Los récords que se rompieron en los Juegos Olímpicos
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Los récords que se rompieron en
los Juegos Olímpicos

Ni siquiera habían comenzado los Juegos Olímpicos y ya Londres estaba rompiendo récords: nunca antes una ciudad había albergado tantos Juegos, nunca antes habían sido tan costosas, nunca antes se habían puesto en venta tantos boletos.
13 de agosto, 2012
Comparte

Ni siquiera habían comenzado los Juegos Olímpicos y ya Londres estaba rompiendo récords: nunca antes una ciudad había albergado tantos Juegos, nunca antes habían sido tan costosas, nunca antes se habían puesto en venta tantos boletos.

Ya en las pistas de atletismo, en las piscinas y en las calles de la capital británica, los atletas refrendaron esas marcas con actuaciones que también dejaron huella.

Como en Pekín, hace cuatro años, en Londres hubo un indiscutible rey del agua y también resplandeció un rayo.

El estadounidense Michael Phelps se consagró como el atleta con más medallas olímpicas en la historia, mientras que el jamaiquino Usain Bolt despejó las dudas tras una temporada de lesiones para confirmar su puesto como el mejor velocista de todos los tiempos.

Bolt es el primero en ganar los 100 y 200 metros planos en dos Juegos consecutivos (con récord olímpico incluido en Londres 2012).

Él y Phelps fueron las dos figuras indiscutidas de Londres 2012 y las que más acapararon la atención.

Pero no fueron los únicos que brillaron en unos Juegos Olímpicos que sentaron innumerables precedentes.

clic Lea: Nueve momentos que marcaron a Londres 2012

Hazañas acuáticas

El 31 de julio de 2012 es una fecha inolvidable en la historia de los Juegos, pues Phelps logró acumular ese día 19 medallas y superó a la gimnasta soviética Larisa Latynina.

Pero más allá del nadador estadounidense, el Centro Acuático fue el escenario en el que se rompieron varios récords mundiales -un logro de particular relevancia si se tiene en cuenta que estos fueron los primeros Olímpicos desde que se prohibieron los trajes de baño de alta tecnología.

El sudafricano Cameron van der Burgh fue invencible en la final de los 100 metros pecho.

El sudafricano Cameron van der Burgh batió la marca en la final de los 100 metros pecho y la estadounidense Dana Vollmer lo hizo en la final de los 100 metros mariposa.

En los 200 metros pecho, tanto en femenino como en masculino se rompió la marca global: la estadounidense Rebecca Soni se impuso en las mujeres y el húngaro Daniel Gyurta fue invencible entre los hombres.

Mención aparte merecen dos jóvenes: la también estadounidense Missy Franklin y la china Ye Shiwen.

La primera, de 17 años, ganó la medalla de oro de los 200 metros espalda batiendo el récord mundial en más de medio segundo (a lo que sumó otra marca global en el relevo 4×100 combinado).

La segunda, un año menor, ganó la final de los 400 metros estilos individual y además nadó los últimos 50 metros más rápido que el ganador del evento masculino, el estadounidense Ryan Lochte.

Como explicó el columnista de BBC Mundo Raúl Faín Binda, “nunca hasta ahora, en la historia de los Juegos Olímpicos, una mujer había sido más rápida en un tramo de cualquier distancia que el ganador varón de la carrera equivalente”.

Esa hazaña fua calificada de “imposible” por un entrenador de alto rango de Estados Unidos, dando pie a todo tipo de especulaciones sobre un supuesto dopaje, que la atleta negó.

Más rápido, más fuerte

Lejos del agua también hubo estrellas, como quedó evidenciado desde el primer día de competencias.

Ese día, los primeros récords mundiales estuvieron a cargo de Im Dong-hyun, de Corea del Sur, en tiro con arco individual y por equipos. Lo sorprendente es que el atleta es técnicamente ciego.

Otro dato sorprendente llegó en la halterofilia, donde se rompieron 44 récords olímpicos o mundiales, según las estadísticas oficiales de Londres 2012.

Im Dong-Hyun es técnicamente ciego, pero logró batir récords mundiales en tiro con arco.

Y no podían faltar los de atletismo: el equipo de relevos 4x100m femenino de Estados Unidos impuso una nueva marca mundial, así como el keniata David Lekuta Rudisha en los 800 metros planos. Bolt y sus colegas jamaiquinos dejaron su marca, al pulverizar el récord mundial en los relevos de 4x100m.

En el velódromo también hubo emociones, especialmente para los británicos, que no sólo lograron siete medallas de oro en diez competencias sino que, en el proceso, rompieron varios récords mundiales (como en velocidad masculina por equipos y persecución femenina y masculina por equipos).

Y si en el ciclismo de pista se rompieron marcas, en la contrarreloj de ruta también hubo una hazaña, pues el británico Bradley Wiggins se convirtió en el primer hombre en ganar el Tour de Francia y el oro olímpico en el mismo año.

Otro momento estelar se vivió en voleibol de playa.

Las estadounidenses Misty May-Treanor y Kerri Walsh Jennings no sólo lograron la mayor cantidad consecutiva de medallas de oro en ese deporte, sino que lo hicieron con unos resultados impresionantes: ganaron 21 partidos olímpicos consecutivos entre 2004 y 2012, se impusieron en 42 sets y sólo perdieron uno.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Por qué es insólito que haya 5 ciclones tropicales en el Atlántico al mismo tiempo

En un hecho que no ocurría desde 1971: cinco fenómenos tropicales se formaron al mismo tiempo. Dos de ellas son huracanes que podrían poner en riesgo la vida de las personas que viven en las costas del sur de EU.
15 de septiembre, 2020
Comparte

Cada año, por esta misma época, comienza a vislumbrarse lo que será la temporada de huracanes y tormentas tropicales que afectarán principalmente a Norte América y el Caribe.

Y como si no faltara otra cosa por apuntar en este 2020, por segunda vez en la historia se detectaron cinco ciclones tropicales simultáneamente activos en el océano Atlántico.

La última vez que se presentó un fenómeno similar fue en 1971, cuando se registró el mismo número de tormentas tropicales en el Atlántico en un mismo momento.

De acuerdo al Centro de Nacional de Huracanes de EE.UU. (NHC, por sus siglas en inglés) las formaciones son el huracán Paulette, el huracán Sally, las tormentas tropicales Teddy y Vicky y la depresión tropical Rene (que se desvanecerá en las próximas horas).

https://twitter.com/philklotzbach/status/1305459589878444033

Mientras el huracán Paulette está pasando por las Bahamas, Sally está a punto de ingresar en territorio estadounidense, entre los estados de Louisiana y Mississippi.

Pero, ¿por qué se presenta este inusual fenómeno? ¿Y es un anuncio de lo que ocurrirá con la temporada de huracanes en el futuro?

Hay que tener algo claro: no hay una sola respuesta a este fenómeno. Lo que vemos aquí es la suma de muchos factores que coinciden para producir estas cinco tormentas tropicales al mismo tiempo”, le dijo a BBC Mundo el meteorólogo de British Weather Services, Jim Dale.

Dale, quien escribió el libro “Weather or Not”, señala que la causa de este incidente no es únicamente el calentamiento global.

“Este fenómeno también se presentó en 1971, cuando el calentamiento global apenas estaba siendo notado, así que hay que tener siempre en cuenta los otros elementos que hacen parte de la formación de los huracanes”, agrega.

“Igual este año ha sido tan inusual con tantas tormentas tropicales, que ya se están acabando los nombres de la lista para nombrar estas formaciones. Solo queda uno: Wilfred”, anotó.

La temporada

Según señalan los científicos, en la formación de los ciclones tropicales -que de acuerdo a su avance se van transformando en huracanes o en tormentas tropicales- juegan varios factores.

“El calentamiento del agua, las zonas de baja presión en aguas cálidas, la dirección de los vientos, la absorción de vientos cálidos y fríos que le otorgan velocidad, entre otros”, señala Dale.

Para el meteorólogo, este año se pueden encontrar dos fenómenos que pueden haber influenciado el alto número de ciclones tropicales.

“La influencia de ‘La Niña’, la corriente en el Pacífico y, por supuesto, el aumento de las temperaturas del océano, que afectó algunas zonas del océano Atlántico, especialmente en la costa Occidental de África donde se originan la mayoría de estos ciclones, pudieron incidir en este fenómeno histórico”, señala.

Dale también apunta que el factor del calentamiento global seguramente incidirá en el número de huracanes y tormentas tropicales que afectarán esta zona del planeta en el futuro.

“Por ejemplo: ahora estamos viendo cómo los incendios forestales arrasan con miles de hectáreas. Aunque los incendios de este tipo los conocemos desde hace más de 100 años, lo cierto es que ahora son mucho más agresivos por la sequía y el aumento de las temperaturas”, explica Dale.

“Con los huracanes pasa algo similar: los conocemos desde siempre, pero los efectos climáticos que la Tierra ha sufrido en los últimos años van a causar que se presenten con mayor frecuencia y en situaciones inusuales como la que estamos viendo”.

Tres direcciones

En este momento, los cinco ciclones pueden ir en diferentes direcciones tanto en EE.UU. como en algunas islas en el Caribe.

De acuerdo al NHC, el paso del huracán Paulette por Bahamas “puede poner en peligro la vida de las personas”.

Hurac[an Sally.

Getty Images
Las personas que viven en las zonas de la costa de sur de EE.UU. preparan sus casas para la llegada del hurac[an Sally.

“Las marejadas producidas por Paulette están afectando parte de las Islas de Sotavento, las Antillas Mayores, las Bahamas y Estados Unidos. Estas marejadas podrían causar olas que pongan en peligro la vida de quienes habitan estas zonas”, explicó el NHC en un comunicado.

A esta advertencia se suma el huracán Sally, que ingresaría a EE.UU. por la costa sur y que el NHC llamó a observar con cuidado no sólo en su recorrido sino sobre todo en el efecto de los vientos en las zonas por donde pase.

Sin embargo, el NHC señaló que las tormentas tropicales Teddy y Vicky y la depresión tropical Rene en su estado actual no representan un peligro para esta región del planeta.

“Hay que tener en cuenta que tradicionalmente las temporadas de huracanes traen tres huracanes mayores. Apenas vamos en septiembre y ya contamos al menos ocho huracanes”, señala Dale.

“Es una situación para monitorear e investigar, para así poder prevenir con mayor rigor los daños que causan estos fenómenos”, agrega el meteorólogo.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=JGg3BXeb_Gc

https://www.youtube.com/watch?v=UA_FDmt3k90

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.