Por una ciudad diseñada para las personas - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Transeúnte
Por transeunte
Nos movemos a pie, en bici y en transporte público. Somos una fuente de información especializa... Nos movemos a pie, en bici y en transporte público. Somos una fuente de información especializada en los temas de movilidad y espacio público, los cuales están relacionados con la creación de un entorno urbano más amable y sostenible.Tenemos la intención de formar una red de individuos y organizaciones de la sociedad civil que promuevan una mayor acción y participación ciudadana, que generen discurso e impulsen iniciativas para transformar la ciudad, disminuyendo la dependencia del automóvil particular y mejorando las condiciones para peatones y ciclistas, además de otras formas de movilidad no motorizada y transporte público. (Leer más)
Por una ciudad diseñada para las personas
Por transeunte
9 de marzo, 2017
Comparte

Por: Mario Quintanilla (@marioquinta)

El pasado martes 28 de febrero se llevó a cabo la premiación del concurso Menos Cajones, Más Ciudad, organizado por el Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo (ITDP por sus siglas en inglés) en conjunto con el Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), cuya convocatoria fue lanzada en octubre de 2016. El resultado fue extraordinario, se recibieron 52 proyectos, 28 en la categoría de estudiantes y 24 en la de profesionales, esto en un período de 20 días (mayor información disponible aquí).

El jurado tuvo una primera sesión de deliberación el 28 de noviembre pasado, en la que se seleccionaron 6 proyectos finalistas de la categoría de profesionales y 3 de la categoría de estudiantes. Los equipos finalistas presentaron sus proyectos en el foro CoRe el 6 y 7 de diciembre frente a un público integrado por funcionarios públicos, desarrolladores y expertos en ciudades. Los proyectos, especialmente los que pasaron a la segunda etapa de selección atendieron diversos temas clave para lograr ciudades más humanas y sustentables.

En noviembre, los equipos finalistas recibieron un estímulo económico y participaron en una sesión de retroalimentación con los integrantes del jurado. Con los insumos obtenidos ese día los equipos fortalecieron sus proyectos y entregaron sus propuestas finales el 8 de febrero. El 17 de febrero se llevó a cabo la segunda sesión de deliberación del jurado en la que se eligieron a los proyectos ganadores de ambas categorías y se decidió hacer entrega de dos menciones de honor debido a lo reñido de la competencia.

En la categoría de estudiantes el primer premio fue para la propuesta llamada Centro de Cultura Urbana “La Escalera”. Este proyecto aborda la reconversión de una estructura destinada para estacionamiento y sugiere transformarla en un espacio polivalente que enfatiza el carácter público y accesible del recinto. La visibilidad y apertura desde la calle, y la fluidez que se mantiene dentro fueron algunos de los aspectos que el jurado resaltó, ya que permiten cambiar el paradigma de nuestra ciudad y de los espacios destinados para los autos, caracterizados por su hermetismo, inaccesibilidad y unidireccionalidad en usos y tipos de usuarios.

El primer lugar en la categoría de profesionales fue otorgado al proyecto En busca del espacio prometido, mismo que busca diversificar a los habitantes de las zonas centrales de la ciudad y construir una comunidad más equitativa. La propuesta parte de un análisis demográfico que permite detectar la falta de habitantes jóvenes en el polígono alrededor de Av. Paseo de la Reforma definido por las bases del concurso, sugiriendo así la transformación de un estacionamiento subutilizado en un espacio de vivienda accesible para jóvenes, demostrando que los estacionamientos pueden ser vistos como oportunidades para construir equidad y prosperidad. La integración de usos comerciales y recreativos, así como la elaboración de un esquema costo-beneficio fueron aspectos considerados por el jurado, pues demuestran la viabilidad de este tipo de propuestas.

Adicionalmente a los primeros premios de ambas categorías, el jurado decidió otorgar dos menciones honoríficas, una para la propuesta Luces de Reforma que busca acortar las distancias entre el trabajo y el hogar para personas que ganan menos de $ 7,000 y que suelen viajar diariamente entre el centro y la periferia de la ciudad en búsqueda de oportunidades de empleo. La otra mención fue para La ciudad del hombre, proyecto que busca convertir los estacionamientos en vivienda de entre 50-70 m2 , con el objetivo de reducir el uso del automóvil y la saturación del transporte público, así como frenar la inflación inmobiliaria.

Es importante destacar que la razón que se encuentra detrás de la organización del concurso es continuar la conversación acerca de los adversos resultados que las normas que regulan el estacionamiento en la Ciudad de México producen y las posibles alternativas. En 2014, ITDP publicó el estudio Menos Cajones, Más Ciudad: el estacionamiento en la Ciudad de México (disponible aquí). Este documento inició en gran medida la discusión sobre la necesidad de un cambio regulatorio en política de estacionamientos, al evidenciar los efectos de una norma que exige una construcción mínima de cajones que provoca una desmesurada oferta de lugar para el estacionamiento, aún en zonas centrales con buen servicio de transporte público e infraestructura ciclista.

El estudio mencionado demuestra cómo el 42 % de la superficie de construcción de los grandes desarrollos analizados en la Ciudad de México se destina a estacionar autos, seguido de 32 % para vivienda, 15 % para oficinas, 9 % a comercios y el resto a otros fines. Es decir, estamos construyendo cajones de estacionamiento innecesarios a un paso mucho más acelerado que la vivienda, que además se encarece, pues un cajón en la zona central de la ciudad puede llegar a costar más que una vivienda de interés social.

De no hacer un cambio pronto a las normas que regulan construcciones de estacionamiento en la ciudad, podrían llegar a construirse más de 8 millones de cajones adicionales a los 6.5 millones ya construidos, suponiendo que se hace un uso máximo de la superficie de construcción disponible. Esto implicaría que redensificar la ciudad con el número de cajones requerido con la norma de mínimos vigente, podría llevar a contar con más cajones que habitantes en la Ciudad de México, empeorando aún más el problema de congestión vehicular y en detrimento de las mejoras al transporte público de los últimos años.

La Ciudad de México no estaría sola en el caso de invertir la lógica de la norma de estacionamientos. Muchas otras ciudades ya han establecido números máximos de cajones de estacionamiento por superficie de construcción en lugar de números mínimos. Tal es el caso del municipio mexicano de Guadalajara, que en su Reglamento para la Gestión Integral limita, dependiendo de la densidad y la proximidad con sistemas de transporte masivo, a 2 cajones como máximo, también solicita un estudio de impacto en tránsito para los desarrollos nuevos con más de 126 cajones, asimismo crea la figura de “permuta de cajones”, para sustituir cajones existentes por infraestructura peatonal, ciclista o áreas verdes. Por otro lado, la ciudad brasileña de Sao Paulo reformó en 2014 sus regulaciones sobre estacionamiento eliminando las exigencias mínimas en toda la ciudad y estableciendo máximos en ciertos corredores que cuentan con transporte público. Un estudio realizado en la ciudad de Londres (Fei Li & Zhang Guo, 2017) demostró cómo la implementación de máximos de estacionamiento promovió un traslado de construcción de vivienda vertical nueva de los suburbios a la centralidad. En Suiza, la ciudad de Zúrich estableció máximos en 1996. En EE.UU. ciudades como Washington DC, Portland, Seattle, Boston, y Columbus han cambiado sus regulaciones de estacionamiento. En resumen: La Ciudad de México se uniría a una tendencia mundial que define su arquitectura normativa priorizando la movilidad de personas sobre la movilidad de automóviles.

Es por ello que nos entusiasma el anuncio realizado por Miguel Ángel Mancera, jefe de Gobierno de la Ciudad de México, en el marco de la premiación del concurso, pues se comprometió a que su gobierno anunciaría este mismo mes de marzo modificaciones a la norma que regula el estacionamiento en la ciudad, con el objetivo de contar con máximos en lugar de mínimos. ITDP está comprometido con esta causa y trabajaremos con todos los actores relevantes para tener normas de estacionamiento que promuevan mejores ciudades, para las personas y no para los autos.

 

* Mario Quintanilla es coordinador de Desarrollo y Comunicación ITDP México (@ITDPmx).

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts