CDH Vitoria, 36 años de transformaciones compartidas - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
La dignidad en nuestras manos
Por CDH Fray Vitoria
El Centro de Derechos Humanos Fray Francisco de Vitoria OP, A. C., es una organización no gubern... El Centro de Derechos Humanos Fray Francisco de Vitoria OP, A. C., es una organización no gubernamental que desde la década de los ochenta contribuye a la defensa de los derechos de las personas y los pueblos. Desde este espacio diverso y crítico, con la dirección del Dr. Miguel Concha Malo, buscamos abonar a una cultura basada en los derechos humanos. Trabajamos con la firme convicción de que “Otro mundo es posible”, donde se respete la dignidad humana. Optamos por acompañar a los grupos en situación de vulnerabilidad y de esa manera aspirar a un mundo más justo, sororo y fraterno. (Leer más)
CDH Vitoria, 36 años de transformaciones compartidas
Cada año de trabajo nos recuerda que reconocemos al otro o a la otra como parte de nuestras historias y vidas. Es cuando tomamos partido y nos hacemos parte de los trabajos y esfuerzos por la dignidad, la justicia y la paz.
Por Miguel Concha
12 de noviembre, 2020
Comparte

En el CDH Vitoria (Centro de Derechos Humanos Fray Francisco de Vitoria, O.P., A.C.) apostamos continuamente por la transformación de situaciones que representan un obstáculo para la vida digna, así como por aquellas problemáticas que vulneran de forma estructural los derechos humanos, sobre todo los de aquellos grupos históricamente afectados por la discriminación y la violencia. La historia del motor que impulsó la creación del Centro hace 36 años se encuentra en el afán de justicia de las y los más pobres de la tierra, que durante las décadas de 1970 y 1980 sobrevivían ante las dictaduras militares en el Cono Sur y las guerras civiles en Centroamérica. Muchas de ellas organizadas, sobre todo entre estas últimas, a través de comunidades eclesiales de base. Para nuestro Centro fue determinante la llegada de personas refugiadas salvadoreñas que huían de la guerra civil en su país. De ellas y ellos fuimos entendiendo cómo, al formar parte de las luchas, junto a otras y otros, también nosotros luchamos por la propia vida digna.

Durante los 80 fueron importantes para labores educativas, de promoción y de investigación documentos como el Primer informe sobre la democracia: México, de 1988, en el que participó el Centro Vitoria, invitado por el Doctor Pablo González Casanova. Posteriormente, el Primer informe anual sobre la situación de los derechos humanos en México 1989, y también la Revista Justicia y Paz, publicación monográfica trimestral de derechos humanos que se elaboró hasta finales de la década de 1990, como principal plataforma también para señalar las violaciones a los derechos humanos cometidas en nuestro país, y que contó con la colaboración de innumerables personas en su redacción, difusión, montaje y propuesta artística. En este modesto Centro de Derechos Humanos hemos avanzado en ir cumpliendo así con los objetivos de defender, promover, difundir, investigar y reflexionar la situación de los derechos humanos en México, desde una visión integral y a través de diversas herramientas. Resaltamos el uso crítico y alternativo del derecho y de los derechos humanos, así como el acompañamiento recíproco a movimientos sociales y víctimas de violaciones a derechos humanos.

Durante estos 36 años hemos participado en numerosos espacios de incidencia e interlocución con instancias de gobierno locales y federales. También hemos compartido grandes logros y diálogos junto a organizaciones civiles, movimientos sociales y el sector académico. Por citar algunos ejemplos recientes, está el diagnóstico, la elaboración y mesas de trabajo del Programa Nacional de Derechos Humanos (2003-2010); la Reforma Constitucional en Materia de Derechos Humanos, que se concretaría en 2011; el surgimiento del Mecanismo de Protección a Personas Defensoras y Periodistas; el Diagnóstico y Programa de Derechos Humanos del entonces Distrito Federal, así como su seguimiento y evaluación; la Constitución de la Ciudad de México, y nuevamente el Programa Nacional de Derechos Humanos, pero ahora para el periodo 2019-2024, en cuyo Consejo Asesor he colaborado de la mano con destacadas y destacados defensores.

De esta manera se promueve nuestra misión de generar puentes entre las distintas generaciones y entender que a las personas de cualquier edad, sexo, género o cualquier otro aspecto, nos toca apostar por el intercambio y la construcción colectiva de saberes, estrategias y formas de hacer la defensa de los derechos humanos.

De entre las experiencias del CDH Vitoria, y de las de muchas organizaciones y colectividades hermanas, hemos aprendido la importancia de asumirnos como defensoras y defensores de los derechos humanos, que la defensa de la dignidad humana es nuestra prioridad, y que las víctimas de las violaciones a los derechos humanos son el centro de nuestro quehacer. Nuestra forma de hacer defensa es tejiendo redes solidarias de intercambio de saberes y experiencias. En este hilar de voces recordamos lo importante que ha sido también para nuestra organización el diálogo cercano y constante con periodistas, artistas y creativos, que desde sus disciplinas tienen un compromiso con los mismos valores de justicia, participación y verdad. Agradecemos especialmente a nuestras colegas periodistas de Animal Político, en cuya plataforma hemos compartido ya desde 2013 el blog de “La dignidad en nuestras manos”, convirtiéndose en un espacio al que cariñosa y rigurosamente dedicamos reflexiones acerca de los pendientes en los temas de nuestra especialidad.

Cada año de trabajo nos recuerda que reconocemos al otro o a la otra como parte de nuestras historias y vidas. Es cuando tomamos partido y nos hacemos parte de los trabajos y esfuerzos por la dignidad, la justicia y la paz. Consideramos fundamental poder rescatar la memoria histórica de nuestro trabajo, como una pequeña contribución para contar una parte de la historia de los movimientos a favor de los derechos humanos en México, y de la defensa que de estos ha hecho la sociedad civil organizada, así como muchas generaciones de personas defensoras.

* Fray Miguel Concha Malo es Director General del Centro de Derechos Humanos Fray Francisco de Vitoria O.P. A.C.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.