Mirar hacia el futuro - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
La Gran Brecha
Por Ricardo Fuentes-Nieva
Ricardo Fuentes-Nieva es Director Ejecutivo de Oxfam México, que es parte de un movimiento globa... Ricardo Fuentes-Nieva es Director Ejecutivo de Oxfam México, que es parte de un movimiento global de 19 organizaciones luchando contra las desigualdades y la pobreza en más que 90 países. Es economista del CIDE y Pompeu Fabra, especializado en desigualdad y desarrollo. Antes dirigió el equipo de investigación de Oxfam Gran Bretaña. Lideró el primer Reporte de Desarrollo Humano en África y fue coautor de varios Informes Globales de Desarrollo Humano del PNUD. También fue coautor del informe \\\"World Development Report 2010\\\" del Banco Mundial sobre impactos del cambio climático en el desarrollo. Twitter: @rivefuentes (Leer más)
Mirar hacia el futuro
Por Ricardo Fuentes-Nieva
24 de agosto, 2020
Comparte

He tenido la fortuna de dirigir Oxfam México desde el 2015. Ahora es tiempo para mí de hacer otras cosas. Quiero utilizar este espacio para relatar el trabajo y transformacion de la organización en esos 5 años y agradecer a todas las personas con quienes hemos trabajado y quienes nos han apoyado.

La historia de los ultimos 5 años de Oxfam México –una organización mexicana, independiente, pero que al mismo tiempo participa como miembro activo en la red internacional de Oxfam– es una de transformación; una búsqueda de identidad y voz, y del uso de esa identidad y voz para tratar de hacer de este país un poco más justo.

El documento Desigualdad Extrema, de Gerardo Esquivel, fue la piedra angular en ese 2015. En un país tremendamente desigual, mostrar las enormes brechas en la sociedad mexicana fue un acto de atrevimiento. Tambien logró abrir conversaciones sobre las causas y las consecuencias de esta concentración de los recursos ecocómicos en manos de unos cuantos hombres. La vinculación del poder económico con el poder político quedó clara cuando analizamos cómo se generaron las fortunas de los cuatro hombres más ricos del país: sectores privados, concesionados y/o regulados por el sector público. Como esta escrito en el texto: “Estas élites han capturado al Estado mexicano, sea por falta de regulación o por un exceso de privilegios fiscales”.

A partir de la publicación del trabajo de Oxfam México se enfocó a generar consciencia sobre esta desigualdad extrema –y nos dio una identidad clara en el diverso grupo de la sociedad civil en México. Una identidad particularmente mexicana basada en uno de los problemas más profundos y atávicos del país. Lanzamos la campaña IGUALES y generamos espacios de discusión para atacar el problema. Fuimos atacados por Ricardo Salinas Pliego, quien en una columna memorable se comparó con Messi.

Es bueno recordar en este momento, Salinas Pliego no es Messi y su fortuna está ligada a su cercania con los gobiernos, incluida la administración actual. El objetivo de separar el poder económico del poder político aún no se cumple.

Además de relatar la construccion de las fortunas en México, también quisimos mostrar cómo viven esos millones de personas que están en condiciones de pobreza extrema –cosa que hicimos con el libro “Los 12 Mexicanos más Pobres” escrito por un grupo talentosísimo de periodistas– porque el contraste entre aquellos que aparecen en la lista de Forbes y quienes beben agua caliente para paliar el dolor del hambre es profudamente ofensivo.

Capturar la atención pública, de agenda y mediática es importante, pero debe ser una herramienta para lograr un cambio real y positivo en la sociedad. Una responsabilidad que hemos tomado seriamente con el trabajo que decenas de comunidades realizan y que nos han permitido acompañar. Durante los últimos cinco años, por ejemplo, seguimos de cerca y nos pusimos al servicio de la consulta indígena y los espacios de diálogo en Oaxaca para sustentar las propuestas de la Coordinadora de Pueblos Unidos por el Cuidado y la Defensa del Agua (COPUDA). Después de 15 años de defender su derecho al agua, el 12 de octubre de 2019 las 16 comunidades zapotecas que integran la COPUDA obtuvieron una gran victoria: que las autoridades federales no puedan seguir administrando el agua sin tomarlas en cuenta. También ese día se firmó un acuerdo entre la COPUDA y la CONAGUA para levantar la veda que impedía la explotación del acuífero de los Valles Centrales en Oaxaca y reconocer la participación de las comunidades en la gestión del agua. Esta lucha continúa: desde octubre del 2019, el gobierno federal ha dado vueltas y no ha cumplido los siguientes pasos del acuerdo.

Los documentos y procesos que menciono son solo una pequeña muestra del trabajo que Oxfam México ha realizado con académicos, periodistas, comunidades, organizaciones de la sociedad civil nacional y local, estudiantes y un largo etcétera. Hay muchos más documentos y proyectos en comunidades en Guerrero, Chihuahua, Oaxaca, Chiapas, Yucatan, Veracruz, Puebla, Morelos, Jalisco, CDMX y la frontera con Estados Unidos. Trabajamos, entre otros temas, para que más gente tuviera acceso a agua; para lograr presupuestos con perspectiva de género; para exigir que las empresas extractivas respeten derechos humanos; para lograr un sistema universal de cuidados; para lograr un uso más efectivo y más progresivo de los recursos públicos; para exigir a los gobiernos que cumplieran su mandato en situaciones de emergencia, como los sismos del 2017; acompañamos a hermanos y hermanas centroamericanas en su caminar a través de México; empujamos un enfoque feminista del analisis economico; propusimos, hace años, la necesidad de pilotear un ingreso universal. La diversidad de temas simplemente refleja el hecho que las desigualdades en México son parte de un sistema político, económico y social. El desmantelamiento de este sistema requiere trabajar en múltiples agendas al mismo tiempo. En Oxfam México hemos asumido esa responsabilidad.

En todos estos proyectos, campañas y foros lo que hemos tratado de hacer sistematicamente es ofrecer cualquier capacidad que tenemos –financiera, política, mediatica, de convocatoria– al servicio de las luchas de grupos feministas, indígenas, comunitarios y de activistas. Hemos contribuido positivamente en muchos, hemos cometido errores en otros, otros han sido frustrantes. Ha habido mucho aprendizaje. Siempre hemos puesto la mision de Oxfam –luchar contra las desigualdades y las estructuras injustas de poder– al frente.

Con ese aprendizaje habrá que mirar hacia el futuro. En el contexto que vivimos, con una pandemia historica, una polarización social y un estado en proceso de debilitamiento, el rol de la sociedad civil se vuelve aún más importante. Hay pocas cosas que me dan esperanza en un año tan oscuro, pero estos cinco años al frente de Oxfam México me han confirmado que alrededor del país hay gente comprometida, con enorme talento y el deseo de construir una sociedad mejor, más igualitaria. Esa es la esperanza que me llevo al entregar la dirección de Oxfam México, ademas de un profundo agradecimiento.

¡Muchas gracias!

@rivefuentes

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.