Vacunados también se pueden enfermar y contagiar
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Ni abrazos, ni reuniones: los vacunados también se pueden enfermar y contagiar

Recibir la primera dosis de la vacuna contra COVID-19 no implica que puedas dejar de usar medidas de protección, ni que seas inmune al virus o a propagarlo.
18 de abril, 2021
Comparte

Después de recibir la primera dosis de la vacuna contra COVID-19 a inicios de abril, algunas personas pueden pensar que ya es un buen momento para dejar de utilizar el cubrebocas, volver saludar con beso en la mejilla y acudir a reuniones masivas, pues creen que ya no contagian ni enferman, pero esta idea es equivocada. 

La máxima efectividad de la vacuna solo funciona después de aplicar el esquema completo de vacunación -dos dosis, en la mayoría de los casos- y tras un periodo de 15 a 21 días después de la aplicación, que es el tiempo que necesita el cuerpo para recibir y replicar el mensaje de qué hacer en caso de que entre el virus a nuestro cuerpo. 

Lo que hace la vacuna -ya aplicada en su esquema completo- es reducir las probabilidades de enfermar de manera grave o morir, pero incluso vacunado se puede enfermar de manera leve a moderada. 

 

Académicos de la Universidad de Guadalajara y de la Universidad Nacional Autónoma de México coinciden que hay personas que no toman en cuenta el tiempo que tardan las vacunas en dar toda su capacidad de protección, o que piensan que una sola dosis basta cuando es un esquema de dos. 

Entonces descuidan las medidas sanitarias, pueden contagiar a otras personas e incluso ellas mismas enfermarse de forma grave. 

Te recomendamos: Operativo Correcaminos: Así se preparan integrantes de las brigadas encargados de vacunar 

¿Por qué debo de seguir con medidas sanitarias si ya me vacuné?

Los expertos coinciden en que usar cubrebocas tras ser vacunado -en su esquema completo- también se trata de responsabilidad social, porque si bien ya no se puede enfermar de manera grave, se puede contagiar a otros que todavía no han recibido la vacuna. 

El número de personas vacunadas en México -con el esquema de vacunación completo- apenas representa el 2% de la población total, que son más poco más de 2 millones 550 mil dosis. Además, en el caso de niños y adolescentes aún no cuentan con una vacuna desarrollada para ellos.

El hecho de seguir utilizando medidas de protección podría cambiar cuando el 75% de la población esté vacunada, pero mientras tanto: a cuidarnos para cuidar a otros, con cubrebocas y sana distancia. 

Si te preguntas ¿por qué antes no usábamos cubrebocas contra otras enfermedades? Es porque la capacidad de infectar del virus SARS-CoV-2 es mayor a la de otras, como la influenza. 

Jorge Bello, doctor en Genética Humana y profesor de la Universidad de Guadalajara, explica que si evaluamos “la capacidad de infectar, su gravedad y la tasa de mortalidad (del coronavirus) es mayor comparada con la influenza. Se trata de un virus nuevo. La influenza había sido un patógeno prevalente a nivel mundial, donde se tenían muchos avances de clínica y producción de vacunas”.  

Esquema de vacunación… ¿qué es eso?

Como te contamos antes, es necesario que se cumplan las dosis que señale el esquema de vacunación. 

De las cinco vacunas que actualmente están autorizadas como de uso de emergencia en México, solo la conocida como “Cansino” es de una sola dosis, el resto requiere de un refuerzo. 

El doctor Baruch Díaz, vocero de la Comisión para la Atención de COVID-19 de la UNAM, detalla que es importante cumplir el esquema de vacunación pues “puede que no hayas generado suficientes anticuerpos con la primera dosis contra la enfermedad”. 

Algunas de las preocupaciones reportadas por lectores de este sitio es que “no lleguen al país dosis de la marca que me colocaron la primera vez”.  

Por ello, el doctor Jorge Bello explica que “el tiempo entre la primera dosis y el refuerzo es un tiempo amplio para que las dosis puedan llegar al país, vamos, es un margen muy abierto”. 

Aquí te dejamos un tabulado de tiempo recomendado de espera entre la primer y segunda dosis: 

 

Nombre común de la vacuna Tiempo entre primer y segunda dosis 
Pfizer 3 a 6 semanas
Sputnik  3 a 4 semanas 
Sinovac 4 a 5 semanas 
Astrazeneca  8 a 12 semanas
Cansino  Una sola dosis 

*Con información del portal de Secretaría de Salud y del sitio de medicina de Yale. 

Todavía tenemos mucho qué aprender de la vacunación

Actualmente la ciencia estudia la posibilidad de poder mezclar dosis de diferentes marcas de vacunas para combatir el COVID-19. Es decir, que se pueda recibir una dosis de Pfizer y que el refuerzo sea de AstraZeneca, por mencionar un ejemplo. 

Esta idea surge debido a la falta de acceso a vacunas que tienen en los países con altos índices de pobreza y a la preocupación sobre la falta de una distribución equitativa entre los países a nivel mundial.  

Por el momento, la FDA mantiene su postura de que no es recomendable mezclar. Pero este mes el Reino Unido y China analizan la posibilidad de hacerlo, y prometen mostrar sus resultados en las siguientes semanas. 

Otro de los enigmas a responder por la ciencia es  cada cuánto tiempo se debe aplicar la vacuna. Los primeros resultados arrojan que deberá ser cada año, similar al caso de la influenza. 

La última actualización que dio Pfizer reveló que su vacuna otorga una protección al menos durante seis meses y es eficaz contra la variante sudafricana. Pero falta que pasen unos meses para evaluar si puede ser por más tiempo o no.

El académico de la Universidad de Guadalajara recuerda que “se trata de una enfermedad nueva, que no tenemos antecedentes y por eso aún hay muchas dudas por resolver, pero también la ciencia ha trabajado de manera histórica para poder otorgar respuestas y una vacuna. Hay que tener paciencia con estos procesos”. 

Quizá te interesa: Vacuna “Patria”. Inician pruebas en humanos de la fórmula mexicana contra COVID-19. 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.