Telcel merece multa millonaria por daño a los consumidores: CFC
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Telcel merece multa millonaria por daño a los consumidores: CFC

“La tarifa de interconexión que Telcel está cobrando es de alrededor de 95 centavos”, es decir, eso es lo que una empresa competidora debe pagar para que sus clientes puedan comunicarse con los de Telcel, mientras que los usuarios de Telcel pagan cero centavos por lo mismo.
25 de abril, 2011
Comparte

Centro de atención a clientes de Telcel.


La multa de 11 mil millones de pesos que la Comisión Federal de Competencia (CFC) impuso a Telcel por prácticas monopólicas va en línea con el daño que ha provocado a la economía de los consumidores, afirmó el presidente de la comisión, Eduardo Pérez Motta.

Lo que Telcel ha hecho, explicó Pérez Motta en entrevista en Radio Fórmula, es imponer una tarifa de interconexión que se considera superior a la que debería ser. “La tarifa de interconexión que Telcel está cobrando es de alrededor de 95 centavos”, es decir, eso es lo que una empresa competidora debe pagar para que sus clientes puedan comunicarse con los de Telcel, mientras que los usuarios de Telcel pagan cero centavos por lo mismo.

Pérez Motta subrayó que esta diferencia de precios es lo que provoca lo que a nivel internacional llaman “estrangulamiento de márgenes” y explicó que las tarifas de interconexión en México están al doble del promedio de los países miembros de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos (OCDE).

¿Qué significa esto para los bolsillos de los consumidores?  Que los consumidores en México están pagando 6 mil millones de dólares (unos 72 mil millones de pesos anuales) de sobreprecio, y no sólo los no usuarios de Telcel, sino también los usuarios de esta empresa.

“El tamaño de la multa se acerca mucho más al grado de daño causado en la economía de los consumidores porque se trata de una reincidencia. De hecho, en la reforma que hoy está en la Cámara de Senadores, lo que se busca es que no tenga que haber reincidencia para imponer multas de esta magnitud”, dijo Pérez Motta.

En caso de reincidencia en prácticas monopólicas, se busca que la sanción sea del doble de la multa que se hubiese cobrado si fuera la primera vez, al 10% de los activos o al 10% de las ventas, lo que sea mayor. En el caso de Telce, explicó Pérez Motta, fue el 10% de los activos.

¿Qué podría hacer Telcel?

La compañía de telefonía celular de Carlos Slim tiene el derecho a un recurso de reconsideración ante la propia CFC, el cual está establecido en la ley. Una vez presentado el recurso, si la decisión final es una decisión que le genera inconformidad a Telcel y desea ampararse, lo puede hacer, afirmó el presidente de la comisión.

Después, esto se iría al poder Judicial. “Ahí nosotros tenemos la obligación de defender el caso hasta el último momento”, dijo Pérez Motta, quien explicó que el asunto puede llevar tiempo porque el Sistema de Administración Tributaria (SAT) podría cobrar la multa primero, en lo que suceden los amparos y los procesos judiciales. Si el caso lo gana Telcel, habría que pagarle lo que pagó de multa y, además, los intereses.

Aquí, la entrevista con Eduardo Pérez Motta en Radio Fórmula.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Cómo miles de millones de rayos pudieron ser el origen de la vida en la Tierra

Cómo se formó la vida en la Tierra es una de las grandes preguntas de la ciencia. Ahora un equipo de Universidad de Yale y la Universidad de Leeds proponen una respuesta.
17 de marzo, 2021
Comparte

Hay una nueva pieza en el rompecabezas del origen de la vida en la Tierra.

Miles de millones de rayos que bombardearon la Tierra durante un largo periodo pudieron ser la chispa que permitió que la vida comenzara a formarse en nuestro planeta.

Esa es la conclusión a la que llegó una reciente investigación de la Universidad de Yale en Estados Unidos y la Universidad de Leeds, en Reino Unido.

El estudio sostiene que durante millones de años los rayos que impactaban la Tierra fueron liberando el fósforo necesario para la creación de las biomoléculas que fueron la base de la vida en el planeta.

Los autores de la investigación afirman que su hallazgo ayuda a comprender cómo se pudo haber formado la vida en la Tierra y cómo podría estar formándose en otros planetas.

La clave es el fósforo

El fósforo es esencial para que se produzca vida.

Este elemento quimico, sin embargo, no estaba fácilmente disponible en la Tierra primitiva, ya que estaba bloqueado dentro de minerales insolubles en la superficie del planeta.

Durante mucho tiempo, los científicos se han preguntado cómo el fósforo de la Tierra se hizo accesible para ayudar en la formación del ADN y otras biomoléculas necesarias para la vida.

ADN

Getty
El fósforo es clave para la formación de biomoléculas.

Este nuevo estudio sugiere que ese fósforo se volvió disponible gracias a los rayos que impactaban la Tierra.

Cuando un rayo golpea el suelo puede crear fulguritos, una formación vítrea que contiene schreibersita, un mineral que a su vez contiene fósforo.

Los fulguritos contienen algo del fósforo de la superficie del suelo, pero en forma soluble.

Con base en modelos computacionales, los investigadores calcularon que hace entre tres mil quinientos y cuatro mil quinientos millones de años, cuando la vida comenzaba a formarse, la tierra firme del planeta era impactada por cerca de entre cien y mil millones de rayos cada año.

Eso, en un periódo de mil millones de años, equivaldría a un total de entre 0,1 y 1 quintillón de rayos (1 seguido de 30 ceros) ayudando a la formación de fósforo en el planeta.

fulgurito

Benjamin Hess/Yale
Los fulguritos se forman cuando un rayo impacta la Tierra.

Bombardeo constante

Anteriormente, otras investigaciones habían sugerido que la fuente de la schreibersita eran los meteoritos.

Este nuevo estudio sin embargo, afirma que la cantidad de meteoritos no hubiera sido suficiente, y tampoco hubiera sido constante, como sí lo fueron los rayos.

Además, es probable que los rayos fueran más frecuentes en regiones tropicales, proporcionando áreas más concentradas de fósforo utilizable, según el estudio.

Los investigadores calcularon que durante la etapa de formación de vida en el planeta, los rayos pudieron ser el origen de entre 110 y 11.000 kilos de fósforo cada año.

planta

Getty
El origen de la vida en la Tierra es una de las grandes preguntas de la ciencia.

Esa cantidad pudo haber sido suficiente para ayudar a la formación de vida, según le dice al portal Live Science Benjamin Hess, estudiante de posgrado en el Departamento de Ciencias de la Tierra y Planetarias de Yale, coautor del estudio.

“Para que se forme vida, solo es necesario que haya un lugar que tenga los ingredientes adecuados“, dijo Hess a WordsSideKick.com, citado en un reportaje de Live Sicence.

“Si de fósforo al año se concentraran en un solo arco de islas tropicales, entonces sí, bien podría haber sido suficiente. Pero es más probable que eso suceda si hay muchos de esos lugares”.

Según Hess, estos hallazgos convierten a los rayos en buenos candidatos para ayudar a entender el origen de la vida en la Tierra.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=PdtPAfO8A2o

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.