La Agenda 2030 y sus oportunidades para el desarrollo - Animal Político
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Verdad, justicia y reparación
Por CMDPDH
La Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos es una organización civil,... La Comisión Mexicana de Defensa y Promoción de los Derechos Humanos es una organización civil, secular, autónoma e independiente fundada en 1989. Busca contribuir a la consolidación de un Estado democrático de derecho que reconozca y garantice, en particular, los derechos de las víctimas de violaciones a derechos humanos; en especial el derecho a la asistencia, protección, verdad, justicia, reparación integral, debida diligencia, y demás derechos consagrados. Este blog es un espacio de análisis e investigación que invita a un debate informado sobre el estado de los derechos humanos en México. Síguenos en Facebook/CMDPDH. (Leer más)
La Agenda 2030 y sus oportunidades para el desarrollo
La Agenda 2030 representa una importancia sin igual, ya que define el nuevo marco global para el desarrollo sostenible y con esto, las prioridades hacia las cuales se deben dirigir los esfuerzos de la cooperación internacional y las agendas nacionales de los países miembros de la ONU, incluyendo por supuesto a México.
Por CMDPDH
28 de septiembre, 2015
Comparte

Por: Tania Martínez Hernández (@tanuniversal)

El fin de semana pasado el presidente Enrique Peña Nieto viajó a Nueva York para adoptar una nueva agenda de desarrollo mundial, la cual se implementará durante los próximos 15 años.

Del 25 al 27 de septiembre se realizó la Cumbre de Desarrollo Sostenible en las Naciones Unidas, evento a través del cual las y los Jefes de Estado se comprometieron a adoptar la Agenda 2030. Ésta será el nuevo marco de desarrollo mundial, el cual definirá en gran parte políticas públicas, programas y presupuestos; la Agenda 2030 representa así la “[…] confluencia de voluntades políticas para la definición de prioridades conjuntas”.

La Agenda 2030 sustituye a los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), los cuales se implementaron del 2000 al 2015. Esta nueva agenda comprende 17 Objetivos de Desarrollo Sostenibles (ODS), los cuales incorporan las tres dimensiones del desarrollo: la social, la medioambiental y la económica. Esta Agenda y sus Objetivos son resultado de un proceso de casi tres años de trabajo, en los que se realizaron negociaciones intergubernamentales, consultas temáticas y regionales, así como propuestas de expertos en diversos temas.

En la construcción de la Agenda 2030 participaron diversos actores de las relaciones internacionales, como los Estados, la sociedad civil, el sector privado, la academia, entre otros. Si bien sólo los Estados tenían voto en los momentos clave, el hecho de que otros actores pudieran estar presentes y tuvieran voz en el proceso constituye una de las principales diferencias con los Objetivos de Desarrollo del Milenio.

El proceso de elaboración de la Agenda 2030 se conoce como proceso post-2015, éste fue un proceso largo y complicado ya que aunque en el centro de la agenda se encuentran las personas y el desarrollo sostenible, resultó sumamente difícil incluir referencias a los derechos humanos, así como reconocer y destacar las necesidades específicas de algunos grupos de la población como mujeres, niñas, jóvenes y migrantes. De igual forma, resultó sumamente complicado abordar temas como el impacto de los procesos masivos de producción y consumo, los alcances de la concentración de la riqueza, la responsabilidad del sector privado en el desarrollo, entre otros.

En el proceso post-2015 se evidenciaron además y de nueva cuenta las diferencias entre países desarrollados y en vías de desarrollo, e incluso se presentaron diferencias al interior de estos dos grandes grupos. “Mientras que hablar de la medición de la pobreza , tenía un consenso mundial, […] el mismo consenso para hablar, […] de los impactos del gran capital y los procesos masivos de producción y consumo, . Los países del norte o países desarrollados son ahora quienes más reacios se muestran a agendas liberales o de vanguardia en materias ambientales o financieras, , pues sus intereses se ven comprometidos en demasía”. En este mismo sentido, es preciso señalar que de manera general América Latina, aun siendo la región con mayor desigualdad, logró proponer en diversas etapas de la negociación agendas y/o perspectivas de avanzada, las cuales abonan a los derechos humanos y el desarrollo sostenible.

La representación oficial de nuestro país incluyó negociadores de capital, es decir, personas de la Dirección General para Temas Globales de la Secretaría de Relaciones Exteriores, de la Misión Permanente de México ante las Naciones Unidas, de la Oficina de Presidencia y de organizaciones de la sociedad civil que hicieron (todas ellas) un papel excepcional. Entre los temas por los que abogó la Delegación Mexicana se encuentran:

  • Desigualdad (no sólo económica)
  • Igualdad de género
  • Perspectiva de Derechos Humanos
  • Pobreza multidimensional
  • Inclusión social y económica
  • Interrelación de las tres dimensiones del desarrollo
  • Fortalecimiento de capacidades de medición
  • Protección del medioambiente y gestión sostenible de los recursos naturales
  • Migración

Durante las negociaciones intergubernamentales de la Agenda 2030, el papel de la Delegación Mexicana fue en varios momentos de líder defendiendo y proponiendo temas que realmente coadyuvan al desarrollo sostenible. Entre ellos, es preciso destacar la defensa que realizó de la migración como un fenómeno que contribuye al desarrollo, la insistencia en incorporar en la Agenda 2030 la perspectiva de igualdad de género y derechos humanos, la referencia reiterada a la desigualdad y a la pobreza multidimensional. Empero, también hubieron temas en los que se requirió una posición clara, así como una mención específica que no existió.

Es importante destacar la apertura y el ánimo de diálogo y colaboración que tuvieron quienes integraron desde la Dirección de Temas Globales de la Secretaría de Relaciones Exteriores y desde la Misión Permanente de México ante las Naciones Unidas la Delegación Mexicana.

Como se mencionó anteriormente, la construcción de la Agenda 2030 fue un proceso más amplio y plural que el de los Objetivos de Desarrollo del Milenio; desde México fuimos varias las organizaciones que participamos y trabajamos conjuntamente para asegurar que este nuevo marco de desarrollo sostenible estuviera comprometido con el bienestar de las personas y del planeta.

El trabajo que las organizaciones de la sociedad civil realizaron con el equipo negociador consistió primordialmente en reuniones mensuales, en propuestas de temas, perspectivas y abordajes para cada sesión de negociación y en la participación de algunas de estas organizaciones en la Delegación Mexicana. En este sentido es preciso señalar que las organizaciones de jóvenes y para jóvenes contaron con un lugar específico en esta Delegación.

La importancia de la participación de la sociedad civil reside en que sólo siendo parte del diseño, de la implementación y del seguimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenibles, a nivel global, regional y nacional, la Agenda 2030 (en su implementación) podrá responder a necesidades reales y así avanzar en el desarrollo sostenible. Involucrar significativamente a la sociedad civil durante los próximos 15 años representa legitimar, abonar y aprovechar por completo este nuevo compromiso político.

La Agenda 2030 representa una importancia sin igual, ya que define el nuevo marco global para el desarrollo sostenible y con esto, las prioridades hacia las cuales se deben dirigir los esfuerzos de la cooperación internacional y las agendas nacionales de los países miembros de la ONU, incluyendo por supuesto a México.

Con la adopción de la Agenda 2030 se presentan oportunidades de participación de la sociedad civil y de exigencia al gobierno, uno de los retos principales será que éste, al implementar este marco de desarrollo durante los próximos 15 años, mantenga el ánimo ambicioso y progresista que le caracterizó en las negociaciones intergubernamentales.

Asimismo, será fundamental asegurar la participación significativa de la sociedad civil en el proceso de desarrollo de los indicadores que medirán el avance de cada Objetivo de Desarrollo Sostenible, en su implementación local, estatal y federal y en el mecanismo de seguimiento y revisión de la Agenda 2030.

Se debe de integrar activa y significativamente en la Agenda 2030 a la sociedad civil, ya que ésta posee experiencia y conocimiento especializado, hecho que debe reflejarse en una colaboración cercana y constante con el gobierno durante los próximos 15 años.

Los Objetivos de Desarrollo del Milenio no fueron alcanzados, sin embargo, “…la experiencia con los ODM señala que las agendas nacionales enfatizan esfuerzos claros hacia este tipo de compromisos,…” aun cuando no son vinculantes. La Agenda 2030 impulsará acuerdos previamente convenidos, ajustara planes y programas nacionales, al mismo tiempo que definirá en gran medida la asignación de presupuestos, por lo cual el gobierno se debe de comprometer a establecer los mecanismos necesarios para asegurar que esta nueva agenda de desarrollo sostenible se implemente efectivamente, trascienda sexenios y se avance en la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

 

* Tania Martínez Hernández es Licenciada en Relaciones Internacionales, Coordina el Programa de VIH de Espolea A.C. y ACT!2015 México, su trabajo se centra en temas de desarrollo y derechos humanos, específicamente en lo relativo con las personas jóvenes, el VIH y la salud y los derechos sexuales y reproductivos. Ahora es el momento de pasar de la política a la acción.

 

Conoce aquí la Agenda 2030.

Para acceder a los posicionamientos del gobierno mexicano en estas negociaciones da click aquí.

 

 

Agenda Afrimativa, Consorcio para le Diálogo Parlamentario y la Equidad A.C.

Idem

Las organizaciones que formaron parte de la Delegación Mexicana durante las negociaciones intergubernamentales fueron: Consorcio para el Diálogo Parlamentario y la Equidad A.C., Equidad de Género: ciudadanía, trabajo y familia A.C., Espolea A.C., Balance A.C., y Fundación Mexicana para la Planeación Familiar.

Idem.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Comparte
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.