Conversación pública y temas relevantes para las familias
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Nuestras voces
Por Nosotrxs
Nosotrxs es el lugar en donde todxs resolvemos lo que unx no puede. Nos concentramos en la iguald... Nosotrxs es el lugar en donde todxs resolvemos lo que unx no puede. Nos concentramos en la igualdad derivada de los derechos sociales y en el combate a la corrupción, a través de las leyes que protegen la distribución equitativa, el uso transparente y la aplicación honesta de los recursos públicos. Nuestra columna concentrará la atención en reportar, analizar o llamar a la acción en casos donde existan patrones de vulneración de derechos (como el desabasto de medicamentos o el acceso a la seguridad social para las trabajadoras del hogar). La intención del espacio es debatir y proponer acciones políticas desde la sociedad civil organizada, basados en evidencia. Twitter: @NosotrxsMx (Leer más)
Cambiemos la conversación pública hacia temas relevantes para las familias
Requerimos urgentemente concentrarnos en otras materias de conversación pública que sean realmente relevantes para la población, como son los efectos de la pandemia en la salud y en la economía de las familias, sus secuelas en el largo plazo y los altos niveles de violencia criminal, dada además la pésima perspectiva de la evolución de la economía mexicana en los próximos meses y años.
Por Clara Jusidman
21 de febrero, 2022
Comparte

La semana pasada, la confrontación entre hombres poderosos, originada por viejas y antiguas rencillas, alcanzó niveles pocas veces observados en la conversación pública de nuestro país. Los enfrentamientos en las esferas del poder político y su eco en los medios de comunicación y en las redes sociales llevó al hartazgo de muchas personas.

Pero posiblemente lo que más sorprende es la enorme distancia entre las materias del debate y la difícil situación que viven millones de familias y personas como consecuencia de la prolongada pandemia, recrudecida por la cuarta ola provocada por la variante Ómicron. Parecería que las élites del poder viven en otro planeta y que no se conduelen ni se interesan en reconocer y atender los sufrimientos reales de la población frente a la enorme tragedia que estamos viviendo y cuyos efectos seguirán incidiendo en el futuro.

Requerimos urgentemente concentrarnos en otras materias de conversación pública que sean realmente relevantes para la población como son los efectos de la pandemia en la salud y en la economía de las familias, sus secuelas en el largo plazo y los altos niveles de violencia criminal, dada además la pésima perspectiva de la evolución de la economía mexicana en los próximos meses y años.

Actualmente nos ubicamos en el cuarto lugar de mortalidad por la pandemia en el mundo, con 500 muertes al día y cerca de 700,000 personas fallecidas en total, considerando la mortalidad excedente. Estas cifras representan familias que perdieron a un ser cercano ya sean personas mayores como los abuelos, adultas y jóvenes padres o madres, en edades productivas. Fallecen más hombres que mujeres. Para septiembre de 2021, al menos 244.5 mil niños y niñas mexicanas perdieron a sus cuidadores primarios o secundarios y quedaron en la orfandad. Asimismo, está creciendo el número de niños y niñas menores de 15 años contagiados y no hay proyecto de vacunación para ellos y ellas.

Los ingresos de las familias afectadas y su disponibilidad de tiempo para trabajo por pago y para cuidar de sus integrantes, se vieron mermados arrastrando a muchas a la pobreza o profundizando en la que ya se encontraban.

70% de las personas que perdieron la vida tenían secundaria o menos como máximo nivel de educación, lo que significa que provenían de poblaciones con ingresos bajos. Se trata de aquellas que se ven obligadas a salir para realizar sus trabajos, ya sea en establecimientos cerrados y mal ventilados o prestando distintos tipos de servicios en la calle como comerciantes, repartidores, acomodadores, vendedores de comida, trabajadores de limpieza. Son quienes también se ven obligados a usar el transporte público en condiciones de hacinamiento. En sus propias viviendas cuentan con espacios muy reducidos.

Las personas que viven en zonas rurales o en colonias pobres en las ciudades, acceden con dificultad a servicios de salud y a pruebas para la detección de los contagios por lo que experimentan mayores riesgos.

Aquellas que se contagiaron y tuvieron que recluirse por varios días, perdieron sus trabajos o tuvieron que quedarse a cuidar de sus familiares enfermos y dejaron de tener ingresos.

Las familias incurren en gastos para enfrentar el aislamiento y la atención de la salud. Tienen que endeudarse, vender enceres, equipos, muebles e incluso sus casas o departamentos. Varias fueron desalojadas de sus viviendas ante la dificultad para pagar sus rentas.

Lo más grave aún es que la situación no es pasajera, ni va a desparecer por arte de magia.  Los daños causados y los lastres en materia de salud y pobreza que dejará esta pandemia que no termina y tiene el riesgo de resurgir dado el bajo nivel de vacunación a nivel mundial, aún no se conocen.

Es por todo lo anterior que varias organizaciones de la sociedad civil, como Nosotrxs e INCIDE Social A.C, y decenas de personas realizamos un “Llamado a la solidaridad, colaboración, responsabilidad y verdad” para unir fuerzas en la pandemia.

En el Llamado sugerimos acciones que deben y pueden realizar siete grupos de actores sociales: la sociedad en general, los gobiernos y legisladores, las grandes empresas y empresarios, la comunidad científica y tecnológica, los medios de comunicación, los médicos especialistas y los actores políticos. También hemos agregado al sistema bancario dado el alto nivel de endeudamiento de las familias.

Hasta ahora participan siete organizaciones que ya brindan apoyo a familias afectadas por la pandemia, por la violencia criminal o en defensa de los derechos humanos de grupos específicos. Son: Ayuda Mutua en CDMX (ayudamutua.org); ApoyoMutuoOaxaca (amoax.ong.mx); Amores (cadhac.org) y Promoción de Paz (promociondepaz.org.mx) en Nuevo León; BOWERASA “Haciendo camino” A.C. en Chihuahua formada por población rarámuri; Centro Morelos de Guerrero que atiende a desplazados y el Comité de Derechos Humanos de Tabasco A.C. (codehutab.org).

Hacemos un LLAMADO a que ocupemos la conversación pública en la discusión que falta. Convoquemos a la solidaridad, colaboración, responsabilidad y verdad. Recuperemos el sentido de urgencia #UniendoFuerzasEnPandemia.

* Clara Jusidman es integrante del Consejo Asesor de Nosotrxs y presidenta honoraria de INCIDE Social A.C. / @NosotrxsMX.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.