¿Por qué renunció realmente Benedicto XVI?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

¿Por qué renunció realmente Benedicto XVI?

Una revisión a las explicaciones oficiales y a las sospechas.
Por Mark Dowd BBC, Radio 4
29 de noviembre, 2013
Comparte
Papa emérito Benedicto XVI.//FOTO: AP

Papa emérito Benedicto XVI.//FOTO: AP

En febrero de este año, Benedicto XVI sorprendió al mundo cuando se convirtió en el primer Papa en renunciar a la Iglesia Católica en casi 600 años. Pero la atención se dirigió rápidamente hacia la sucesión y el nombramiento de un nuevo pontífice. En medio de este drama, una pregunta nunca fue totalmente respondida: ¿por qué renunció Benedicto?

La respuesta oficial de Joseph Ratzinger ofrece como explicación el declive de sus capacidades físicas y mentales, pero ha persistido la sospecha de que había otras razones. Mis indagaciones han confirmado estas sospechas.

Comencé mi investigación visitando al cardenal nigeriano Francis Arinze en su apartamento ubicado en la vecindad de San Pedro. Él es una de las principales figuras de la Iglesia y conoce el Vaticano como la palma de su mano. Arinze fue incluso mencionado en marzo como uno de los posibles sucesores del papa que había dimitido y fue parte de la selecta comitiva que escuchó personalmente la noticia de la boca de Benedicto en el Palacio Apostólico.

Le pregunté sobre los escándalos que antecedieron la sorpresiva decisión del Papa, en particular el tema de los “Vatileaks” que protagonizó el mayordomo del pontífice, Paolo Gabriele, al filtrar documentos confidenciales que exponían las luchas de poder dentro de la Iglesia. ¿Puedo haber sido ése un factor detrás de la renuncia? Su renuncia fue inesperada.

“Es legítimo que cualquiera especule y diga ‘quizás’, porque algunos de esos documentos fueron sacados secretamente. Pudo haber sido una de las razones. Tal vez estaba muy afectado por el hecho de que su propio mayordomo filtrara tantas cartas que un periodista tuvo material suficiente para escribir un libro.

“No creo que haya disfrutado lo que ocurrió”, me dijo el cardenal.

En el Vaticano, los miembros más jóvenes y ambiciosos de la Iglesia suelen recibir un consejo: “Escucha mucho, observa todo y no digas nada”. El hecho de que una figura tan importante se permita esencialmente un desvío de la línea oficial es significativo.

Infierno

Básicamente, el Papa Benedicto XVI fue un papa maestro, un teólogo y un intelectual. “Para él, solo que lo mandaran a una semana de entrenamiento de habilidades gerenciales sería un infierno”, me dijo una persona del interior del Vaticano.

Su mala fortuna fue acceder al papado en un momento en que existía un vacío de poder, en el que un número de mandos medios de la curia romana -los funcionarios de la Iglesia- se había convertido en “pequeños Borgias”, como explicó otro clérigo.

Pero no es sólo mi palabra, esta evaluación viene de la fuente más importante, el actual líder de la Iglesia. Y el papa Francisco no suele ser tímido con sus palabras. “La corte es el leprosario del papado”, ha dicho el sucesor de Benedicto. Él ha descrito a la curia como “narcisista” y “autoreferencial”. Con eso tenía que lidiar Joseph Ratzinger.

Desde los últimos años del pontificado de Juan Pablo II, el corazón de la sede eclesiástica ha estado dominado por camarillas enfrentadas. Eso es lo que quiso exponer, según sus propias palabras, Paolo Gabriele cuando fotocopió y filtró todos esos documentos.

Pero el exmayordomo también dijo que su relación con el papa Benedicto era como la de “un padre y su hijo”. Entonces, ¿por qué actuó de una forma que iba a avergonzar inevitablemente a alguien tan cercano a él?

“Él manifestó que había visto muchas cosas horribles dentro del Vaticano y que, en determinado momento, no pudo soportarlo más”, afirmó su abogada, Cristiana Arru, mientras movía las cuentas de su rosario y brindaba su segunda entrevista pública desde el escándalo.

“Y él buscó una salida. Según sus palabras, él había visto muchas mentiras y pensaba que el Papa había sido ignorado en temas clave”, añadió Arru.

Gabriele fue encontrado culpable de “robo agravado” y pasó tres meses en custodia hasta que fue perdonado por el Papa. Pero eso no fue el final. El líder de la Iglesia comisionó una investigación para saber todo lo ocurrido alrededor de este tema.

Tres cardinales produjeron un informe de 300 páginas. Supuestamente iba a permanecer bajo llave pero un diario italiano dijo que había sido informado de sus principales contenidos. ¿El resultado? Más filtraciones embarazosas, esta vez con rumores sobre una red de sacerdotes homosexuales que ejercían “una influencia inapropiada” dentro del Vaticano.

benedicto_francisco

La ruta del dinero

Los dolores de cabeza siguieron afectando al Papa alemán. En el ambiente periodístico se suele decir que “hay que seguir al dinero” para saber qué está ocurriendo realmente, y esto se aplica también al Vaticano.

Durante años, manejos económicos implicaban que el Vaticano terminara pagando tasas mucho más altas que las del mercado. Cuando un informante trató de reformar el sistema, funcionarios en la corte papal convencieron al desafortunado Benedicto XVI de promoverlo a un cargo a casi 6.500 kilómetros de Roma.

Absurdos similares ocurrieron en el Banco del Vaticano, por años una fuente de titulares de diarios poco beneficiosos para la Iglesia Católica. Fue creado para ayudar a las órdenes religiosas y agilizar la transferencia de dinero más que necesitado en regiones lejanas del planeta. Pero cuando una cuantiosa proporción de transacciones se realizan en efectivo y terminan en zonas inestables del globo, no es necesario ser un genio para ver qué puede estar saliendo mal.

Parece que funcionarios del banco tomaban decisiones clave sin informar constantemente al Papa. Cuando el directorio expulsó a su presidente reformista, Ettore Gotti Tedeschi (convenientemente el mismo día que la historia del arresto de Gabriele saturaba la cobertura noticiosa), el Papa no lo supo hasta que fue muy tarde.

Según las palabras de su secretario privado, Benedicto XVI estaba “muy sorprendido”. Gotti Tedeschi era un miembro del Opus Dei y se creía que era muy cercano al Papa, pero al final esto no lo ayudó.

¿Fue todo esto demasiado para un anciano pontífice?

Examinemos las precisas palabras del vocero de prensa del pontífice, padre Federico Lombardi: “La Iglesia necesitaba alguien con mayor energía física y espiritual que pudiera enfrentar los problemas y desafíos de gobernar la Iglesia en este cambiante mundo moderno”.

Quizás esto es lo más cerca que usted estará de escuchar de la boca de un alto funcionario eclesiástico que la Iglesia se había vuelto ingobernable y necesitaba alguien más en el timón para poner fin al deterioro.

Esta es una Iglesia que ahora tiene la enorme oportunidad de seguir adelante y enfrentar los desafíos del siglo XXI. Muchas veces visto como remoto, su liderazgo ahora busca escuchar las opiniones de los católicos en temas controvertidos como métodos anticonceptivos y matrimonio homosexual. La reforma vino tras el escándalo.

Esto no pasa desapercibido para el cardenal Arinze.

“Lo que uno debe recordar es que Dios suele escribir recto en líneas torcidas”.

*Publicada el 28 de noviembre de 2013.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Patrick Lyoya: video muestra altercado donde policía de EU mata a hombre negro

La policía local divulgó imágenes en las que se ve a un agente peleando con Lyoya, de 26 años, antes de dispararle en la parte posterior de la cabeza mientras yace boca abajo en el suelo.
15 de abril, 2022
Comparte

La policía en Estados Unidos divulgó un video que muestra a un agente de policía blanco que dispara fatalmente a un hombre negro en la parte posterior de su cabeza tras un altercado en torno a un taser, el arma de electroshock usada para incapacitar temporalmente a un sospechoso.

El video del incidente, que tuvo lugar el 4 de abril en Grand Rapids, Michigan, muestra a Patrick Lyoya, de 26 años, huyendo del agente policial luego de que este le ordenara detener su auto.

Posteriormente se escucha al policía, que no ha sido identificado, diciéndole a Lyoya que “suelte” su taser, antes de los disparos que recibe el hombre mientras yace boca abajo en el suelo.

El incidente ha generado protestas. Decenas de manifestantes se congregaron el miércoles frente al Departamento de Policía de Grand Rapids (GRPD) exigiendo que se haga público el nombre del policía involucrado.

Los manifestantes coreaban “las vidas de los negros importan” y “sin justicia no hay paz”.

La policía estatal dijo que está investigando el incidente.

Lyoya era originario de la República Democrática del Congo y vivía en Grand Rapids desde hacía unos cinco años, según la oficina del abogado de derechos civiles Benjamin Crump, que representa a su familia.

Lyoya tenía dos hijas pequeñas y cinco hermanos, dijo la gobernadora de Michigan, Gretchen Whitmer, quien habló con su familia.

“Llegó a Estados Unidos como refugiado con su familia huyendo de la violencia. Tenía toda la vida por delante”, dijo Whitmer, demócrata.

¿Qué muestran los videos?

El miércoles el Departamento de Policía de Grand Rapids divulgó las imágenes del incidente captadas por la cámara corporal del policía, otra cámara de una unidad policial, el teléfono móvil de un pasajero en el auto de Lyoya y una cámara de seguridad de una casa.

En uno de los videos se ve al policía deteniendo el vehículo de Lyoya poco después de las 08:00 hora local (12:00 GMT) del 4 de abril.

El agente decidió detener el automóvil porque la matrícula no correspondía con el vehículo, dijeron las autoridades citadas por la cadena CNN.

Luego se ve a Lyoya que sale del auto, pero el policía le dice que vuelva a entrar al vehículo.

Con un gesto de confusión, Lyoya permanece entonces fuera del vehículo y pregunta qué ha hecho. El oficial le pregunta si habla inglés y Lyoya responde “sí”.

El policía pregunta repetidamente a Lyoya si tiene una licencia y, después de una breve conversación, este huye del agente.

Luego se ve a los dos luchando en el suelo y el policía saca su taser, por el que los dos pelean. El agente le dice luego a Lyoya que suelte el taser.

Ambos forcejean frente a varias casas en un vecindario de Grand Rapids mientras el pasajero del vehículo de Lyoya desciende del auto y observa lo que sucede.

Durante este altercado, el agente apaga accidentalmente la cámara de su cuerpo, según afirmó la policía estatal.

Sin embargo, también se divulgaron imágenes filmadas desde el teléfono móvil del pasajero en el auto de Lyoya, que muestran cómo el agente dispara a Lyoya en la parte posterior de la cabeza.

En los momentos finales el policía estaba arrodillado por momentos sobre la espalda de Lyoya, a quien intenta sujetar.

Manifestantes en Grand Rapids tras la divulgación de los videos sobre la muerte de Patrick Lyoya

Getty Images
Los manifestantes en Grand Rapids exigieron que el nombre del oficial de policía sea divulgado.

Licencia administrativa

El jefe de la Policía Estatal de Grand Rapids, Eric Winstrom, dijo el miércoles a la prensa: “Desde mi punto de vista del video, el taser se desplegó dos veces. El taser no hizo contacto”.

“Y el señor Lyoya recibió un disparo en la cabeza. Sin embargo, esa es la única información que tengo”.

Winstrom describió el incidente como una “tragedia”.

El agente de policía se encuentra actualmente en licencia administrativa a la espera del resultado de la investigación. No será identificado públicamente a menos que se presenten cargos penales en su contra, dijo Winstrom.

Winstrom agregó que se reunió con el padre de Lyoya, Peter, y que ambos lloraron.

“Lo entiendo como padre… Es desgarrador”, le dijo el jefe policial a la TV local.

Crump ha exigido en representación de la familia Lyoya que el agente sea despedido y se presenten cargos en su contra.

El abogado afirmó que los videos mostraban al policía disparando a Lyoya desarmado “mientras estaba en el suelo y de espaldas al agente”.

Patrick nunca usó la violencia contra este agente a pesar de que el policía usó la violencia contra él en varias ocasiones“, afirmó Crump.

“El video muestra claramente que este fue un uso de fuerza innecesario, excesivo y fatal contra un hombre negro desarmado que estaba confundido por el encuentro y aterrorizado por su vida”, agregó el abogado.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=QkzsUZOK6-0

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.