Daños a la salud y millones de personas en riesgo por cambio climático
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Pérdidas irreversibles, daños a la salud y millones de personas en riesgo por el cambio climático

El reporte indica que el cambio climático ha afectado negativamente la salud física de las personas en todo el mundo y la salud mental de las personas en las regiones evaluadas.
28 de febrero, 2022
Comparte

El impacto y daño por el cambio climático es peor a lo estimado en evaluaciones anteriores, advierte el reporte más reciente del Grupo Intergubernamental de Expertos en Cambio Climático (IPCC), elevando de nuevo la alarma mundial sobre sus  riesgos y repercusiones tangibles.

“El cambio climático ha causado daños considerables y pérdidas cada vez más irreversibles en los ecosistemas terrestres, marinos, de agua dulce, costeros y de mar abierto”, señala el reporte.

En la entrega más reciente del análisis de decenas de científicos, se refiere que entre 3,300 y 3,600 millones de personas viven en contextos que son altamente vulnerables al cambio climático.

Aproximadamente la mitad de la población mundial, se apunta, actualmente experimenta una grave escasez de agua durante al menos una parte del año, debido a factores climáticos y no climáticos.

Los puntos críticos, se detalla, se encuentran en regiones como África Occidental, Central y Oriental, Asia Meridional, América Central y del Sur, con consecuencias de desastres,  falta de agua y deterioro económico y de salud.  

“Entre 2010 y 2020, la mortalidad humana por inundaciones, sequías y tormentas fue 15 veces mayor en regiones altamente vulnerables, en comparación con regiones con vulnerabilidad muy baja”.

Se señala que las personas con menos recursos son las más afectadas, por la baja en la producción y en el acceso a alimentos, entre otras repercusiones.

Lo que ha “aumentado la desnutrición en muchas comunidades, especialmente entre los pueblos indígenas, los productores de alimentos a pequeña escala y los hogares de bajos ingresos, con niños, las personas mayores y las mujeres embarazadas siendo particularmente afectadas”.

Te recomendamos: Tabasco ante la crisis climática: resistencia, pero sin políticas públicas para hacerle frente

Extinción de especies 

El estudio incluso habla de que ya se ha registrado desaparición de especies, por el cambio climático, y esa devastación puede crecer. 

En los ecosistemas terrestres, del 3 al 14 % de las especies evaluadas probablemente enfrentarán un riesgo muy alto de extinción, si el calentamiento global es de 1.5 grados, señalan las y los científicos. 

“En los ecosistemas oceánicos y costeros, el riesgo de pérdida de biodiversidad oscila entre moderado y muy alto para un nivel de calentamiento global de 1.5 °C y es de moderado a muy alto para 2 °C”.

Los impactos y riesgos del cambio climático son cada vez más complejos y más difíciles de gestionar, se insiste en el análisis.

Otros hechos que se acercan a ser irreversibles, se refiere, son los del impacto hidrológico por el retroceso de los glaciares, y los cambios en algunos ecosistemas montañosos y árticos provocados por el deshielo.

“El aumento de olas de calor, sequías e inundaciones ya ha superado los umbrales de tolerancia de las plantas y los animales, y ha provocado la mortalidad en masa de diversas especies, como árboles y corales. 

Estos fenómenos meteorológicos extremos se producen de manera simultánea, lo cual genera impactos en cascada que resulta cada vez más difícil controlarlos”, refirió el comunicado del Grupo Intergubernamental. 

Daños en la salud

“El cambio climático ha afectado negativamente la salud física de las personas en todo el mundo y la salud mental de las personas en las regiones evaluadas”, se menciona en el reporte.

Dicho daño, se detalla, se da por alteraciones económicas y sociales. “En todas las regiones, los episodios de calor extremo han provocado mortalidad y morbilidad humana. Ha aumentado la incidencia de enfermedades transmitidas por los alimentos y el agua relacionadas con el clima”. 

En las regiones evaluadas, se agrega, algunos desafíos de salud mental están asociados con el aumento de las temperaturas, el trauma de los fenómenos meteorológicos y climáticos extremos y la pérdida de medios de subsistencia y cultura.

“El aumento de la exposición al humo de los incendios forestales, el polvo atmosférico y los aeroalérgenos se ha asociado con problemas cardiovasculares y respiratorios sensibles al clima. Los servicios de salud se han visto interrumpidos por eventos extremos como inundaciones”. 

Combustibles fósiles son un ‘callejón sin salida’ 

El informe del IPCC, dijo el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, “pone de manifiesto la forma en que el cambio climático está aplastando a las personas y el planeta”, con muchos ecosistemas alcanzando un punto de no retorno.

“Los hechos son innegables”, dijo. 

“Los mayores contaminadores del mundo son culpables de incendiar el único hogar que tenemos. Es fundamental cumplir el objetivo de limitar el aumento de la temperatura mundial a 1.5ºC.

La ciencia nos dice que para lograrlo el mundo debe reducir un 45 % las emisiones para 2030 y lograr emisiones netas de valor cero para 2050. Pero a la luz de los compromisos actuales, las emisiones mundiales aumentarán casi un 14 % en la década actual. Eso supondrá una catástrofe.

El uso de combustibles fósiles, enfatizó, es un callejón sin salida para nuestro planeta, para la humanidad y también para las economías.

“El informe de hoy subraya dos verdades fundamentales.

La primera, que el carbón y otros combustibles fósiles están ahogando a la humanidad.

Todos los Gobiernos del G20 han acordado dejar de financiar la energía basada en el carbón en el extranjero. Ahora deben hacer lo mismo, y de forma urgente, en su propio país y desmantelar las instalaciones que operan con carbón”, dijo Guterres.

“Quienes sigan financiando el carbón en el sector privado deben rendir cuentas por ello.

Los gigantes del petróleo y el gas, y sus garantes, también quedan avisados.

No se puede pretender ser ecológico mientras se tienen planes y proyectos que socavan el objetivo de lograr emisiones netas de valor cero para 2050, y que ignoran las importantes reducciones de emisiones que deben producirse durante esta década”, agregó.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.