Por qué la pérdida de cabello es uno de los efectos observados por COVID
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Por qué la pérdida de cabello es uno de los efectos observados en la pandemia COVID

Personas que tuvieron COVID padecen tiempo después pérdida de cabello, algo que también ocurre con otras enfermedades que producen mucho estrés y fiebre.
Cuartoscuro Archivo
15 de marzo, 2021
Comparte

Karla tiene 26 años. En enero comenzó a notar que se le caía mucho el cabello. Lo notaba en su almohada, en la regadera y en su cepillo. Un día observó que al peinarse se le vino un mechón entero. “Ni me lo jalé, solo lo agarré y se vino”, cuenta Karla. 

El susto le hizo pensar en varias causas, pero nunca pensó que estuviera relacionado con haber enfermado de COVID-19 meses atrás, en noviembre.

Durante las siguientes semanas siguió la preocupación. Incluso creyó que se debía al champú, y lo que hace actualmente para evitar que caigan mechones es no peinarse con liga, y pasar de manera muy suave el cepillo por su cabello. 

“Si me ves la cabeza, tengo una parte con un montón de cabellitos súper pequeños, de que apenas me andan creciendo de tanto que se me cae, y lo que hice fue buscar otro champú y tratamientos”, comenta la afectada. 

Expertas y expertos a los que entrevistó El Sabueso han encontrado estos casos de pérdida temporal del cabello en pacientes COVID, tras los primeros tres meses de haber enfermado. 

Y mencionan que esto se vincula al estrés causado por el padecimiento, y a la fiebre que provoca, lo que ocurre también con otras enfermedades, como la influenza.

Para solucionarlo, lo recomendable es acudir al dermatólogo e iniciar un tratamiento. 

En promedio, señalaron, una persona deberá esperar entre 3 y 6 meses después de iniciarlo para ver su cabello como antes. Es decir, sí tiene cura, pero debe tratarse. 

Cómo se presenta 

Aunque no es la única causa que provoca una pérdida del cabello, dermatólogas y dermatólogos ya ubican la pandemia y casos COVID como un factor por el que pacientes acuden a consulta. 

“Lo que detectamos es pacientes pos-COVID, que presentan una caída de pelo acelerada. Esta caída es difusa, es decir, puedes ver que se pierda pelo en cualquier lado de la cabeza. Y no hay ningún malestar o hinchazón, simplemente se les viene el cabello”, comenta la dermatóloga Rosa María Ponce Olivera, académica del posgrado en dermatología de la UNAM. 

Las personas suelen notar este cambio al ver su almohada, al bañarse, al cepillar su cabello o al retirar una liga. 

Este hecho se ha registrado en todo el mundo. Un estudio publicado en The Lancet identificó que 22% de pacientes hospitalizados por COVID en China tuvo pérdida de cabello tiempo después de padecer la enfermedad. 

Esta nota publicada por The New York Times en febrero señaló que en los últimos 12 meses las búsquedas en Google sobre pérdida del cabello habían aumentado un 8%. 

Y el estrés y sus efectos no solo han aumentado en los pacientes con COVID, también en sus familiares preocupados por la enfermedad, o afectados por muertes vinculadas al coronavirus. 

El diagnóstico 

Lo que ha sucedido en cuanto a pérdida del cabello en pacientes pos-COVID se diagnostica como “efluvio telógeno”, y también puede ser ocasionado por otras enfermedades que se caracterizan por presentar fiebre, como la influenza, el dengue, chikungunya, zika. 

“La persona puede ver después de que se le cae el cabello, que su cuero cabelludo se ve sano, que los folículos que deberían estar quebrados se ven íntegros, ahí es cuando sabemos que puede ser multifactorial sus causas, pero que se trata de lo que conocemos como efluvio telógeno”, relata Jaime Briseño, infectólogo que da seguimiento a secuelas en pacientes COVID y maestro en la Universidad de Guadalajara.

Cuando los pacientes llegan a consulta y cuentan que se les cayó el cabello, les hacen preguntas para saber si esa persona esté tomando hormonas, antibióticos, medicinas contra el acné, pastillas antiparasitarias, que estuviese embarazada, que esté dando pecho, que reciba quimioterapias, porque también son situaciones que producen ese efecto.

Según la nota del NYT, el efluvio telógeno es más común en mujeres, y a menudo lo experimentan después del parto. 

Solo en casos donde la caída del cabello no parece normal o es persistente, se recomienda hacer una biopsia en el cuero cabelludo. Pero en los demás el diagnóstico puede ocurrir en la primera consulta. 

Si bien es una realidad para los dermatólogos consultados, también reconocen que aún falta tener más documentación y estudios científicos sobre esta situación con el cabello, y otras repercusiones del coronavirus.

Aquí puedes revisar uno de los estudios más completos que de momento se encuentran disponibles.  

Ahora mismo, detalla Briseño, los médicos y científicos siguen en una etapa muy incipiente respecto al estudio de los efectos a largo plazo que puede dejar la COVID.

Lo más frecuente que se ha observado hasta ahora como secuelas de la enfermedad es la fatiga, problemas para respirar, dolor muscular, dolor articular, pérdida del olfato y del sabor, además de estrés postraumático, ansiedad, depresión e incapacidad para concentrarse.

Recomendaciones 

Ante casos de pérdida del cabello lo primero que se va a necesitar es paciencia. Lo segundo que sigas las indicaciones de tu dermatólogo. 

Lo normal será que te receten suplementos con zinc, biotina, colageno, ciertas proteínas que son hidrolizadas e histamina, que es lo que ayuda a trenzar o a que esa keratina del pelo se pueda formar con mayor facilidad. Y si acaso, un vasodilatador que se aplica como máximo con ocho disparos en la noche y, de tener cero molestias, otros ocho disparos en la mañana. 

Sobre el champú, especialistas nos dijeron que se puede utilizar cualquiera. 

E incluso se puede usar acondicionador, se puede pintar el pelo y se puede tomar una ducha a cualquier temperatura. 

Lo que no se recomienda hacer, advierten, “es tallarse con jabón Zote, o de esos jabones en barra que dicen que son champú. Peinarse bajo fricción de manera que estires el cabello”.  

Tampoco es buena idea saltarse el baño diario para tratar de evitar la caída. 

“El baño permite que la zona esté limpia y de todos modos el cabello que se te cae en ese momento, se iba a caer en ese rato”, señala la maestra de la UNAM. 

Otros padecimientos

Además del efluvio telógeno, están los casos de alopecia areata, que consisten en la pérdida de cabello en varios círculos del cuero cabelludo.  

También aparece el estrés como un detonador del padecimiento.

“Vienen a revisión y en el cuestionario te das cuenta de que el estrés fue lo que causó la alopecia, y esto ocurrió porque algún familiar murió, tuvieron que ingresar a alguien al hospital por Covid-19, realizaron el papeleo de defunción, o simplemente les deprime y ocasiona ansiedad el estar en casa”, comenta María Ponce.  

Otra situación es el efluvio anágeno, que es causado por la toma de varios medicamentos, como el de las quimioterapias, los antimetabolitos, antiparasitarios, anticuerpos o antivirales. 

En ambos casos el tratamiento es diferente al antes mencionado. 

En conclusión 

Que se te caiga mucho el cabello después de haber tenido COVID-19 es una realidad con la que se han encontrado especialistas, que están a la expectativa de tener más estudios científicos sobre las secuelas de dicha enfermedad.

Para mejorar, las personas deben de acudir a un dermatólogo y seguir el tratamiento. Las recomendaciones pueden ir desde tomar vitaminas, buscar técnicas para disminuir el estrés y utilizar un vasodilatador. 

En promedio, se espera que después de empezar a notar la caída en exceso del cabello, la persona pueda recuperar su cabello entre los siguientes 3 a 6 meses. 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.