close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Tanque pensante
Por CIDAC
Think tank independiente, sin fines de lucro, dedicado al estudio e interpretación de la realida... Think tank independiente, sin fines de lucro, dedicado al estudio e interpretación de la realidad mexicana y presentación de propuestas para cambiar a México. Y creador de TANQUE PENSANTE. Sitio web: www.cidac.org Twitter: @CIDAC (Leer más)
¿Cómo entrar a la UNAM?
Acá los tres pasos que debes de seguir para ingresar y cursar una carrera en la UNAM.
Por CIDAC
7 de agosto, 2014
Comparte

Por: Mariana Meza

El ingreso a la UNAM parece ser una de las opciones más deseables de los jóvenes en México. En 2013, un total de 126 mil 753 jóvenes presentaron el examen de admisión en febrero y 68 mil 849 lo hicieron en junio. La falta de plazas y la gran demanda por las mismas han hecho que el tema de los que no son aceptados salga a relucir cada año.

Uno de los reclamos que se hace a la UNAM es que la mayoría de las plazas están designadas o reservadas para los alumnos provenientes de bachilleratos de la UNAM como las Escuelas Nacionales Preparatorias (ENP) o los Colegios de Ciencias y Humanidades (CCH).

Año con año, el consejo técnico de cada facultad establece el número de estudiantes de primer ingreso que cada año podrá ser inscrito en cada plantel y carrera (Art. 5, Reglamento General de Inscripciones UNAM). Una vez que se establece el cupo para cada carrera (cuantos lugares se ofrecen para el concurso y cuantos están “reservados” para las preparatorias de la UNAM), los aspirantes se seleccionan según el siguiente orden: alumnos egresados de la ENP o CCH que hayan concluido sus estudios en un máximo de 4 años y tengan promedio mínimo de 7. Luego aquellos aspirantes con promedio mínimo de 7 en el bachillerato que hayan sido seleccionados en el concurso correspondiente (Art.8 Reglamento General Inscripciones 1997, UNAM). Es decir, que hayan alcanzado los puntajes exigidos por cada carrera/plantel en el examen o concurso de ingreso.

La importancia de terminar a tiempo

Vale la pena señalar que el propio reglamento de la UNAM hace una distinción entre los estudiantes de la ENP y CCH pues aquellos egresados de los bachilleratos que cuenten con un promedio mínimo de 7, pero que hayan concluido sus estudios en un plazo mayor de 4 años, podrán ingresar al ciclo de licenciatura mediante concurso de selección, es decir, deberán de presentar examen como si fueran externos.

Además, aquellos estudiantes que hayan terminado sus estudios en un máximo de 3 años con un promedio mínimo de 9 tendrán el ingreso a la carrera y plantel de su preferencia (Art.10).

Parece ser que además del promedio, la UNAM suele premiar a aquellos estudiantes que no se atrasan en sus estudios de bachillerato.

La ruta hacia la UNAM

Si tu objetivo final es entrar a la UNAM —supongamos que a alguna de las carreras más competitivas como ingeniería mecatrónica, médico cirujano o derecho—, estas exigen los promedios más altos (para aquellos que acceden vía pase reglamentario) y a su vez enfrentan una gran demanda (médico cirujano 63 aspirantes por plaza, derecho 14 aspirantes por plaza). Entonces parece que el camino a seguir en primer lugar, y que eleva tus probabilidades de entrar es estudiar la preparatoria en algún CCH o ENP; en segundo lugar, obtener un buen promedio (idealmente de 9 o más) y en tercer lugar, no atrasarte.

Pasos UNAM

Ahora bien, como ya vimos no todos los planteles y carreras de la educación superior de la UNAM tienen la misma demanda ni los mismos estándares para entrar. Lo mismo sucede en las instituciones de educación media superior de la máxima casa de estudios. Los requisitos de entrada a las preparatorias de la UNAM (y otros institutos de EMS como los Conalep, Colbach, CECyT) exigen contar con un certificado de secundaria y con un examen de conocimientos generales llamado COMIPEMS. Los puntajes mínimos que cada institución y plantel exigen varían. En el caso de los ENP y CCH tenemos que en promedio los ENP exigen un puntaje mínimo de 88.7 y los CCH 86.8.

Tabla UNAM

Como se puede observar en la tabla existe una varianza entre los puntajes que exige cada plantel y el número de aspirantes por plaza de cada plantel. A simple vista los datos demuestran que los más demandados son la prepa 2, prepa 6 y prepa 9. Estos tres son también los que mayor puntaje exigen para entrar, es decir, parece que los egresados de secundaria buscan estos planteles en mayor medida a pesar de que la barrera de entrada es más grande y la probabilidad de entrar es lógicamente menor.

La estrategia para entrar a la UNAM es clara (como lo ilustra la figura 1). Ahora bien, existen caminos o posibilidades que hacen que esa vía se vuelva una realidad con mayor probabilidad. Para el paso 1 parece que la mejor manera de garantizar tu entrada al sistema de preparatoria de la UNAM es eligiendo como primera opción el CCH Naucalpan pues es el que menor puntaje exige y la competencia para entrar no es tan alta.

Para el paso 2 sería el alcanzar el promedio de 9 si consideramos los puntajes iniciales como medida de exigencia o del nivel de cada preparatoria. Entonces podemos asumir que obtener un 9 en el CCH Naucalpan será mucho más fácil que obtener un 9 de promedio de la ENP 6 Antonio Caso. Es importante notar que las preparatorias de la UNAM no cuentan con un examen externo, como la prueba ENLACE o EXCALE, que sirva para comparar el nivel académico de sus estudiantes por lo que es difícil evaluar que tan diferente es un 9 del CCH y uno del ENP.

Un último factor a considerar es si la UNAM implementa criterios como cuotas para cada plantel que distorsionen la probabilidad para entrar a las licenciaturas. Si los lugares reservados para los alumnos de pase reglamentario estuvieran designados por cuotas para cada plantel, eso afectaría nuestro cálculo de qué preparatoria tiene mayor probabilidad de entrar a la UNAM. Sin embargo, los datos de ingreso no parecen demostrar que existan cuotas establecidas para cada ENP o CCH.

Grafica_IngresoUNAM

La tabla anterior demuestra cómo los bachilleratos que exigen mayor puntaje de entrada en el COMIPEMS (barra azul) no necesariamente tienen mayores alumnos que ingresan a la UNAM (barra verde). Con lo cual se desecharía un factor importante y deseable como el que la UNAM podría estar privilegiando a aquellas preparatorias más exigentes y que podríamos asumir preparan mejor a sus alumnos. Más bien, el criterio que parece estar siguiendo la asignación de lugares de pase reglamentario responde a una lógica de dar más lugares a aquellas prepas con más alumnos (barra roja).

Estrategia perversa

Como estudiante debes hacer 3 cosas: 1) entrar a la preparatoria de la UNAM, 2) obtener un buen promedio, 3) terminar en 3 años. Como vimos, el análisis de los factores de probabilidad de éxito en el ingreso revela que la apuesta clave es entrar a un CCH o ENP “fácil”, obtener un 9 “fácil” y entrar de manera garantizada a la carrera de tu preferencia en la UNAM. Esta estrategia funciona como un incentivo perverso pues haría que más estudiantes llegaran a la UNAM—incluso a las carreras más exigentes— de planteles de preparatoria menos competitivos y con menor exigencia y preparación.

La perversión de este camino también reside en que quizá los estudiantes tienen una manera más fácil de entrar a la UNAM, pero no garantiza que tengan un buen desempeño en la carrera, pues como generalmente sucede en la vida el tomar las decisiones más fáciles no siempre dan los mejores resultados. Elegir una carrera y universidad no es sencillo y en realidad no existe una ruta segura que garantice el éxito. Lo mejor que puedes hacer es tomar una decisión con la mayor cantidad de información disponible y que te ayude a escoger tu mejor opción. Para esto, CIDAC creó el sitio Profesionistas.org.mx en donde encontrarás información que te ayudará en el proceso de elegir tu carrera y convertirte en un profesional exitoso para insertarte en el mercado laboral.

Como muestra, aquí van 3 textos para que se ocupen de su futuro:

Aprende a negociar un salario

¿Cómo trabajar en Google?

Millennials, ¿Qué quieren en el trabajo?

 

 

* Mariana Meza es investigadora de @CIDAC

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte

¡Muchas gracias!


Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.