No hay patente del nuevo coronavirus y Bill Gates tampoco es su dueño - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

No hay patente del nuevo coronavirus y Bill Gates tampoco es su dueño

Usuarios de redes sociales mostraron su inquietud ante la supuesta existencia de la “patentente del coronavirus”. Aunque estas afirmaciones no son completamente falsas hay que explicar que el coronavirus 2019-nCoV no es el único coronavirus que existe.
31 de enero, 2020
Comparte

En medio de la emergencia por el brote del nuevo coronavirus surgido en China, usuarios de redes sociales han compartido diversas publicaciones que han desinformado sobre lo que ocurre. Algunas de ellas afirmaron que la “patente del coronavirus” es propiedad de Estados Unidos, otros dijeron que Bill Gates era su dueño. Pero si hablamos del coronavirus 2019-nCoV, que actualmente afecta China y otros países, ninguna de estas afirmaciones tiene fundamento. 

La Organización Mundial de la Salud explica que los coronavirus (CoV) son una gran familia de virus que causan enfermedades que van desde el resfriado común hasta enfermedades más graves, como el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV)  y el síndrome respiratorio agudo severo (SARS-CoV)

El nuevo coronavirus (nCoV)  es una cepa que no se había identificado previamente en humanos. Por eso el nuevo coronavirus surgido a finales de 2019 en Wuhan, China, ha sido nombrado: 2019-nCoV.  

¿Por qué el coronavirus tiene patente?

Una de las afirmaciones que se ha hecho viral es que existe la patente del coronavirus y es propiedad de Estados Unidos. Señalan que el número es US10130701b2.  Y de acuerdo con Google Patentes, efectivamente se trata de una invensión referente a un coronavirus, pero no al nuevo brote chino. 

Sacado de contexto

Captura de publicación viral sobre patente de coronavirus

Ese número de patente es de una tecnología para atenuar racionalmente el virus de la bronquitis infecciosa aviar (IBV), que es es una enfermedad respiratoria aguda y altamente contagiosa de los pollos. Es un gammacoronavirus, un género de virus animales que pertenece a la familia Coronaviridae o coronavirus. La patente es de 2015 y pertenece al Instituto Pirbright.

AFP también verificó estos dichos y llegó a la conclusión de que “el nuevo coronavirus no fue creado en EU, las patentes citadas a modo de prueba no corresponden al 2019-nCoV”

Entonces, aunque es verdad que existen diversas patentes y vacunas para atender las infecciones causadas por coronavirus, no todas son para seres humanos y hasta ahora no hay registros de alguna para el 2019-nCoV. 

¿Por qué la etiqueta de Laysol dice “human coronavirus”?

En otras publicaciones de redes sociales se mostró que productos químicos que comúnmente se emplean para desinfectar superficies como el Laysol o el Cloro, tenían en su etiqueta “coronavirus humano”. 

Esto despertó las suspicacias de algunos cibernautas, quienes al relacionar las imágenes con el nuevo brote, supusieron grandes teorías de conspiración, como que antes del brote en China, ya se conocía la existencia de esta cepa. Pero como ya explicamos, antes de que se conociera el 2019-nCoV, ya conocían muchos otros coronavirus, 6 de ellos infectan a seres humanos.

Captura de publicación viral

Captura de publicación viral

En la página oficial de Laysol, la empresa asegura que “Los productos específicos de Lysol han demostrado su eficacia contra virus similares al nuevo coronavirus 2019 (2019-nCoV) en superficies duras y no porosas”.

El equipo de verificación de Truth or Fiction también investigó estas publicaciones y llegaron a la conclusión de que: “Es cierto que el empaque de Lysol describió el coronavirus entre los patógenos vulnerables a los ingredientes de Lysol”, pues se consideró dentro de las recomendaciones para evitar la propagación de este tipo de virus, pero eso no significa que la empresa ya sabía de su existencia antes de que el brote se diera en China.

¿Bill Gates propietario de la patente?

En Facebook algunas publicaciones retomaron una cadena de WhatsApp española que afirman que “Bill Gates es el propietario de la patente de ese coronavirus”. 

Los creadores de esta teoría argumentan que en 2013 la Fundación Bill y Melinda Gates “donó 189,000 dólares al instituto inglés Pirbright, para que investigara sobre pestes originadas de pequeños animales rumiantes, y maneras de detenerlas, incluidas vacunas (sic)”. Y como consecuencia de todo lo anterior “este mismo instituto registró la patente del virus ahora convertido en pandemia en el año 2015, y que fue aprobado en 2018”. 

El equipo español de Maldita.es  verificó éstas afirmaciones, y llegaron a la conclusión de que “no hay pruebas de que Bill Gates sea el propietario de la patente del brote del nuevo coronavirus iniciado en China”.

El Instituto Pirbright  fue contactado por Maldita.es, y negó trabajar con coronavirus humanos. El Instituto Pirbright sí tiene una patente registrada en 2015 pero no es para coronavirus en humanos ni para esta nueva cepa, que fue descubierta en diciembre de 2019, y no fue financiada por la Fundación Bill y Melinda Gates.

El Instituto Pirbright  también dijo que investiga un coronavirus que infecta aves de corral, y otro que infecta a cerdos. Además confirmaron que la Fundación Bill y Melinda Gates financió en 2013 una investigación sobre el virus de la peste de los pequeños rumiantes.

La publicación viral también señala que la Fundación Bill Gates, en unión con la Universidad John Hopkins y el World Economic Forum, hablaron en octubre sobre la hipotética propagación de un coronavirus desde Sudamérica “con las mismas características y síntomas de la epidemia que se acaba de declarar”. 

Debido a estos señalamientos la Fundación y la Universidad fueron acusadas en redes sociales de “predecir” este brote y la muerte de millones de personas. Ante ello la Universidad declaró en un comunicado que si bien es cierto que organizaron un ejercicio de pandemia llamado “Evento 201”, es falso que tenga relación con este brote. 

“El Centro para la Seguridad de la Salud y sus socios no hicieron una predicción durante nuestro ejercicio de mesa. Para el escenario, modelamos una pandemia ficticia de coronavirus, pero declaramos explícitamente que no era una predicción. Ahora no estamos prediciendo que el brote de nCoV-2019 matará a 65 millones de personas. Aunque nuestro ejercicio de mesa incluía un nuevo coronavirus simulado”, menciona.

El equipo de verificación de Politifact también dio seguimiento a estos argumentos y llegaron a la conclusión de que “esos hechos dispares no prueban que la Fundación Gates se haya beneficiado de alguna manera del brote más reciente del coronavirus. En todo caso, muestran que la fundación ha financiado organizaciones que trabajan para prevenir epidemias”. 

A una conclusión muy similar llegó la revista  Rolling Stone, quien también revisó la teoría. 

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts