Pese a 15 días de marchas, el Senado aprueba la Ley del Servicio Docente
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Pese a 15 días de marchas, el Senado aprueba la Ley del Servicio Docente

La ley que prevé la evaluación magisterial, se aprobó en el Senado la noche del martes con 102 votos a favor y 22 en contra.
4 de septiembre, 2013
Comparte
Cerco de los maestros frente al Senado. //Foto: Cuartoscuro.

Cerco de los maestros frente al Senado. //Foto: Cuartoscuro.

La Ley del Servicio Profesional Docente, que prevé la evaluación magisterial, se aprobó en el Senado la noche del martes, pese a 15 días de protestas de profesores de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación, que se oponen a la Reforma Educativa, sin embargo, eso no cesará las protestas, pues para este miércoles se espera una marcha nacional en rechazo a lo aprobado.

Tras cinco horas de discusión, los senadores aprobaron el dictamen por 102 votos a favor, emitidos por legisladores del PRI, PAN, Partido Verde, Nueva Alianza y algunos del PRD. En contra votaron 22 senadores del PRD, PT y Movimiento Ciudadano (MC).

Los senadores reservaron para la discusión en particular 19 artículos, 6 transitorios y dos adiciones, sin embargo, ninguna de ellas fue aceptada para su discusión. A la 1:56 de este miércoles, los senadores celebraron la aprobación de la ley entre aplausos.

“Felicidades señores senadores”, dijo el presidente de la Mesa Directiva, el priista Raúl Cervantes. La ley se turnará ahora al Poder Ejecutivo, para su publicación en el Diario Oficial de la Federación.

Momentos después, el presidente Enrique Peña Nieto se congratuló por la aprobación de la Ley, en una escala en Canadá rumbo a su viaje a San Petersburgo, donde participará en la cumbre del G20.

En la discusión en tribuna, a nombre del PRI, el senador Daniel Amador Gaxiola expuso que esta nueva legislación no es una “puntilla” a los derechos laborales de los docentes, sino que permitirá transparentar los procesos de ingreso y evaluación, y se da un paso para erradicar la discrecionalidad para otorgar las bases docentes y venta de plazas.

En tribuna, destacó que en el Congreso se seguirán escuchando todas las voces de los maestros, “pero bajo ninguna circunstancia podemos claudicar en nuestro compromiso de mejorar la calidad de la educación”, por lo que puntualizó que “no hay marcha atrás en la transformación y democratización del sistema educativo nacional”.

Indicó que a partir del ciclo escolar 2015-2016 los ingresos se darán sólo por concursos públicos de oposición, es decir que quien ocupe una plaza lo hará por méritos profesionales.

“Sin duda, con el Servicio Profesional Docente damos un paso fundamental para acabar con el crecimiento desordenado de plazas y la discrecionalidad en los profesionales de la educación”, mencionó el legislador del Partido Revolucionario Institucional (PRI).

A su vez, el senador del PRD, Raúl Morón, expuso que esta reforma no es la panacea con la que se logrará rescatar al sector educativo, pues atenta contra los derechos laborales de los maestros, en lugar de promover la mejora de la infraestructura educativa que se encuentra deteriorada y es insuficiente.

Mediante dicha ley se elimina la relación bilateral entre el sindicato y la Secretaría de Educación Pública (SEP), quitando toda posibilidad de defensa para los integrantes del magisterio ante la evaluación planteada, consideró el integrante de la bancada del Partido de la Revolución Democrática (PRD).

En tanto la legisladora Luisa María Calderón fundamentó el voto a favor del Partido Acción Nacional (PAN) al exponer que aún hay muchos temas pendientes, pero que continuarán trabajando para lograr otros acuerdos, sobre todo en materia de transparencia de los resultados de la evaluación magisterial.

Expresó su reconocimiento a los profesores que han tolerado la imposición de algunos “líderes inconscientes”, y valoró el trabajo de los maestros que continúan trabajando en sus escuelas y que se capacitan.

La senadora por Nueva Alianza, Mónica Arriola Gordillo, indicó que con esta ley se dará certeza y actualización al sistema educativo nacional y, de manera específica a la planta docente, a fin de dotarles de herramientas y responsabilidades compartidas ante el problema educativo.

Sin embargo, precisó que la certificación no es la única herramienta o condición para el crecimiento y fortalecimiento del sistema educativo nacional.

En su oportunidad, Manuel Bartlett Díaz, senador del Partido del Trabajo, expresó que esta reforma sólo se limita a ser “sancionadora”, porque no existen las bases para impulsar una verdadera calidad en el sector educativo.

El legislador del Partido Verde Ecologista de México, Gerardo Flores, expuso que con este cambio legislativo se establecen parámetros para identificar y establecer mecanismos para evitar la pérdida de clases y de los llamados comisionados sindicales, pues se ahorrará en el pago de sus salarios.

Layda Sansores, senadora de Movimiento Ciudadano, lamentó en su turno el apresuramiento por aprobar esta ley, y argumentó que la situación de la educación en México apremia a realizar una profunda reforma del sector educativo y no centrarla en una mera evaluación, sino en temas como la infraestructura.

La nueva Ley General del Servicio Profesional Docente establece que se buscará que los profesores logren el máximo aprendizaje de los alumnos, pero se acota que se tomarán en cuenta los contextos sociales y culturales donde viven los alumnos.

Los concursos de oposición para ser docente de educación básica, establecidos en el Artículo 24, no serán inmediatos, pues se llevarán a cabo hasta dos años después de que entre en vigor la ley. Asimismo, se declarará nula e improcedente cualquier forma de ingreso o promoción en el sistema docente que incumpla con los procedimientos establecidos en la nueva ley, por lo que se establecen sanciones a quien incurra en ellos.

Con información de Reforma y Notimex.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Cómo son las 6 vacunas contra la COVID que se prueban en humanos y qué países están ganando la carrera

Mientras la pandemia de covid-19 sigue propagándose en el mundo, cientos de científicos están involucrados en la búsqueda de una vacuna. Estos son los países que llevan la delantera.
Getty Images
30 de abril, 2020
Comparte

Mientras el coronavirus que causa el covid-19 continúa propagándose, decenas de equipos de científicos alrededor del mundo trabajan aceleradamente para encontrar una vacuna que pueda poner fin a esta pandemia.

La velocidad con que se están llevando a cabo las investigaciones, afirman los expertos, es extraordinaria, considerando que el desarrollo de una vacuna puede tomar años, o incluso décadas.

Por ejemplo, la vacuna de ébola que se aprobó recientemente, tardó más de 16 años desde su creación hasta su aprobación.

Y es que normalmente una vacuna debe seguir varias etapas, primero en el laboratorio y después en pruebas con animales.

Si se demuestra que es segura y puede generar una respuesta inmune, entonces comienzan los ensayos con humanos.

Estos ensayos a su vez se dividen en tres fases, primero con un número pequeño de participantes sanos y después con números más grandes de personas y grupos de control para medir qué tan segura es y cuáles son las dosis más efectivas.

Ahora, sin embargo, después de sólo tres meses, entre los más de 90 equipos científicos que están trabajando en una vacuna contra covid-19, ya hay seis candidatos que llegaron a una meta importante en esta carrera: los ensayos en humanos.

Las 6 candidatas

Vacuna mRNA-1273 – Moderna Therapeutics (Estados Unidos)

Moderna, la empresa de biotecnología basada en Massachusetts, es una de las farmacéuticas que para poder acelerar el desarrollo de la vacuna contra covid-19 están probando nuevas estrategias de investigación.

El objetivo de una vacuna es entrenar el sistema inmune de una persona para generar una respuesta para combatir al virus y evitar la enfermedad.

Los enfoques convencionales que se utilizan para ello por lo general se centran en el uso de virus vivos atenuados, virus inactivados o fragmentados.

Pero la mRNA-1273 de Moderna, cuyos ensayos están financiados por los Institutos Nacionales de Salud (NIH) de Estados Unidos, no está producida con el virus que causa el covid-19.

Está basada en un ARN mensajero o ácido ribonucleico mensajero.

Requiere inyectar un pequeño segmento del código genético del virus, que los científicos lograron crear en el laboratorio, y se espera que éste provoque una respuesta del sistema inmune para combatir la infección.

Vacuna INO-4800 – Inovio Pharmaceuticals (Estados Unidos)

La vacuna de Inovio, una empresa de biotecnología basada en Pensilvania, también se basa en una nueva estrategia de investigación.

Está centrada en la inyección directa de ADN a través de un plásmido (una pequeña estructura genética) para que las células del paciente produzcan los anticuerpos para combatir la infección.

Tanto Inovio como Moderna están utilizando nuevas tecnologías que involucran modificar o manipular material genético.

Desafío

Pero ninguna de estas tecnologías ha producido hasta ahora un fármaco o terapia ni ha sido aprobada para uso humano, como le explicó a BBC Mundo el doctor Felipe Tapia, del Grupo de Ingeniería de Bioprocesos del Instituto Max Planck de Magdeburgo, Alemania.

“Podría decirse que hay una expectativa muy grande en el desarrollo de estas vacunas, pero hay que ser un poco cuidadosos porque son vacunas que no tienen el historial de otros tipos de vacunas, como las inactivadas”, dice el experto.

“Incluso los mismos científicos de Moderna dicen que el gran desafío que tienen es llevar a producción y comercialización la vacuna porque no tienen licencia en estos momentos para vacunas de tipo de mRNA”, agrega.

En China

China por su parte, tiene tres vacunas en ensayos en humanos, las cuales siguen métodos más tradicionales de producción.

Vacuna AD5-nCoV – CanSino Biologics (China)

El mismo día que Moderna empezó sus pruebas en humanos, el 16 de marzo, la empresa de biotecnología china CanSino Biologics, en colaboración con el Instituto de Biotecnología y la Academia de Ciencias Médicas Militares de China, inició el suyo.

Su vacuna AD5-nCoV utiliza como vector una versión no replicante de un adenovirus, el virus que causa el resfriado común.

Este vector transporta el gen de la proteína S (spike) de la superficie del coronavirus, con la cual se intenta provocar la respuesta inmune para combatir la infección.

También en China se está probando en humanos la vacuna LV-SMENP-DC del Instituto Médico Genoinmune de Shenzhen, que está centrada en el uso de células dendríticas modificadas con vectores lentivirales.

Y la tercera candidata del país asiático es una vacuna de virus inactivadodel Instituto de Productos Biológicos de Wuhan, subordinado al Grupo Farmacéutico Nacional de China, Sinopharm.

Este tipo de vacuna inactivada requiere producir partículas de virus en reactores y después purificar esos virus para que pierdan su capacidad de enfermar.

“Esta es la tecnología más común y la plataforma de producción más experimentada en producción de vacunas”, explica Felipe Tapia del Instituto Max Planck.

“Es una tecnología que tiene productos que ya están licenciados y comercializados“.

“Por lo tanto la mayoría de las estimaciones que se dan de que una vacuna (para covid-19) va a estar lista en entre 12 y 16 meses están basadas en este tipo de vacunas inactivadas principalmente”, le dice a BBC Mundo.

Vacuna

Getty Images
Tres de las vacunas se prueban en China, dos en Estados Unidos y una en Reino Unido.

La sexta

Vacuna ChAdOx1 – Instituto Jenner de la Universidad de Oxford (Reino Unido)

El primer ensayo clínico en Europa comenzó el 23 de abril para probar la vacuna desarrollada por el equipo del Instituto Jenner de la Universidad de Oxford, Inglaterra.

Es una vacuna recombinante similar a la de la empresa china CanSino.

Pero el equipo de Oxford está utilizando como vector una versión atenuada de un adenovirus del chimpancé que ha sido modificado para que no se reproduzca en humanos.

“Lo que están haciendo ellos es producir en un reactor un virus que no es dañino pero en su superficie expresa la proteína del coronavirus y así genera una respuesta inmune”, explica el experto del Instituto Max Planck.

Los científicos ya tienen experiencia en el uso de esta tecnología. Con ella desarrollaron una vacuna contra el coronavirus del MERS, cuyos ensayos clínicos, se dijo, mostraron resultados positivos.

El desafío de la producción masiva

A pesar del avance acelerado que se está logrando en la vacuna contra covid-19, los expertos afirman que no existen garantías de que alguna de estas inoculaciones funcionará.

Tal como explica Felipe Tapia no se sabe, por ejemplo, cuáles van a ser las reacciones inesperadas a las vacunas o si éstas van a funcionar con distintos tipos de poblaciones o entre distintos rangos de edad.

“Eso sólo se va a poder responder con el tiempo”, asegura el experto.

Pero obtener una vacuna efectiva y lograr su aprobación será solo el primer paso.

Después se presentará el desafío enorme de producir miles de millones de dosis de la inoculación para distribuirlas a las poblaciones que las necesitan.

Producción de vacunas

Getty Images
La vacuna tendrá que producirse por millones

“Creo que habrá ciertas limitantes en la capacidad de llegar a la cantidad que se supone deberá producirse, que son cientos de millones de dosis”, le explica a BBC Mundo Felipe Tapia.

“Si queremos vacunar al planeta completo son millones de dosis que ciertamente será muy difícil llegar a producir”.

Obstáculo paradójico

Y paradójicamente, si las sociedades tienen éxito al contener la propagación del coronavirus, esto podría presentar otro obstáculo para la obtención de una vacuna: no quedarán poblaciones para poder probar la inoculación.

Porque la única forma de probar que una vacuna funciona es inoculando a las personas en lugares donde el virus sigue propagándose de forma natural.

“Esto dependerá mucho de qué tan rápido el virus inmunice a la población mundial”, dice el experto del Instituto Max Planck.

“En países donde hay una cuarentena más estricta probablemente la vacuna llegue primero que la inmunidad en la población”.

“Pero donde hay mayor actividad económica, como Alemania, el virus podría generar inmunidad más rápido y en ese caso la inmunidad llegará antes que la vacuna”, concluye.

Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Visita nuestra cobertura especial



Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=3FlrsNfKguk&t=28s

https://www.youtube.com/watch?v=QBv7nudMSpc

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.