Así funciona el protocolo de votación para personas trans
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro/Archivo

#ChihuahuaVerifica: Así funciona el protocolo de votación para personas trans

El ‘Protocolo para adoptar las medidas tendientes a garantizar a las personas trans el ejercicio del voto en igualdad de condiciones y sin discriminación en todos los tipos de elección y mecanismos de participación ciudadano’, permite que las personas travestis, transgénero, transexuales y no binarias ejerzan su voto en igualdad de condiciones y sin discriminación. 
Cuartoscuro/Archivo
Por Favia Lucero (YoCiudadano)
4 de junio, 2021
Comparte

Ciudad Juárez, Chihuahua.— Con el propósito de garantizar el derecho al voto a todas las personas durante esta jornada electoral, en cada Mesa Directiva de Casilla habrá trípticos con la información que deben conocer las personas funcionarias de casilla y el resto de las presentes, para que las personas travestis, transgénero, transexuales y no binarias puedan ejercer su voto en igualdad de condiciones y sin discriminación. 

En este texto explicaremos cuáles son las obligaciones de las personas funcionarias de casilla al momento de atender a una persona trans cuya credencial para votar no tenga actualizados sus datos personales, es decir, que el documento oficial tenga una fotografía antigua y su nombre anterior en lugar de una fotografía que demuestre su identidad de género y su nombre real. 

El tríptico muestra el ‘Protocolo para adoptar las medidas tendientes a garantizar a las personas trans el ejercicio del voto en igualdad de condiciones y sin discriminación en todos los tipos de elección y mecanismos de participación ciudadano’, aprobado a finales del 2017 por el Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE). 

Lee más: Colectivos LGBTI denuncian registro de falsas candidatas trans para cumplir cuota de género en Tlaxcala

Como una breve introducción para las personas funcionarias de las Mesas Directivas de Casilla, el documento explica que las personas trans (travestis, transgénero, transexuales y no binarias) son aquellas que cuyo sexo asignado al nacer puede no coincidir con su identidad de género. 

Además indica que la identidad de género es la forma en la que las personas viven, expresan y sienten su cuerpo; es decir, que en ocasiones las personas pueden optar por modificar sus cuerpos a través de medios médicos u otros, al igual que cambiar su manera de vestir, hablar y comportarse. 

De acuerdo con el protocolo, es responsabilidad de la persona presidenta de la Mesa Directiva de Casilla verificar que en la casilla se coloque el cartel de orientación ciudadana “¿Quiénes pueden votar?” y se cuente con el tríptico. 

Asimismo tendrá que permitir que emitan su voto todas las personas trans que tengan credencial vigente y estén inscritas en la Lista Nominal de Electores, y usar el protocolo para resolver cualquier situación o duda que puedan tener las personas que estén participando en la jornada electoral (representantes de partidos políticos o de candidaturas independientes, personas observadoras electorales o el electorado). 

Entérate: ‘La Casa de Colores’ de México, donde mujeres migrantes trans sueñan con llegar a EU

En ningún caso se podrá impedir el derecho al voto cuando la expresión de género — es decir, el modo de vestir, las modificaciones corporales o características físicas de la persona, entre otros aspectos que son asociados social y culturalmente como masculinos o femeninos— no coincidan con la fotografía de su credencial para votar, el nombre asentado en su credencial, el sexo que refiere su credencial”, dicta el protocolo. 

La persona secretaria de la Mesa Directiva de Casilla deberá registrar en la hoja de incidentes cualquier inconformidad que se presente y, en su caso, recibir los escritos de protesta sobre esta situación que formulen las representaciones de los partidos o candidaturas independientes, para finalmente registrarlos en el acta e integrarlos en el expediente de la casilla. 

Las personas que se encuentren presentes en la casilla también deben cumplir con el protocolo, pues en ningún momento podrán solicitar a la persona trans que confirme su identidad al no contar con una credencial actualizada. 

Tampoco deberán cuestionar a la persona sobre su identidad, ni realizar actos que invadan su privacidad, tener tratos desiguales o cualquier otra conducta que restrinja su derecho al libre desarrollo de la personalidad. 

Lo que sí deberán hacer es dirigirse a todas las personas por sus apellidos como aparecen en su credencial, y en el caso de que varias personas registradas en la lista nominal de electores tengan los mismos apellidos podrán dirigirse a la persona electora por su nombre completo. 

Te puede interesar: Presupuesto del INE: Cuánto es para elecciones y cuánto más para los partidos

No olvides llamar a las personas trans de acuerdo con su expresión de género. Es decir, si ves a una mujer trans háblale usando pronombres femeninos; si es un hombre trans, usa masculino; y si tienes duda, puedes usar pronombres neutros, por ejemplo, ‘Le invitamos a votar’ o ‘Ya puede usted pasar a votar’”, enfatiza el protocolo. 

¿Qué pasa si prohíben votar a una persona trans que sí cumpla con los requisitos legales?

Impedir que una persona trans ejerza su derecho al voto es un delito electoral que puede ser sancionado por la ley, ya que los delitos electorales son aquellas acciones u omisiones que lesionan o ponen en peligro el adecuado desarrollo de la función electoral y atentan contra las características del voto, que debe ser universal, libre, directo, personal, secreto e intransferible. 

La Fiscalía Especializada en Delitos Electorales es la autoridad encargada de investigar y perseguir los delitos electorales para garantizar los derechos político-electorales de la ciudadanía. 

Rubí, una mujer trans que pidió modificar su nombre para resguardar su identidad, desconocía que podía denunciar las violaciones a sus derechos humanos ante la fiscalía. Tampoco sabía de la existencia de un protocolo que protegía a las personas trans durante las jornadas electorales. 

Rubí recuerda que durante los últimos procesos electorales en los que ha participado no ha visto que se aplique el protocolo, pues a pesar de su apariencia femenina se han dirigido hacia ella con pronombres masculinos. 

“Vas como mujer trans y aunque vean la foto y el nombre masculino, no respetan. Te ven como bicho raro y una se siente incómoda”, denuncia. Ahora que conoce sobre el protocolo, asegura que denunciará cualquier acto que violente a las personas trans. 

Sobre el incumplimiento al protocolo en las elecciones pasadas, opina que es lamentable que en estos procesos se continúe discriminando a las personas trans. 

“Muchas chicas trans no sabemos que hay un protocolo que se tiene que respetar, no lo sabemos y por eso ya no vamos a votar. Hay muchas que todavía no nos cambiamos el nombre. Pero si ya sabemos esto con mucho gusto vamos a votar y a decir ‘me tienen que respetar’”. 

Si eres una persona trans y tienes dudas o algún inconveniente en tu casilla debes comunicarte al INETEL: 800-433-2000 o si deseas denunciar algún delito electoral puedes llamar al teléfono: 800-833-72-53; todas las personas pueden denunciar. 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.