Llegan a Locatel casos de automedicación, mitos y dudas sobre la COVID
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Automedicación, mitos, y adultos mayores con dudas y miedo, lo que llega a Locatel sobre COVID

Médicos que atienden llamadas en Locatel han detectado que personas con síntomas de COVID-19 se automedican, que prevalecen casos de desinformación sobre la enfermedad.
Cuartoscuro Archivo
12 de diciembre, 2020
Comparte

Por miedo y desinformación, gente que empieza a tener síntomas de COVID-19 busca en su casa el cajón o la bolsa de medicinas a la mano, y toma antibióticos o antiparasitarios. Esperan curarse así, o sentir un alivio, aunque la ciencia médica no avale esas sustancias como tratamientos.

Esa, la automedicación, es una de las situaciones que más alertan al grupo de doctoras y doctores que cada día, en promedio, recibe más de 1,900 llamadas al trabajar con el servicio Locatel, que brinda asesoría en la Ciudad de México sobre el coronavirus. 

Según cuentan, aunque ya han pasado 9 meses de epidemia en México su labor aún implica combatir los mitos o ideas equivocadas sobre sobre COVID. 

“Nos encontramos con que, cuando las personas inician con síntomas, toman una mezcla de hasta cuatro o cinco medicamentos, como si fueran dulces”, cuenta Getsemani Díaz, integrante del equipo de atención. 

“Durante la llamada piden receta de antibióticos para el dolor, pero les explicamos que los antibióticos no son necesarios en este caso. Eso puede molestarlos al grado de terminar la llamada”.

La médica se muestra preocupada. “Al automedicarse están generando una resistencia a estos y a su vez, como ocurrió al inicio de la contingencia, pueden agotar medicamentos necesarios para otras enfermedades”, relata.

Tanto Getsemani como Carlos Palafox, otro integrante de los 70 que conforman el equipo matutino de Locatel, coinciden en que muchas personas tardan en pedir información o tienen nociones equivocadas de la enfermedad, y ya cuando marcan lo hacen aterrados. 

“Es normal esa sensación y la entendemos, muchos de los que marcan tienen un familiar o conocido que murió a causa del COVID-19”, comenta Getsemani. 

“Parte de que se están automedicando tiene que ver con que se informan, pero de fuentes no oficiales, entonces siguen procesos, consejos o creen cosas que son realmente erróneas.

Desearíamos que marcaran cuando recién inicia la enfermedad, para que puedan identificar cuáles son los síntomas graves y no cuando ya están presentes ”, agrega Carlos. 

Parte de su labor es notificar a la Secretaría de Salud (SSA) sobre personas que posiblemente tengan la enfermedad, y solicitar ambulancias en situaciones de emergencia. 

Adultos mayores, con muchas dudas sobre COVID-19

Otra de las realidades a las que se enfrentan los integrantes de Locatel es que todavía muchos adultos mayores, personas mayores de 60 años,  les llaman preocupados porque tienen un cúmulo de dudas sobre COVID. Además, en su voz perciben un gran temor a enfermarse. 

“Algunas de las personas mayores rompen a llorar en medio de la llamada, refieren que tienen algunos de los síntomas, pero que no salen y se cuidan, tienen miedo de enfermar, porque saben que pertenecen al grupo vulnerable”,  comenta Getsemani.

Lo bueno de este sector de la población, agrega, es que cuando llaman son muy minuciosos en sus dudas, quieren saber cómo llevar su vida diaria, si es necesario desinfectar todo, cómo pueden salir,  y les dicen que seguirán al pie de la letra sus indicaciones.

Los médicos mencionan que, si bien aún hay malas prácticas, como la automedicación, con el paso del tiempo han dejado de recibir llamadas con algunos de los temores infundados sobre la pandemia.

En el inicio, según cuentan, les preguntaban cosas como: “¿Si salgo al patio puedo contagiarme, verdad? Es que el aire está contagiado”.

También referían tener miedo hacia quienes enfermaron. “Mi vecino que vive en el piso de arriba tiene coronavirus y usa las mismas escaleras que yo. ¿Ahora ya no  puedo salir al pasillo o sí?”. 

Algunas de las situaciones que siguen ocurriendo, es que las personas marcan y comentan que alguien decidió visitarlos, y a los días fue confirmado de COVID-19. Les preocupa que los hayan contagiado. 

“Por eso le decimos a la gente que no salga de su casa, que no hagan visitas y que usen el cubrebocas, ante todo. Lo único que tenemos es prevenir, es nuestra arma frente el virus”, enfatiza Carlos. 

Hasta ahora, en la Ciudad de México, han fallecido más de 18 mil personas por COVID, y se han confirmado más de 240 mil casos de la enfermedad. 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.