Soberbia y traición hicieron perder a AMLO: Bonino
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Soberbia y traición hicieron perder a AMLO: Bonino

Luis Costa Bonino, encargado de la estrategia en la campaña presidencial, explicó que el tabasqueño estuvo rodeado de “saboteadores” y que “se suicidó” justo cuando se encaminaba al triunfo.
Por Tania Montalvo
8 de julio, 2013
Comparte
Andrés Manuel López Obrador. Foto: Cuartoscuro.

Andrés Manuel López Obrador. Foto: Cuartoscuro.

A un mes de la elección presidencial de 2012, el candidato de la coalición Movimiento Progresista, Andrés Manuel López Obrador, tenía todo a su favor para triunfar en las urnas, pero el sabotaje de su equipo cercano y sus decisiones soberbias hicieron que su campaña perdiera rumbo, según el consultor político, Luis Costa Bonino.

En un texto que llamó “Crónica de la campaña de AMLO 2012” publicado este domingo en su sitio web el consultor uruguayo explica en qué consistió su papel del 15 de febrero al 31 de mayo de 2012 como encargado de la campaña política del tabasqueño.

Costa Bonino describe en cinco entregas las complicaciones y sabotajes a los que se enfrentó junto con el cineasta, Luis Mandoki, para levantar la campaña de López Obrador, con la que lograron primero, superar a la candidata del PAN, Josefina Vázquez Mota, en las encuestas; y después, disminuir significativamente la diferencia en la intención de voto con el candidato del PRI, Enrique Peña Nieto.

Entre los hombres cercanos a López Obrador que Costa Bonino menciona como los saboteadores de la campaña están el encargado de prensa y vocero, César Yáñez;  Adolfo Hellmund, empresario que fue propuesto como secretario de Energía en el gabinete; el entonces jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard; y el titular de Finanzas del equipo de campaña, que aunque no menciona por su nombre, el cargo estuvo en manos de Yeidckol Polevnsky.

El comienzo 

Costa Bonino confirma que el contacto con López Obrador se dio a través del cineasta Luis Mandoki, autor del documental ¿Quién es el señor López?. En un primer acercamiento, el uruguayo describe que el tabasqueño dijo que no quería a consultores extranjeros en su campaña porque eso lo haría “igual a los demás”.

Sin embargo, en febrero de 2012, Luis Costa Bonino se integró al equipo de López Obrador para encargarse de la estrategia de campaña junto con Mandoki.

“Desde un principio percibí que había algunas personas que estaban cerca del candidato por objetivos difíciles de precisar. Lo único que era claro era que sus objetivos no eran el triunfo de Andrés Manuel. En algunos casos percibí, de manera inequívoca, que saboteaban la campaña. Lo que más me preocupó era que esos saboteadores estaban en el círculo más íntimo del candidato”, escribe el consultor uruguayo.

Según Costa Bonino, César Yáñez —quien ha sido vocero de López Obrador desde que fue jefe de Gobierno del Distrito Federal en el periodo 2000-2005— fue quien cometió los primeros errores en la campaña: permitir el acceso a medios en una reunión privada en la que el tabasqueño habló de irse a “la chingada” en caso de perder la elección, y “ocultar” la pauta en radio y televisión para la transmisión de spots, con lo que permitió reproducir un spot con el actor Héctor Bonilla “hasta el hartazgo”.

Para el arranque de la campaña presidencial de López Obrador los asesores eligieron mostrarlo “con imagen presidencial” y hacer “una especie de pedido de disculpas” para anticipar los ataques por el plantón de Reforma que ocurrió en el 2006, cuando acusó fraude electoral tras la elección en la que perdió ante Felipe Calderón por el 0.56% de los votos.

La imagen gráfica, explica Costa Bonino, intentó mostrar a “un AMLO cercano, bonachón y sonriente” con textos que simulaban a los usados por Barack Obama en su campaña presidencial.

Sin embargo, en este momento de arranque, el consultor uruguayo describe que comenzaron los problemas financieros. “La productora acumulaba deudas, ni los partidos de la coalición que apoyaba a AMLO, ni la propia campaña de AMLO, cumplían sus compromisos y pagaban la campaña de aire, que era la que hacía crecer al candidato”.

El uruguayo menciona que Marcelo Ebrard, entonces jefe de Gobierno del Distrito Federal y quien abandonó la carrera presidencial para apoyar a López Obrador, “el único aporte que hico fue faltar repetidas veces” a llamados de producción para la grabación de spots de apoyo.

El primer debate presidencial y #YoSoy132 

El encuentro que se realizó en el WTC de la Ciudad de México el 6 de mayo de 2012, significó para Costa Bonino “la primera señal inquietante” de la soberbia de López Obrador.

López Obrador había decidido no preparar el debate con nosotros, ni con nadie. Según dijo, y lo dijo a la prensa, él no necesitaba prepararse para el debate. Ya estaba preparado. Esa actitud no era solamente una inmensa y penosa demostración de soberbia, sino que era un golpe durísimo a su propia campaña”.

El 11 de mayo de 2012, tras la visita de Peña Nieto a la Universidad Iberoamericana, Costa Bonino describe que la campaña electoral “tuvo un cambio de tono y de energía extremadamente radical” por el papel que adquirieron los jóvenes organizados en el movimiento estudiantil #YoSoy132.

Aún antes de esto, el uruguayo asegura que sugirió a López Obrador buscar el voto de los jóvenes, pero que el exjefe de Gobierno del Distrito Federal “nunca creyó que el movimiento de jóvenes fuera a prosperar”.

Sin recursos, sin el apoyo del candidato y de su equipo de campaña para ir tras los jóvenes, Costa Bonino dice en su crónica que se crearon spots para buscar a ese público.

“En una oportunidad le dije a López Obrador que iba a abandonar la campaña, porque no teníamos la posibilidad de producir los spots de televisión necesarios para ganar, debido a que no teníamos dinero. Él, preocupado, me dijo que no hiciera eso, que estaba muy contento con la marcha de la campaña y con mi trabajo. Me aseguró que se encargaría de resolver ese problema, e indicó a su asistente administrativo y financiero, frente a nosotros, que nos diera los recursos que necesitábamos. Si bien esta persona se comprometió a hacerlo de inmediato, después de días de demora terminó facilitándonos sólo una parte ínfima del monto que AMLO nos había adjudicado. Cada día nuestra planificación estratégica colisionaba con un entorno que parecía decidido a hacer perder, y no a hacer ganar, a su candidato.”

‘Sabotaje’ y “no hay dinero” 

Luis Costa Bonino ­—que también participó en campañas como la de François Mitterand en 1988— describe, sin dar nombres, que un integrante del “gabinete designado” y una figura política cercana a López Obrador, organizó una reunión en la que participaron él, Luis Mandoki y un “presunto especialista en fundraising (recaudador de fondos) que era un mafioso de baja categoría que buscaba comprometernos en cuestiones ilegales, tráfico de influencias y acciones sucias”.

En otro momento, explica que “amigos de AMLO” también organizaron una reunión con un “misterioso y millonario oaxaqueño” que entregaría 10 millones de dólares, pero con quien ni él ni Mandoki aceptaron reunirse.

Para la tercera semana de mayo de 2012, a un mes de cerrar la campaña política, el estratega veía que era “muy evidente” que el equipo de López Obrador ganaba la campaña pese a que las ideas “naufragaban en el eterno no hay dinero”.

En una de las escenas que Costa Bonino describe, muestra una discusión con el candidato del Movimiento Progresista.

“Insistí en que consideraba imprescindible tener dos mil espectaculares de vía pública en todo el país. Me dijo (López Obrador) que no, que no le parecía necesario. Yo subí la apuesta y le advertí que necesitábamos generar sensación subjetiva de triunfo. Le dije que sin espectaculares no podía ganar. Me miró con enojo. “Bueno. No ganaremos entonces”, me respondió”.

En ese mismo diálogo, Costa Bonino detalla que presentó a López Obrador el “Proyecto para México” en el que participaban los integrantes del gabinete, ante lo que el tabasqueño respondió “no tengo asesores”.

El ‘Charolazo’

El estratega político asegura que López Obrador fue quien lo envió a él y al cineasta Luis Mandoki a una reunión con empresarios  que se realizó el 24 de mayo de 2012 en casa de Luis Creel para “apoyarlo económicamente en la campaña”.

“Ese grupo de empresarios no estaban ahí precisamente con la decisión de aportar a la campaña, como nos habían asegurado Adolfo Hellmund y Rogelio Jiménez Pons, los allegados a AMLO que habían concebido y organizado la reunión. (…) La pregunta era por qué un “ministro designado” y un amigo del candidato que aparentemente era muy cercano a él desde hacía más de treinta años, nos habían ocultado esa información vital y habían expuesto la campaña a una posible emboscada”.

De esa reunión surgió en la prensa el llamado “charolazo”, pues El Universal publicó que tanto Costa Bonino como Mandoki solicitaron al menos 6 millones de dólares a los empresarios para poder ganar la elección presidencial del 1 de julio.

Al respecto, Andrés Manuel López Obrador dijo a la prensa que él no había mandado “a nadie a pedir dinero” y que su campaña se estaba financiando “con el apoyo de la gente y con lo que recibimos de los partidos”.

Tanto Mandoki como Costa Bonino rechazaron el 30 de mayo haber solicitado recursos. El uruguayo describe en el texto publicado este domingo que el audio presentado por El Universal estaba editado y reitera que la reunión formó parte de la campaña de sabotaje a López Obrador.

“Yo había manifestado repetidamente que veía a mucha gente muy cercana al candidato, entre quienes estaban su encargado de prensa, su encargado de programas y discurso, y muchos otros, como los organizadores de esta cena, desarrollando una lógica de sabotaje a la campaña”.

El 31 de mayo de 2012, López Obrador apareció en la encuesta del periódico Reforma a sólo cuatro puntos de Enrique Peña Nieto, el margen más pequeño entre ambos desde que inició la campaña.

Costa Bonino describe que ése fue su último día como estratega en la campaña del tabasqueño, pues fue justo cuando Luis Mandoki le informó que “le había ordenado que no tuviera ningún tipo de contacto, ni directo, ni indirecto, ni por ningún medio electrónico conmigo”.

Para entonces, según el relato del uruguayo, estaba convencido de que López Obrador ganaría la elección y además con un buen rango de diferencia. Pero tras la noticia de que había quedado fuera del equipo, describe que la reacción de su compañera de trabajo fue “¿entonces el Peje decidió perder?” y cierra su relato con la siguiente frase: Era la primera vez que veíamos un candidato que se encaminaba al triunfo pero que, poco antes, se suicidaba.

El consultor uruguayo dijo en su cuenta de Twitter (@luiscostabonino) publicará otras tres entregas de ésta crónica y asegura que su relato no lo hace como militante sino para “recuperar la verdad histórica de hechos políticos para México y para el mundo”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

6 malas posturas que adoptamos sin darnos cuenta y cómo mejorarlas

Nos sentamos y nos paramos mal, pero prestando un poco de atención podemos corregir los malos hábitos.
17 de septiembre, 2022
Comparte

¡Hay tantas cosas que olvidamos con el paso del tiempo!

A medida que envejecemos, empezamos a notar que no recordamos los nombres de la gente, lo que hicimos ayer o a qué fuimos a la cocina… y nos preocupamos.

Pero mucho antes de que esto suceda muchos de nosotros ya hemos perdido algo más, casi sin darnos cuenta: la memoria física.

Fíjate en los niños pequeños y notarás que sus espaldas tienen una elegante curva en ‘S’ y sus movimientos son fluidos.

Aún están libres de malos hábitos que provocan fatiga y tensión muscular y, en última instancia, conducen a una mala postura.

Las complicaciones de una mala postura son varias y pueden ser dolorosas, pero todo se puede mejorar haciendo algunos ajustes en su estilo de vida.

Lo más aconsejable es consultar a tu médico, fisioterapeuta, quiropráctico u otro profesional calificado para que te asesore, pero entretanto quizás te ayude tener en cuenta algunos de los errores de postura más comunes que describe el fisioterapeuta Nick Sinfield en el sitio web del Servicio Nacional de Salud británico (NHS).

Empecemos sentados, pero…

1. No encorvados

Chica sentada con computadora en su regazo

Getty Images

Sentarse encorvado a menudo se siente cómodo.

Pero con el tiempo esta posición puede ejercer presión en los músculos y causar dolor.

Adquiere el hábito de sentarte correctamente.

Al principio, quizás no te sientas cómodo, porque tus músculos ya no están acondicionados para sostenerte en la posición correcta, pero te acostumbrarás.

2. No arquees los hombros

Al trabajar con tu computadora en el escritorio, tu cabeza puede tender a inclinarse hacia adelante, puede contribuir a que desarrolles una parte superior de la espalda redondeada, y consecuentemente rigidez en los hombros.

Algo similar ocurre cuando usas tu teléfono, lo que puede causar problemas como el síndrome de cuello de texto, que puede causar dolor y rigidez cervical, espaldas doloridas y cefaleas.

Hombre trabajando mal sentado

Getty Images

Además de prestar atención para corregir tu postura, Sinfield recomienda ejercicios de fortalecimiento de la parte superior de la espalda, el cuello y la parte trasera de los hombros, estiramientos del pecho y ejercicios de postura del cuello.

3. No saques la barbilla

Así como tu cabeza puede tender a inclinarse hacia adelante cuando estás sentado trabajando, tu cuello se puede arquear en la dirección opuesta.

Para evitarlo…

  • alarga suavemente el cuello hacia arriba al tiempo que metes la barbilla
  • lleva los omóplatos hacia abajo y hacia la columna
  • contrae los músculos de la parte inferior del abdomen para mantener una curva natural en la parte inferior de la espalda
  • ajusta tu silla para que no esté demasiado baja
  • y tu pantalla, para que no esté demasiado alta

Ahora, pongámonos de pie, pero antes unos sencillos…


Ejercicios para la rigidez y el dolor de nuca

Estiramientos del cuello: baja suavemente la oreja izquierda hacia el hombro izquierdo; mantenla así durante 10 a 15 respiraciones profundas, luego repite en el lado opuesto

Rotaciones del cuello: gira lentamente la barbilla hacia 1 hombro; mantenla así durante 10 a 15 respiraciones profundas, repite en el lado opuesto


Ahora sí, de pie, pero…

4. No te apoyes en una sola pierna

Chica parada apoyándose en una sola pierna

Getty Images

Es algo que hacemos para descansar un poco cuando tenemos que estar parados por mucho tiempo.

Pero en lugar de usar los glúteos y los músculos centrales para mantenerte erguido, ejerces una presión excesiva en un lado de la parte inferior de la espalda y la cadera.

Con el tiempo, puedes desarrollar desequilibrios musculares alrededor del área de la pelvis.

Habitúate a pararte siempre con tu peso distribuido uniformemente en ambas piernas.

Y al hacerlo, asegúrate de…

5. No sacar el trasero

El uso de tacones y el exceso de peso alrededor del estómago pueden resultar en una postura conocida como “pato Donald”.

Para corregirla, imagínate que tienes una cuerda atada a tu cabeza tirando hacia arriba.

La idea es mantener tu cuerpo en perfecta alineación, con la curvatura natural de la columna, el cuello recto y los hombros paralelos a las caderas.

Silueta de chica en playa al atardecer con trasero salido

Getty Images

6. Ni meterlo

Cuando tu pelvis está metida hacia adelante y tu espalda queda plana -sin la curva natural en la parte inferior-, tu cuerpo se inclina hacia adelante.

Esta postura a menudo es causada por desequilibrios musculares, pero pasar largos períodos sentado también puede contribuir a una espalda plana.

Para mejorarla, Sinfield recomienda ejercicios para fortalecer los músculos del torso, los glúteos, el cuello y la parte trasera de los hombros, y las extensiones de espalda.

Entonces…


Para pararte bien

  • mantén los hombros hacia atrás y relajados
  • mete el abdomen
  • mantén los pies separados a la distancia de la cadera
  • equilibra tu peso uniformemente en ambos pies
  • trata de no inclinar la cabeza hacia adelante, hacia atrás o hacia los lados
  • mantén las piernas rectas, pero las rodillas relajadas

Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=eeU0dpGZPZ8&t=13s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.