Sin muros de papel - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Por Un Mundo Sin Fronteras
Por Sin Fronteras
Sin Fronteras es una organización civil mexicana, laica, apartidista y sin fines de lucro, que t... Sin Fronteras es una organización civil mexicana, laica, apartidista y sin fines de lucro, que trabaja para contribuir al cambio de las condiciones en las cuales ocurren las migraciones internacionales y el asilo, a fin de que estos se den en un marco de plena vigencia de los derechos humanos de los migrantes internacionales, solicitantes de asilo, refugiados y sus familiares. Síguela en Twitter @SinFronteras_1 (Leer más)
Sin muros de papel
Hoy sabemos que en Tapachula hay más de 60 mil personas migrantes y solicitantes de asilo en situación de calle, sin permiso para trabajar, sin acceso a salud, educación o servicios básicos, contenidos a la fuerza por la Guardia Nacional, a la espera de meses por trámites interminables.
Por Ana Saiz
13 de septiembre, 2021
Comparte

La violencia y la represión nunca son la solución, pueden ser un costoso paliativo desde el punto de vista humano e incluso económico, pero el reto seguirá ahí. La migración no es un problema, es una característica esencial de la sociedad, es un motor para la economía; se convierte en un problema al tratar de controlarla violando derechos humanos y al ser un tema hiperpolitizado que convierte a las personas en monedas de cambio.

La política migratoria en este país está fuera de control, fuera de la normatividad, está -por encargo presidencial mañanero- a cargo de la Cancillería y ejecutada por el brazo duro de Garduño en el Instituto Nacional de Migración.1

El INM se apertrecha para ejecutar una contención violenta de las personas migrantes y refugiadas detrás de un slogan tomado de la lectura superficial del Pacto Mundial para Una Migración Segura Ordenada y Regular, sin leer las cláusulas a la que México se comprometió a abrir vías regulares para migrar y a hacer de la detención migratoria una excepción y no una regla, entre otras.

Con muros de papel y espera de meses por trámites interminables, aparte de la colaboración de la Guardia Nacional para contener a la fuerza, se pretende que las personas esperen en Tapachula. Hoy sabemos que en esa ciudad hay más de 60 mil personas migrantes y solicitantes de asilo -se calcula que el 40% son niños, niñas y adolescentes- en situación de calle, sin permiso para trabajar, sin acceso a salud, educación o servicios básicos.

Debemos considerar que se trata de flujos mixtos, migración forzada empujada por la violencia, el crimen, los desastres naturales, el cambio climático o la intención de reunificarse con sus familiares en suma por la necesidad de sobrevivir dignamente y migración económica, atraída por los precarios salarios en sus lugares de origen y las enormes brechas salariales marcadas de sur a norte.

Pero vale la pena detenernos en la migración de origen haitiano, que ha sido blanco reciente de la aplicación de la política fallida de contención y ha generado un llamado al Gobierno exigiendo el alto a la violencia y a la idea de establecer un “campamento humanitario” por más de 500 personas e instituciones.2 Primero acorralada, por falta de opciones, a presentar solicitudes de asilo ante la Comisión Mexicana de Ayuda a Refugiados, población que representa el 34% de las solicitudes de asilo presentadas en Tapachula.3 Esperando meses y meses sin respuesta ante una institución sobrepasada y sin muchas perspectivas de obtener el refugio ya que muchos de ellos no vienen directamente desde Haití, sino después de años en movilidad llegan desde Brasil y Chile y originarias de un país devastado y sin posibilidades, al que, por razones humanitarias no pueden ser retornadas. Para la gran mayoría de estas personas México representa una nueva oportunidad, representa estar con sus familiares y amigos ya establecidos dese hace años en nuestro país. 4

Nuestras autoridades tienen a su alcance soluciones viables desde el punto de vista legal, social, económico y político. Sin dejar de atender de manera regional las causas estructurales, que podrían verse mejoradas en décadas, hoy tenemos una bomba de tiempo que se tiene que desactivar. Por eso instituciones y personas de vasta experiencia en movilidad humana hemos puesto opciones sobre la mesa: vías factibles de regularización migratoria por razones humanitarias que se han hecho públicas.5

La solución está en la ley y en la política. Existen varias posibilidades y ejemplos exitosos en la historia reciente que nos muestran otras alternativas: regularización migratoria por razones humanitarias6, programas de regularización específicos7 y programas de reubicación.8 Por todo esto, los muros no son la solución; separan, segregan, lastiman y de alguna u otra manera se acaban rompiendo por las personas que simplemente buscan vivir dignamente.

* Ana Saiz es directora general de Sin Fronteras IAP (@Sinfronteras_1).

 

 

 

1 Disponible aquí.

2 Disponible aquí.

3 Disponible aquí.

4 Según el último Censo de Población y Vivienda 2020 viven en México más de 5,000 personas Haitianas.

5 Gobierno Mexicano tiene opciones para solucionar situación migratoria en Chiapas. Conferencia de prensa, Senado de la República 10 de septiembre 2021.

6 Como vimos recientemente que se otorgó a mujeres afganas.

7 Disponible aquí.

8 Disponible aquí.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.