lee: Tercer Informe: Los dichos falsos y engañosos de AMLO sobre economía, migración y apoyos (primera parte)

De nuevo se subraya que su cifra incluye empleos creados tanto en el sector formal como el informal y, como ya mencionamos, la mayoría son de este último. 

La ENOE del INEGI registra la población ocupada, tanto en el sector formal como en la condición de informalidad, que incluye: el comercio minorista, “el trabajo no protegido en la actividad agropecuaria, el servicio doméstico remunerado no protegido de los hogares, así como los trabajadores subordinados que, aunque trabajan para unidades económicas formales, lo hacen bajo modalidades en las que se elude el registro ante la seguridad social”. 

En abril de 2020, según la ETOE, se llegó a tener un nivel de 43.3 millones de personas ocupadas, mientras que para julio de 2021, según la ENOE, la cifra es de 56.4 millones (ETOE y ENOE son dos encuestas distintas aunque el INEGI señala que sirven como datos de referencia para hacer análisis). 

En ese lapso sí se sumaron las cerca de 13 millones de personas ocupadas que mencionó el secretario de Hacienda. En marzo de 2020, la ENOE había registrado 55.8 millones de personas ocupadas, por lo que incluso se superaría ahora ese nivel, con unas 600 mil personas.

Cifras insuficientes

Si bien las cifras son similares a las que se tenían previo a la pandemia, esto no es suficiente para satisfacer las necesidades laborales del país, mencionó Katia Guzmán, coordinadora de datos de México ¿Cómo vamos?

“No es solamente recuperar lo que ya teníamos, es también observar la tendencia hacía arriba que teníamos”, refirió. 

A pesar de la pandemia, agregó, el crecimiento demográfico no se detuvo. Así, algunas personas que recién egresaron de la universidad se encuentran buscando trabajo. Como tal, no perdieron su empleo por culpa de la pandemia, pero esperan ser contratadas.

Lo mismo pasa con algunas personas que tuvieron que abandonar sus estudios o perdieron el sostén del hogar y buscan trabajo actualmente. 

“Aunque se esté recuperando el mercado laboral eso no incorpora a quienes se están sumando. No los estamos logrando incorporar”, señala Guzmán. Si bien “ha sido una recuperación relativamente rápida”, en comparación con otras crisis económicas, insiste, aún es insuficiente. 

Según explica México, ¿Cómo Vamos? en este video, cada mes se requiere la creación de unas 100 mil plazas de empleos formales para cubrir la demanda de personas que se suman al mercado laboral, y agregar así cada año 1.2 millones de puestos. 

En ese sentido, los dos últimos meses estuvieron por arriba de la cifra, aunque en los meses previos solo en febrero se alcanzó ese nivel, cuando se crearon 115 mil plazas. A lo largo de este año, hasta agosto, se habían sumado 647 mil plazas formales ante el IMSS.

Otro aspecto a considerar en el tema de empleo, ya mencionado por analistas en verificaciones previas, es que de cara a la crisis COVID el gobierno no activó suficientes apoyos para sectores como el empresarial. En tres encuestas realizadas por el Inegi, nunca se superó el 10% de empresas que afirmaron haber recibido algún apoyo del gobierno. 

“El mercado laboral se está recuperando a pesar de que no hubo ningún tipo de intervención estatal fuerte en materia de gasto público redireccionado a atender la pandemia. El mercado laboral se está recuperando por la dinámica misma del mercado, pero no está siendo porque el gobierno esté poniendo las condiciones para que se recupere”, señaló Guzmán. 

De cara a 2022, México, ¿cómo vamos? criticó en su análisis que en la propuesta de presupuesto del gobierno “desapareció el programa de Microcréditos para el bienestar, el único programa que tenían las empresas para acceder a financiamiento”, y “no se contempla ningún apoyo sectorial para la recuperación del sector servicios ante los riesgos de las nuevas variantes del coronavirus”.

Nivel salarial y pobreza alimentaria

De acuerdo con el IMSS, hasta septiembre del 2021 se tenían registrados ante el Instituto 20 millones 594 mil 919 puestos de trabajo; de éstos, el 87% son permanentes y el 13% son eventuales. 

En febrero de 2020, antes de la pandemia, el IMSS reportó que había 20 millones 613,536 puestos de trabajo formales; de éstos, el 85.6% permanentes y el 14.4% eventuales.

El IMSS también informó que, al 31 de agosto de 2021, el salario base de cotización (sueldo diario) promedio de los puestos de trabajo afiliados al IMSS alcanzó un monto de $432 pesos.

De acuerdo con la especialista, hay varios esfuerzos importantes que se están haciendo para que el empleo formal aumente, como la reforma que prohíbe el outsourcing o el aumento al salario mínimo.

Pero Guzmán dice que no es recomendable medir la calidad del empleo promediando el salario de los trabajadores, pues podríamos tener a personas ganando un salario muy bajo, que al compararse con alguien de ingresos muy altos, modifica la cifra. 

Por ejemplo, si tenemos a 3 trabajadores, uno gana 10 pesos diarios, otro 5 y otro 100, el sueldo promedio de los 3 es de 48.3 pesos. Más de 4 veces de lo que realmente ganan 2 terceras partes de la muestra. 

De acuerdo con la especialista, lo que realmente nos habla de la calidad del empleo es el indicador de pobreza laboral, que muestra la incapacidad que tienen los hogares de adquirir la canasta básica alimentaria. Este indicador se estima con datos de la ENOE y se actualiza trimestralmente. 

El Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL), estima los datos referentes a la pobreza laboral a partir de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE). 

Ahí se reporta que entre el primer y el segundo trimestre 2021, la pobreza laboral disminuyó 0.9 puntos porcentuales a nivel nacional, al pasar de 39.4% a 38.5%. Pero Guzmán advierte que aunque son cifras favorables, será hasta que finalice el año cuando se pueda hacer un balance más preciso. 

De hecho, esta gráfica muestra que el porcentaje de población en pobreza alimentaria al segundo trimestre de 2021 era aún más alto que el del primer trimestre de 2020. 

Esta gráfica muestra que el porcentaje de población en pobreza alimentaria al segundo trimestre de 2021 es aún más alto que el del primer trimestre de 2020.

Medición de la pobreza. CONEVAL

La recuperación de empleo no es igual para hombres y para mujeres 

Otro aspecto importante a considerar es que la recuperación de empleos no ha sido igual para los hombres y para las mujeres. “Simplemente no estamos generando todos los puestos que deberíamos generar para las mujeres”, dice Guzmán. 

Por ejemplo, según el análisis del 2021 de México ¿Cómo vamos?, por cada 100 hombres registrados en un puesto de trabajo ante el IMSS, hay 62 mujeres.

De acuerdo a la ENOE, la tasa de desocupación abierta que se refiere a las personas desocupadas que buscan empleo para los hombres se redujo en .6 entre el segundo trimestre de 2020 y el mismo periodo pero de 2021. Pero en el caso de las mujeres la desocupación aumentó .3, al pasar de 3.9 en el segundo trimestre de 2020 a 4.2 en 2021.

Tasa de desocupación abierta ENOE

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.