Todo está planeado para el fin
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Todo está planeado para el fin

Por Moisés Castillo
24 de marzo, 2012
Comparte

La vida no es tan mala, si puedes hacer lo que quieras. Y la artista visual Ximena Labra desafía el tiempo y el espacio: rueda sus piezas por un túnel sin fin. Sabe que su obra está condenada a esfumarse en los espacios públicos por eso su gran deseo de fluir y fundir su arte con el aquí y el ahora: nace para morir.

Su intervención en la Plaza de Tlatelolco en 2008 es una muestra de que la piedra puede vagar. ¿Qué más se puede decir sobre la masacre estudiantil de 1968? ¿Qué proyecto de arte contemporáneo se puede instalar ahí? Sabía que era un espacio con una carga histórica apabullante. Un día se dedicó a observar.

La Ciudad de México le pareció un poco loca y asfixiante cuando el sol del medio día caía sobre ella. De repente, vio mugrosa y sin vida la Estela que se erigió en 1993.

-“¡Nunca la había visto!”-, dijo sorprendida.

Casi era un pecado porque sus padres vivieron intensamente esos años turbulentos. Inspirada en la película “2001: Una odisea del espacio”, de Stanley Kubrick -que representa el descubrimiento de un monolito misterioso que conduce a un estado de inteligencia superior-, decidió exportar la Estela con los nombres de los caídos en 1968. Reprodujo el monumento original en fibra de vidrio para obtener tres réplicas más a tamaño original: cada una pesó 800 kilos, y midió 4.80 por 2.51 metros.

Con el apoyo de la Secretaría de Cultura del DF y la Fundación Cultural de la Ciudad de México, el proyecto formó parte de las actividades organizadas por la UNAM para conmemorar el 40 aniversario del movimiento estudiantil.

TLATELOLCO PUBLIC SPACE ODYSSEY XIMENA LABRA from Ximena Labra on Vimeo.

La memoria, ¿anda dormida o despierta?

“Millones de mexicanos no habían visto el memorial. Lo llevé a lugares concurridos como la entrada del Palacio de Bellas Artes. Puse el lugar del juego y activé una observación. Cuando pongo una pieza en el ámbito de lo público cobra vida por sí sola, se vuelve un experimento. Hay un factor de caos que es lo más interesante de una pieza: qué va a pasar con ella”.

¿Tiene valor para la gente las estatuas y monumentos? Pareciera que son muros y piedras tatuadas con signos indescifrables. Para Ximena la trascendencia de una pieza sólo la dicta el tiempo y lo que le interesa de una obra es que sea un medio de transporte que cuente una historia o presente una idea. Si no genera nada no merece existir.

 

A esta artista chilanga le gusta explorar nuevos temas y descubrir cómo la gente produce diversas interpretaciones. Por ejemplo, cuando instaló “El Besódromo”: complicidad aventurada; “Instant Vacation”: personas que visitaron lugares impensables con tan sólo un click; “Danzócalo”: una pista donde todo mundo puede bailar, desde el “Gober” Precioso hasta el Cristo de Iztapalapa. “El Salvador outsider story”: un país ninguneado hasta en los mapas; “Tuyo”: la basura tirada en Cozumel reclama dueño.

“Desde que era chiquita me ha tocado ver la evolución terrible de la isla: sólo venden diamantes y entran cruceros espeluznantes. Hay un problema de cacicazgo económico. Entre los miles de problemas es que todo el tiempo se ve basura en el mar y en la playa: pañal japonés, cepillos de dientes gringos, chanclas inglesas”.

A los 23 años de edad descubrió que el arte era lo más importante de su vida. Si en la universidad ya generaba algunos collages, siempre quiso trasladar sus piezas en formatos grandes como una marea escultora de formas. Estudiar arquitectura efímera en Barcelona le permitió consolidar su propuesta visual con el diseño gráfico: un arte tridimensional donde existen momentos navegables, la tormenta viene y va.

Dice que cuando imagina y crea sus piezas piensa en los destinos fatales. Es decir, objetos que irremediablemente morirán en el espacio público. Son una especie de ofrendas y sacrificios para el Dios de la Calle.

“Si pongo una pieza en la avenida es altamente factible que valga madre. Lo que sí es sorprendente es cuando están casi intactas”.

Sin embargo, ha notado un cambió cultural en el comportamiento de la gente ante el arte urbano y los eventos públicos masivos como el Vive Latino. En la versión 2010 del festival musical, los chavos bailaron slam en el “Danzócalo” y los disfraces sobrevivieron milagrosamente.

 

 

Ophelia

 

En los cenotes de Yucatán dejó un dolor que pensaba nadie podía curar. Había muerto su padre y se divorció. Le dolía el cuerpo. En un viaje a la península buceó en esos depósitos de agua manantial y encontró en las profundidades un instinto hermoso de la muerte. A unos 30 metros se forma un horizonte dentro del horizonte: el agua dulce se filtra y comienza a aparecer agua salada. En medio, hay unas bacterias que producen azufre y surgen dos capas de agua de densidades diferentes, una piel de humo blanco: el inframundo.

“Cuando atravesé el humo por alguna razón ese polvo blanco se cerró sobre mi cara y en un segundo estás adentro del agua salada. Todas las lámparas y buzos de afuera se cierran. No ves nada, es una sensación alucinante, indescriptible, un terror absoluto porque no tienes idea de las ganas que tiene el cuerpo de escapar de ahí”.

Salió del abismo y hundió sus fantasmas. Ximena ya no sería la misma. La niebla se disipó y había olvidado todo lo que había sufrido. Así nació su proyecto más personal: “Ophelia”, una mujer viva en ese inframundo. La serie fotográfica está inspirada en ese personaje entrañable de “Hamlet”, de William Shakespeare. Hamlet está enamorado de la muerte. Sólo expresa compasión y sentimiento cuando habla de alguien muerto. Únicamente cuando Ofelia está en la tumba, muestra amor hacia ella, pero cuando vivía escupía desprecio. “Ophelia” encarna la locura y la pérdida. Queda el infortunio.

Ophelia

Ophelia

 

“Algunos artistas siempre me regañan por Ophelia. ‘Cómo es posible que hagas unas fotos como de comercial, totalmente cursi’. Para mí fue una pieza muy divertida, totalmente personal”.

Quizás en sus retiros breves de silencio, Ximena imagina nuevos personajes o piezas con espíritu danzante. Tal vez se encuentra buscando un nuevo espacio para su proyecto que mide 250 metros. Su sueño es el presente. Hacía mucho tiempo que no miraba el sol con ese brillo.

DANZOCALO ESPAÑOL FINAL from Lucas Caraba on Vimeo.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

El pedazo de hielo del tamaño de Londres que se desprendió de la Antártida

El enorme témpano se separó de la plataforma de hielo Brunt, ubicada en el mar de Weddell, al sur del océano Atlántico.
27 de febrero, 2021
Comparte

Un gran iceberg de unos 1.270 kilómetros cuadrados, aproximadamente el tamaño de la zona metropolitana de Londres, se desprendió de la Antártida.

Este viernes, los instrumentos de detección en la superficie de la plataforma de hielo Brunt confirmaron la separación.

No muy lejos, el British Antarctic Survey (BAS), una institución de Reino Unido dedicada a la investigación de la Antártida, opera la estación Halley. Desde 2017 lo ha hecho con una capacidad reducida debido a la perspectiva inminente de un desprendimiento.

Actualmente no hay nadie en la base, por lo que no hay riesgo para la vida humana.

BAS tiene una variedad de dispositivos GPS en la plataforma Brunt que transmiten información sobre los movimientos del hielo a la sede de la agencia en Cambridge.

Los expertos inspeccionarán las imágenes satelitales de lo ocurrido cuando estén disponibles.

Querrán verificar que no aparezcan inestabilidades inesperadas en la plataforma de hielo restante donde está ubicada la estación Halley.

“Aunque la ruptura de grandes pedazos de las plataformas de hielo de la Antártida es algo completamente normal de su funcionamiento, los grandes desprendimientos como el detectado en la plataforma de hielo de Brunt el viernes siguen siendo bastante raros y emocionantes”, dijo el profesor Adrian Luckman, quien ha estado rastreando imágenes de satélite del Brunt durante las últimas semanas y predijo la ruptura.

“Con tres largas fisuras que se han estado desarrollando activamente en el sistema de la plataforma Brunt durante los últimos cinco años, todos hemos estado anticipando que algo espectacular iba a ocurrir”, dijo a la BBC.

“El tiempo dirá si este desprendimiento provocará que en los próximos días y semanas se rompan más pedazos. En la Universidad de Swansea estudiamos el desarrollo de las grietas en la plataforma de hielo porque mientras algunas conducen a grandes desprendimientos, otras no; y las razones de esto pueden explicar por qué existen las grandes plataformas de hielo “, agregó.

Borde del iceberg A68

Mario Tama/Getty Images
Aunque el nuevo iceberg es enorme, no es tan grande como el A68 (fotografiado en esta imagen) cuyo tamaña equivale a cuatro veces el de Londres.

¿Dónde exactamente se produjo la ruptura?

El desprendimiento detectado este viernes está en la plataforma de hielo Brunt, que es la protuberancia flotante de glaciares que han fluido de la tierra hacia el mar de Weddell.

En un mapa, el mar de Weddell es ese sector de la Antártida directamente al sur del océano Atlántico. El Brunt está en el lado este del mar.

Como ocurre con todas las plataformas de hielo, periódicamente de ella se desprenden icebergs. El último gran trozo que se desprendió en esta área lo hizo a principios de la década de 1970.

¿Cuán grande es el nuevo iceberg?

Se estima que mide unos 1.270 kilómetros cuadrados. Eso es grande desde cualquier punto de vista, aunque no tan grande como el iceberg A68 que se desprendió en julio de 2017 de la plataforma de hielo Larsen C, en el lado occidental del mar de Weddell.

Pero incluso con una cuarta parte del tamaño de A68 será necesario rastrear este bloque del Brunt debido al riesgo futuro que podría representar para la navegación.

El Centro Nacional de Hielo de Estados Unidos le dará al nuevo desprendimiento un nombre a su debido tiempo. Dado que está en el mismo cuadrante antártico (0-90W) en el que se originó el A68, también llevará la letra “A” en su nombre. Es probable que se llame A74.

¿Es esto consecuencia del cambio climático?

No. El desprendimiento de témpanos en el borde delantero de una plataforma de hielo es un comportamiento muy natural.

La plataforma tiende a mantener el equilibrio y la expulsión de témpanos es una forma de equilibrar la acumulación de masas derivada de las nevadas y la entrada de más hielo procedente de los glaciares que se alimentan en tierra.

A diferencia de la península Antártica, al otro lado del mar de Weddell, los científicos no han detectado cambios climáticos en la región de Brunt que alterarían significativamente el proceso natural descrito anteriormente.

Además, las estimaciones sugieren que el Brunt había logrado su mayor extensión en los últimos 100 años cuando se produjo este desprendimiento. Esta ruptura hace tiempo de debía ocurrir.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=-O7sw3Pe5TI&t=20s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.