De qué tipo es y cómo actúa la vacuna de Pfizer, que se aplicará en México
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
National Institutes of Health vía AFP

Vacuna de Pfizer que se aplicará en México: de qué tipo es y cómo actúa contra COVID

National Institutes of Health vía AFP
8 de diciembre, 2020
Comparte

El gobierno de México presentó este martes su plan de inmunización contra la COVID-19, según el cual primero se aplicará la vacuna de Pfizer y BioNTech en el personal médico que atiende la pandemia y en personas mayores.

La vacuna en cuestión se encuentra en una etapa avanzada y ya fue aprobada en Reino Unido, donde comenzó a aplicarse este martes. En Estados Unidos y México se encuentra en revisión de organismos sanitarios, pero ambos países contemplan su aplicación inminente. 

Lee más: ¿Cuándo te tocará la vacuna contra COVID según tu edad?

¿Pero qué tipo de vacuna es? ¿Cómo funciona en el cuerpo humano? Estos son los puntos clave del proyecto de Pfizer y BioNTech:

Vacuna de ARN mensajero

La vacuna de los laboratorios Pfizer y BioNTech utiliza ARN mensajero o ARNm.

Es una tecnología nueva que consiste en insertar una copia del código genético del virus SARS-CoV-2, que provoca la enfermedad COVID-19, en una envoltura de nanopartículas de lípidos que llega hasta las células humanas y desencadena una respuesta inmune.

Cuando te inyectan esta vacuna, no introducen en tu cuerpo una parte viva del virus, ni siquiera una versión debilitada del mismo. Lo que entra es una porción de ácido ribonucleico o ARN con el mismo código genético del SARS-Cov-2, es decir, es una especie de agente encubierto, que tiene como misión llegar a las células y dejar ahí un ‘mensaje’.

Entérate: Una mujer adulta mayor, la primera en recibir la vacuna en Reino Unido

Para hacerlo, la molécula entrará en una “bolsita” de lípidos. Eso la protegerá de la degradación en la sangre.

Cuando el ARN llega a las células musculares, les da instrucciones para que se produzca la “proteína spike” o proteína “S”, asociada con el SARS-Cov-2. Esta es “incapaz de producir enfermedad”, pero cumplirá un papel importante: le advertirá a tu sistema inmunológico que es tiempo de actuar, de activar los anticuerpos, tus defensas, y esto a la postre te protegerá de la COVID.

Este tipo de inmunizaciones se administran en el músculo de la parte superior del brazo.

Durante el proceso, el ARN nunca ingresa en el núcleo de la célula –donde se encuentra el material genético humano–, pero el cuerpo aprende a protegerse contra futuras infecciones “sin tener que arriesgarse a las graves consecuencias de enfermarse” con COVID-19, afirman los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés).

De acuerdo con el seguimiento de la Organización Mundial de la Salud (OMS), hay dos vacunas que utilizan ARN mensajero y se encuentran en fase 3 de ensayos clínicos: la de Pfizer y la de Moderna. 

Te puede interesar: Las vacunas que utilizan adenovirus, como Sputnik V, no se integrarán a tu genética

Aplicación, eficacia y efectos secundarios

La vacuna de Pfizer debe ser aplicada en dos fases: primero una dosis y, tres semanas después, otra. La protección contra el virus se registró una semana después de la segunda inyección.

Según el laboratorio, se encontró una eficacia del 95 % constante en los datos demográficos de edad, género, raza y etnia. “La eficacia observada en adultos mayores de 65 años fue superior al 94 %”, dijo.

Datos de la compañía publicados este martes por la agencia reguladora estadounidense, la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA), la vacuna parece ser eficaz para prevenir el contagio después de la primera dosis, “aunque los datos disponibles para esos resultados no permiten conclusiones definitivas”.

Lee más: México sí está en la lista de países con pre-compras de la vacuna COVID

En los documentos se informó que no hubo reporte de efectos secundarios graves. Sin embargo, algunos de los 43,252 participantes en el ensayo clínico experimentaron síntomas similares a los de un resfriado.

Entre lo reportado está: reacciones alrededor del lugar de la inyección en el brazo (84.1 %), cansancio (62.9 %), dolores de cabeza (55.1%), dolor muscular (38.3 %), escalofríos (31.9 %), dolores en las articulaciones (23.6 %) y fiebre (14.2 %).

También se encontraron reacciones adversas mayores en entre el 0 y el 4.6% de los participantes, que fueron menos frecuentes en las personas mayores de 55 años (2.8%) que en los jóvenes (4.6%).

Como explican los CDC, cualquier vacuna puede provocar efectos secundarios. “En su mayor parte, estos son leves (por ejemplo, dolor en el brazo o fiebre baja) y desaparecen en unos pocos días”.

Entérate: Esta publicación sobre que México se quedará sin vacunas COVID no tiene sustento

Los expertos de FDA consideraron en sus documentos que la vacuna no representa un riesgo de seguridad que impida su autorización. Se espera que la agencia haga pública su decisión oficial el jueves, después de una reunión de su comité consultivo.

Refrigeración y logística, los retos de la vacuna

El principal reto de la vacuna de Pfizer es la temperatura, pues es la única que requiere mantenerse a -70ºC. Para ello, la compañía diseñó contenedores especiales para 975 frascos que utilizan hielo seco, con lo que es posible transportarla.

Hugo López-Gatell, subsecretario de prevención y promoción de la Salud, dijo este martes en conferencia de prensa que una vez que el producto llega, tiene que ser descongelado y pasado a temperatura de refrigeración convencional, de dos a ocho grados centígrados, “se reconstituye y puede ser aplicado, y tenemos algunos días para poderlo utilizar una vez descongelado”.

Otro de los retos es la logística, pues los puntos de producción se encuentran en Estados Unidos y en Europa. Al respecto, las autoridades mexicanas informaron que existe un plan para que el producto llegue en cinco días a los centros de vacunación. Todo el proceso estará acompañado por las fuerzas armadas.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.