close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Lilith Wannabe
Por Dalia Perkulis
Periodista con experiencia en publicaciones de lo que sea: salud, sexualidad, nutrición, psicolo... Periodista con experiencia en publicaciones de lo que sea: salud, sexualidad, nutrición, psicología, educación, cine, tecnología, negocios, moda, cultura, farándula, política y hasta deportes. Activista de medios digitales. La típica cinéfila que le da insomnio si no recuerda el nombre del actor de una película. No nació para ser esposa ni mamá, pero ama a su esposo y a sus retoños ante todo. Síguela en twitter: @daliaperk (Leer más)
El que escoge no coge
Qué le pides a Aladino. Salud, dinero y amor. Abstracto o concreto. Resolver el problema de salud, financiero o romántico más urgente. A cuánto aspiras. Cifras, lugares específicos o todo. Qué es “todo” para cada quién.
Por Dalia Perkulis
29 de julio, 2019
Comparte

El otro día me preguntó mi hija cuáles serían mis tres deseos si se me apareciera Aladino.

Aprovechando mi silencio –lo que ella realmente quería era desarrollar el tema–, me dijo: “qué difícil sería escoger, porque se puede todo”.

“¡Exactamente!”, me le aventé. Le conté que eso decía mi papá sobre una compañera mía de la escuela que lo tenía todo y sus papás no le ponían límites. Que ese era su mayor problema. Y sí, hasta la fecha es muy inestable. Hace todo y nada.

Ahondé en la teoría de mi papá, que como para mi amiga todo era posible, ser astronauta o buceadora, mudarse de país a voluntad, montar y desmontar departamentos, comprarse un piano de cola, un velero o hacerse un muro para escalar en la casa (y sí es muy aventurera), estudiar cualquier carrera en cualquier latitud, tomar un avión a Italia para comer un gelato o a París para comer su sopa de cebolla favorita, no sabía qué hacer.

Qué le pides a Aladino. Salud, dinero y amor. Abstracto o concreto. Resolver el problema de salud, financiero o romántico más urgente. A cuánto aspiras. Cifras, lugares específicos o todo. Qué es “todo” para cada quién. Te sorprenderías. Cómo lo traduces en tres deseos.

Cuando cumplí 40 quise festejarlo de manera muy especial como ameritaba. Con un viaje, no sabía si familiar, con amigos, sola o sólo con mi esposo; un viaje espiritual, cultural o de reventón; a la playa, al Valle de Guadalupe-la ruta del vino, un retiro, a San Francisco, a Nueva York, a Europa, a la india, a Israel. Los 40 me inocularon el pensamiento mágico de que en ese cumpleaños mis posibilidades eran infinitas. Pero a diferencia de mi amiga, mis recursos son limitados. En realidad tenía que escoger bien.

Los límites se tocan. Elegir una sola vez o poderlo todo siempre desembocan en lo mismo: la parálisis.

Mejor una fiesta, para los amigos actuales o los de la antigüedad, para todos juntos, sólo jóvenes –esperen, no tanto– como yo o también mi mamá y tíos, sin límite de edad.

En la casa o en un salón de fiestas. Rento un bar. Yo invito o cada quien paga lo suyo. Pero no vendrían mis hijas menores de edad y mi esposo no toma. Hago una cena. En un restaurante o en mi casa. O sólo un café. Pura peda. Esperen, soy judía, tiene que haber comida. Y mi esposo no toma.

Pues qué creen, no hice nada.

Las más guapas pueden escoger al que se les antoje y suelen quedarse con el más patán, el único que no las quiere, claro, el reto.

Mi hija –la misma, es igualita a mí, pobre, pero reloaded, hablar con ella es como tener un monólogo interno– tiene una madrina putativa. Con el puro título, porque no la apapacha nada. Ayer la invitó. Le dijo, “vamos a pasar un día juntas, hacemos lo que quieras”. Mi hija no pudo, me dijo: “si saliéramos seguido haríamos diferentes actividades y yo no estaría tan estresada por escoger un plan. Pero como es la única vez que me ha invitado, no sé qué hacer”.

Ahí tienen.

@daliaperk

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.