Mis hijes crecieron y dijeron adiós - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
La sartén por el mango
Por Mala Madre
Mala Madre es egresada de Periodismo por la UNAM con 30 años de experiencia, durante los cuales ... Mala Madre es egresada de Periodismo por la UNAM con 30 años de experiencia, durante los cuales ha trabajado en los principales diarios de circulación nacional como reportera de política. Los primeros 15 de tiempo completo, los siguientes cinco de freelance y ahora de nuevo de tiempo completo. Alguna vez le dijeron que daba mal ejemplo a sus hijas quedándose en casa y como nunca le ha gustado que le digan qué hacer, hizo lo que quiso… y se quedó en casa. Le encanta contar historias y nunca ha dejado de escribir, así sea la lista del súper. Síguela en Twitter: @malamadremx o escríbele a [email protected] (Leer más)
Mis hijes crecieron y dijeron adiós
Inicié la pandemia con dos hijas, dos perros y 30 plantas. El saldo un año después son dos hijes, dos perrhijos, 60 plantas y los críos diciendo anticipadamente adiós.
Por Mala Madre
6 de julio, 2021
Comparte

A menudo los hijos se nos parecen
Así nos dan la primera satisfacción
Esos que se menean con nuestros gestos
Echando mano a cuanto hay a su alrededor

Esos locos bajitos que se incorporan
Con los ojos abiertos de par en par
Sin respeto al horario ni a las costumbres
Y a los que por su bien, hay que domesticar

¿Cuándo los hijos se van deja una de ser madre? 21 años después de estar al pie del cañón 24 por 7, de pronto recuperé mi tiempo, mi sueño y algo de mi paz mental. Estos ojos que no ven, este corazón que no siente. Pero mi cuenta bancaria dice que no, que la maternidad ahí está, vivita y coleando. No es queja. Hoy más que nunca entiendo a doña sabia Emily las diosas de las series la tengan en su santa gloria Gilmore, y desde estas líneas la honro como su más fiel alumna. De momento es el nexo que mantiene en contacto a mis hijes: un par de años más en que tendré noticias suyas con la certeza que da la transferencia de cada catorcena, o antes, si las cuentas se salieran de control. Tampoco es queja.

Quién lo diría. Sabía que les hijes volarían tarde o temprano, pero nunca creí que tan temprano o que de pronto ya era ese día, ese que hace 52 días llegó.

Niño
Deja ya de joder con la pelota
Niño, que eso no se dice
Que eso no se hace
Que eso no se toca

Hace poco una muy querida amiga me preguntó qué aprendizaje me ha dejado la pandemia. ¿He aprendido algo? Inicié el confinamiento con dos hijas, dos perros y 30 plantas. El saldo un año después son dos hijes -un hijo trans y le otre no binarie-, dos perrhijos y 60 plantas, plantitas y plantotas. Me encantan mis plantas, salvo por las tres horas que luego me toma regarlas y que me hace preguntarme en qué diablos estaba yo pensando. Amo a mis perros, pero agradezco a la diosa de las guarderías por llevárselos un día a la semana. Adoro a mis hijes y les extraño tanto que duele. ¿Qué aprendí? A ser más humilde con mis certezas. Estaba preparada para todo, menos para lo que me llegó. He tenido un año para procesar mi duelo y entender que en el caso de mis hijes elles siempre han estado milochomil pasos adelante de mi progresitud y que me toca aceptar y respetar. Y seguir amando, porque eso no está a discusión.

Cargan con nuestros dioses y nuestro idioma
Nuestros rencores y nuestro porvenir
A veces nos parece que son de goma
Y que les bastan nuestros cuentos
Para dormir…

Nos empeñamos en dirigir sus vidas
Sin saber el oficio y sin vocación
Les vamos trasmitiendo nuestras frustraciones
Con la leche templada
Y en cada canción

Un día de marzo de 2021 de pronto todo se acomodó. Nos despertamos con la convicción de que era hora de dar el siguiente paso y que estábamos listos para seguir juntos a la distancia, para aprender de la separación, para que les hijes empezaran su transición a la vida independiente. Búsqueda de depa, roomie, cajas, mudanza. Recoger lo que dejaron, reacomodar lo que quedó, ignorar ese nudo en el estómago en aras de ir soltando lentamente ese cordón con todo y su red de protección, de la que saltarán el día que se sientan con confianza y experiencia.

Niño
Deja ya de joder con la pelota
Niño, que eso no se dice
Que eso no se hace
Que eso no se toca

Siempre soñé con que mis hijes se irían de casa con una beca para estudiar en el extranjero bajo el brazo. Todavía sueño con que conseguirán la beca -aunque ya no sea del CONACYT- y que se irán al extranjero -aunque ya no vivan en casa. Pero ese es mi sueño. Igual me hará muy feliz el sueño que tengan elles, el que sea. Ese que les dé felicidad y paz. Y un poco de perdón para sus padres por los errores que cometimos.

Nada ni nadie puede impedir que sufran
Que las agujas avancen en el reloj
Que decidan por ellos, que se equivoquen
Que crezcan y que un día
Nos digan adiós…

Hoy hace 20 años exactamente, a estas horas de la mañana, parí a una personita que desde entonces no ha dejado de retarme y de enseñarme cosas nuevas, cosas fuertes, cosas buenas todos los días. Es la primera vez que no corro a su cuarto para cantarle las mañanitas y abrazarle hasta sentir que no puede ser posible amar de esta manera. Mi Nico es producto de lo mejor de sus padres: la rebeldía para hacer lo que queremos. Hoy sólo quiero recordarle que lo amamos y que estamos muy orgullosos de él. Como lo estamos de su hermane Theo, que en tres días también cumple, porque hubo una época -crédula de mí- que pensé que podría controlar hasta el nacimiento de mis hijes. Pero en esta vida nada se controla, salvo el intento. Y en eso estamos, intentando procesar desde el amor, el respeto y la comprensión lo que el resto de la vida nos depare.

 

@malamadremx

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.