Gaddafi: antes y después (breve relato de cómo pasa uno de León Africano a Psicópata) - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Newyoxican
Por Martha Cristiana
Bruja madre de 4 y abuela de 1. Actriz (Casa del Teatro, STI, NYU y The Barrow Group-NY). Ha prod... Bruja madre de 4 y abuela de 1. Actriz (Casa del Teatro, STI, NYU y The Barrow Group-NY). Ha producido, dirigido y escrito cortometrajes. Pinta. Da pláticas acerca de equidad de género a través de sus historias y tiene un TEDTalk. Rufiana -su alterego- es opinóloga. (Leer más)
Gaddafi: antes y después (breve relato de cómo pasa uno de León Africano a Psicópata)
Por Martha Cristiana
21 de marzo, 2011
Comparte

Cuesta trabajo creer que uno pueda tener cerca a un psicópata. Uno podría pensar que ese término es una etiqueta aplicable sólo para un enfermo mental. Un interno del San Bernardino.

#WELLTHINKAGAINBITCH Con esto me topé así nomás de pasadita:

Los psicópatas no pueden sentir remordimientos, por eso interactúan con las demás personas como si fuesen cualquier otro objeto, las utilizan para conseguir sus objetivos, la satisfacción de sus propios intereses. No necesariamente tienen que causar algún mal, pero si hacen algo en beneficio de alguien o de alguna causa aparentemente altruista, es sólo por egoísmo, para su único y exclusivo beneficio. Esto implica que el psicópata trabaja siempre para sí mismo por lo que cuando da, es que está manipulando o esperando recuperar esa inversión en el futuro.

¿A verdad? ¿A poco no les suena familiar? No, si los psicópatas “seductores” a diferencia de los psicópatas “duros”, son personillas que se saben comportar como gente normal y son muy agradables. Son (sólo) sus intenciones las que están pervertidas. O sea que los psicópatas son unos perversos a toda madre. Y a toda madre nos pasan por encima. Sin que seamos concientes les entregamos con una sonrisa, las llaves de nuestro reino. Definición de reino: abierto. Pueden ser desde tus nalgas, tu voto, tus riquezas materiales, tu amistad o ya de plano hasta tu corazón… asegún dice #RUFIANA

Cuántos de estos especímenes hemos tenido en nuestro país, está aún por confirmarse. Mmm me vienen un par a la cabeza #HAZDECUENTA

Todos tenemos al menos un psicópata bien cerca, believe me… lo que pasa es que no todos somos tan “receptivos” como quisiéramos y a eso agrégale que lo hacen bien. Podemos pasar lustros sin darnos cuenta de que tenemos a alguno respirándonos en la nuca. Ahora bien, la mierda flota, eso sin duda.

Si no me creen, pregúntenle al valiente presidente de Alemania, Christian Wulff, quien calificó a Muamar Gadafi de “psicópata”. Ahorita sí, todos bien indignadotes, pero ¿Qué tal le lamieron el huevo la bola de “Dones y Misters”? : Tony Blair, Berlusconi, Sarkozy, Zapatero, El Rey Juan Carlos y varios huéspedes de la Casa Blanca. Todos. -Unos milloncitos de euros mi León del Sahara por unas pistolitas, ándele no sea cabrón, que a nosotros también nos gusta la buena vida…-

Bueno, que no hasta Mr Trump le prestó su private park para que pudiera echar el pic-nic, como le gusta al perrito rabioso del desierto.

Conclusión: Está bien fácil confundirse. El más cercano de los amigos, resulta que puede ser un psicópata seductor que te la esté jugando chueco desde hace 20 años y tú en la pendeja. Mientras tanto, el que aparentemente tiene rasgos (dizque) a todas luces de enfermo mental (que conste que no lo digo por la rota de carta que dio en el podio de la ONU), resulta que hace cinco minutos era elogiado por estar haciendo de Libia “el Noruega de Medio Oriente” con su sistema igualitario, próspero y progresista (aunque me gusta más “progre” como dice la vecina).

Hace cinco minutos el “Che Guevara” del Medio Oriente, era halagado en la Cumbre del G8.De ser el invitado de honor en todos lados, vuelve como en el tiempo de Reagan a ser paria… pónganse de acuerdo pues. Sean serios ¿perro o león?

Yo no sé quien sea más psicópata, si este fulanito excéntrico que se anda colgando fotos en las cenas elegantes y poniéndose su guante blanco para no infectarse la manopla, o esta bola de lambiscones que, como dice la definición de diccionario (psicópata):

  • No saben aprovechar la enseñanza de la experiencia
  • Falta de sentido de la propia responsabilidad.
  • Incapacidad para establecer relaciones interpersonales.
  • Falla en el control de los impulsos.
  • Falla en el sentido moral
  • Actitud reiteradamente antisocial.
  • Ineficacia de los castigos para hacerlos cambiar de conducta
  • Inmadurez emocional.
  • Incapacidad para sentir sentimientos de culpabilidad.
  • Egocentrismo

Coff Coff, si palomiaste más de cinco, el test dio positivo. Cualquier resemblance con la realidad, es mera casualidad…

¿A poco no les queda perfecta la descripción a todos estos sabuesos del petróleo? Yo no digo que el “jóven” Gadafi no tenga prácticas dictatoriales aberrantes, pero todos sabemos muy bien, que cada que hay un interés de por medio, todos los Misters de la White House, arman un caso “a prueba de balas” para justificar una nueva invasión. La línea es fina y ya uno no sabe quién es quién. Para mí que semejante descripción, también le queda absolutely divine a mucha gente muy “normal”.

Así que si no quieres que te vean la cara de what, fíjate bien a quién le prestas… tus canicas.

¿O no Mr?

P.D. Y para los que hacen muina con una mera opinión:

Toda verdad es personal. De tal suerte que toda verdad es subjetiva y ¿si toda verdad es subjetiva, por qué hay gente que se lo toma tan personal?

Lo que yo mantengo hoy y lo que creo, lo mantengo y lo creo con toda mi creencia […]” Montaigne

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.