No es una 'lluvia de peces en Texas', es un accidente en China
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Esta foto no es de una 'lluvia de peces en Texas', la imagen es de un accidente en China

Aunque la “lluvia de peces” es un fenómeno meteorológico real que sí tuvo lugar recientemente en una ciudad de Texas, estas imágenes corresponden a un accidente.
19 de enero, 2022
Comparte

Fotografías que circulan en redes sociales muestran a cientos de peces esparcidos por una carretera. Las publicaciones aseguran que este inusual fenómeno meteorológico se suscitó en una ciudad del estado de Texas, en Estados Unidos. Sin embargo las imágenes fueron sacadas de contexto.

Una de las publicaciones en Facebook, que se ha compartido más de 90 veces, cita: “Texas registra un insólito fenómeno meteorológico y ‘llueven’ peces” (sic).

Las fotos realmente corresponden al accidente de un camión en una carretera de la ciudad de Kaili, en Guizhou, China, que ocurrió en 2015.

Esta y más tomas del suceso ya habían sido difundidas, asociadas a una supuesta lluvia de peces atribuida a una profecía bíblica; por lo que en noviembre de 2021, El Sabueso ya lo había verificado.

Lee también: Este video no muestra ‘aves de laboratorio’ liberadas en China, es una carrera de palomas en 2017

Accidente en China

El 17 de marzo de 2015 se abrió accidentalmente la compuerta del camión que transportaba 6 mil 800 kilos de bagre, en Guizhou, una ciudad del sureste chino, mientras realizaba su trayecto.

Varios medios de comunicación chinos informaron sobre el suceso. El sitio web de la agencia de noticias estatal Xinhua muestra algunas de las fotografías que han sido sacadas de contexto y difundidas en redes sociales como si se tratara de Texas.

Estas mismas imágenes también pueden localizarse en el sitio web de la agencia de fotografía china SINA.

En ellas se observa a personas, cuerpos de seguridad y bomberos recogiendo los pescados. De acuerdo con las agencias, tardaron aproximadamente dos horas en despejar la carretera.

Podría interesarte: China no creó un sol artificial, fue el lanzamiento de un cohete

Una “lluvia de peces” real

Las imágenes no corresponden a Texas, pero en la página de Facebook oficial de la ciudad de Texarkana (a unos 480 kilómetros de la ciudad de Houston, Texas) se informó que el 29 de diciembre la ciudad sí fue testigo del insólito fenómeno en el que cayeron “pequeños peces” junto con la lluvia que se registró en la zona.  

Con la imagen de un pez sobre la hierba, informaron que se había producido este fenómeno meteorológico, aclarando que no se trataba de una “broma”. Además invitaron a usuarios de redes sociales a que compartieran sus imágenes del suceso.

“La lluvia de animales es un fenómeno que ocurre cuando pequeños animales como ranas, cangrejos y pequeños peces son arrastrados por trombas marinas que se registran en la superficie de la tierra. Luego los animales caen al mismo tiempo que la lluvia”, explicó la ciudad en su página.

CNN y otros medios de comunicación también lo reportaron.

 

Desinformación constante

Estas imágenes ya habían sido sacadas de contexto y atribuidas a lugares como Tampico, Honduras o Yoro, Japón. También se han considerado como parte de una supuesta profecía bíblica.

Este año, equipos de verificación también han desmentido esta información, como en el caso de AFP y AP, sitios que al igual que El Sabueso forman parte de la Red Internacional de Verificación de Datos (IFCN, por sus siglas en inglés).

Según National Geographic, la “lluvia de animales” es un fenómeno meteorológico real que “ocurre cuando pequeños animales son arrastrados por trombas marinas o corrientes ascendentes y luego caen a la Tierra con las gotas de lluvia”. 

Siglos atrás se han reportado “lluvias” de murciélagos, peces, serpientes, pájaros, ranas y medusas.

También lee: Esta imagen de una célula capturada supuestamente con resonancia y rayos X es en realidad una ilustración

En conclusión: la “lluvia de peces” existe y es un fenómeno meteorológico real, sin embargo, en este caso se trató realmente de un accidente y las fotos no corresponden a una ciudad de Texas.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.