Esta publicación en redes desinforma sobre el paracetamol y su uso pediátrico
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Esta publicación en redes desinforma sobre el paracetamol y su uso pediátrico

El paracetamol es un medicamento seguro y eficaz para niños y adultos si se administra y se dosifica correctamente. 
8 de noviembre, 2021
Comparte

Los niños no mueren por tomar paracetamol si el medicamento se toma en forma adecuada. Publicaciones en redes sociales desinforman sobre el tema con un titular engañoso.

En una de ellas se incluye la imagen del fármaco paracetamol en diferentes presentaciones junto a la fotografía de un niño hospitalizado, agregando el mensaje:  “este medicamento está matando lentamente a los niños, los doctores han dicho que el 90% de niños que mueren”. 

La publicación ya se ha compartido más de mil veces. En los comentarios algunos usuarios han señalado que esto es falso, pero otros han agradecido la supuesta información. Incluso, hay quien ha ligado esta afirmación con teorías de la conspiración relacionadas con la COVID-19. 

“ Ahora comienzan con la vacunación en niños y sale esto sobre el Tylenol. Es de pensar que algo hay detrás de todo esto…”, menciona un comentario. 

Sin embargo, especialistas consultados por Animal Político han negado que esta información sea correcta. 

Dichos sin sustento 

No encontramos ningún estudio o evidencia que sostenga que el 90% de los niños que consumen paracetamol mueren, o que se trata de un medicamento que no debe administrarse para uso pediátrico. 

El médico pediatra Luis Fernando Franco confirmó a Animal Político que el paracetamol es un medicamento seguro si se administra y se dosifica correctamente. 

“El paracetamol es uno de los pocos medicamentos que son seguros para administrar desde el nacimiento y a lo largo de la vida, siempre y cuando no haya una enfermedad de base que lo contraindique”. 

Como ejemplo, el especialista señala que el paracetamol está contraindicado para personas alérgicas a dicha sustancia y para quienes tienen alguna enfermedad hepática. 

Aunque Franco aclaró que no hay evidencia científica que sostenga que el paracetamol es letal para  niños y niñas en circunstancias comunes, también destacó que en algunos casos  específicos sí puede causar algo que se conoce como intoxicación por paracetamol, lo que podría provocar daños en el hígado y muerte. 

Pero esto sucede sólo si el paciente recibe una dosis superior a la recomendada y/ o tiene problemas en el hígado, que es el órgano donde se metaboliza este medicamento principalmente. 

Esta misma advertencia sobre la importancia de la dosificación la han emitido autoridades sanitarias como la Asociación Española de Pediatría (AEP), que añade que también es importante considerar la posible interacción con otros medicamentos.

Tanto la AEP, como la la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de Estados Unidos reconocen que si se sobrepasa la dosis de paracetamol —lo que a veces sucede si se usan medicamentos diferentes con la misma sustancia activa—puede causar daños hepáticos, es decir, afecta el hígado. 

En México, la Cofepris también ha explicado que “el paracetamol es seguro y eficaz pero hay un límite a la cantidad que se puede tomar en un día”. 

“Mientras sea bien dosificado por el médico que lo sepa recetar es muy recomendable, pues nos va a servir para atender muchas cosas como fiebre, dolor, inflamación, y dentro del grupo de medicamentos que hacen todo esto el paracetamol es de los más seguros”, señala el pediatra Luis Fernando Franco.  

El especialista explica que la automedicación nunca es recomendada, pues la dosis que cada persona necesita depende principalmente del peso, por lo que no es lo mismo la cantidad segura y efectiva para un niño de 3 años que para un niño de 7.

Como signos de alarma de una intoxicación por paracetamol, Franco describe la somnolencia, que el padecimiento por el que se está administrando el medicamento empeore, que su piel y ojos se tornen amarillentos, que la fiebre no baje o que el niño o niña se convulsione. Ante esto, es importante acudir a los servicios médicos. 

Todo se trata de un enganche para tener más visitas

La página de Facebook que compartió la información falsa agregó en el primer comentario un enlace a una nota de su sitio web. En todo el texto no se encuentra nada que mencione o sustente que el paracetamol “mate lentamente a los niños”. 

Es decir, se utilizó un mensaje y un titular alarmista y sin sustento, para atraer visitas a su sitio web

Lo que dice el texto es que: “La universidad de Ohio determinó que el abuso al consumir paracetamol puede acarrear mayor malestar físico y altera fuertemente las emociones. Puede alterar el funcionamiento general del cuerpo e incrementar mucho la probabilidad de sufrir un infarto.(sic)”.

Sí existe una investigación realizada por investigadores de la Universidad de Ohio sobre el paracetamol y la alteración de las emociones. Se publicó en 2015 en la revista científica Psychological Science.

Lo que encontraron es que el paracetamol, también conocido como acetaminofén o acetaminofeno, “reduce la reactividad de las personas a una variedad de estímulos negativos además del dolor físico”. 

Y concluyeron que el paracetamol tiene un efecto en el procesamiento emocional y evaluativo de los individuos. Pero no dicen nada sobre “alterar el funcionamiento general del cuerpo e incrementar mucho la probabilidad de sufrir un infarto”; tampoco mencionan sobre “matar lentamente a niños”.

El texto que se promociona con información falsa también señala el caso de una joven de 20 años que falleció por una “sobredosis de paracetamol”. 

La historia fue documentada por medios internacionales como BBC y Daily Mail, quienes informaron que la mujer fue hospitalizada por una  insuficiencia hepática por intoxicación por paracetamol. 

Ante lo cual, las autoridades destacaron que el paracetamol es un medicamento seguro si se usa adecuadamente. 

En conclusión, es falso que el paracetamol sea un medicamento que “mate lentamente a los niños”, aunque su seguridad y eficacia depende de que se use de forma adecuada.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.