Acusan que la CNDH violó los derechos humanos en el caso San Fernando
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Acusan que la CNDH violó los derechos humanos en el caso San Fernando

La recomendación emitida en la víspera de Navidad sobre la masacre de 72 migrantes no toma en cuenta el testimonio de las víctimas y omite una investigación real sobre los hechos, denuncia la Fundación para la Justicia.
Por Tania L. Montalvo
20 de enero, 2014
Comparte

 

San Fernando, Tamaulipas.// FOTO: AP

San Fernando, Tamaulipas.// FOTO: AP

Tres años y medio después de haber recibido la noticia de que su hija Glenda había muerto entre los 72 migrantes masacrados en el municipio de San Fernando, Tamaulipas, Mirna del Carmen Solórzano se pregunta por qué ninguna autoridad mexicana se ha acercado a ella para explicarle qué fue lo que pasó ese día de agosto de 2010 y por qué nadie le ha mostrado evidencia de cómo encontraron a su hija.

Las dudas de Mirna sobre la muerte de Glenda Yaneira—que a los 23 años partió de casa en El Salvador, rumbo a Estados Unidos un 10 de agosto de 2010— y el silencio de las autoridades mexicanas, la han llevado a unirse a un grupo de madres de migrantes desaparecidos que buscan a sus hijos por todo el país.

De visita en México, Mirna cuenta a Animal Político que nunca le han mostrado una sola prueba de que el cuerpo que le enviaron un 5 de septiembre de 2010 es el de Glenda y que,por más que ha pedido evidencias, fotografías o una descripción de cómo la hallaron o de lo que llevaba puesto, sólo se ha encontrado con autoridades que callan y la ignoran.

El testimonio de Mirna es sólo uno de los que la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) omitió recabar en la recomendación 80/2013 que emitió el 23 de diciembre pasado sobre la masacre en San Fernando, lo que según la Fundación para la Justicia y el Estado democrático de Derecho implica una violación a los derechos humanos de las víctimas, cometido por la máxima instancia en el país encargado de protegerlos y hacerlos respetar; lo que los llevó a presentar un amparo en contra del documento ante un juez de distrito.

“Las cosas graves de la recomendación que nos orillan a acudir a un amparo en contra son que, en principio, no investigó la masacre. En la recomendación no entró al análisis de los hechos, no los estudió ni los investigó. Recordemos que la CNDH es el espacio institucional encargado de decirle a las víctimas y a la sociedad la verdad histórica de los hechos en materia de derechos humanos y no lo hizo. Esa verdad histórica no la tenemos”, dijo en entrevista Ana Lorena Delgadillo, directora de la Fundación para la Justicia y el Estado democrático de Derecho, autora del amparo.

“Otra parte grave es que no trae testimonios de los familiares. Las víctimas no son parte ni del procedimiento ni de la investigación. No tiene una parte fundamental que es la voz de las víctimas. La justicia es para las víctimas, la Corte Interamericana de Derechos Humanos señala que una resolución es el primer acto de reparación para las víctimas”.

El documento legal que fue entregado a un juez de distrito el pasado miércoles 15 de enero y que espera por ser admitido esta semana tiene como punto central que la CNDH está violando los derechos humanos de las familias y de la sociedad mexicana en general, al no investigar ni recurrir a las víctimas para emitir una recomendación sobre uno de los episodios más violentos en la historia del país.

“Si una comisión estatal viola derechos humanos o hace algo en contra de la víctima, la víctima tiene el recurso de venir con la CNDH pero, ¿y si lo hace la CNDH? ¿nos quedamos sentados? ¿Qué haces tú como persona cuando el órgano que se supone que va a velar por tus derechos los viola y cuando además no tienes el recurso para acudir ante alguna autoridad para decirle que están violando tus derechos? Este es el principal cuestionamiento de nuestro amparo”.

Pese a que Glenda Yaneira Medrano Solórzano está reconocida por autoridades de México y de El Salvador como una de los 72 migrantes asesinados y que su familia no lo reconoce como tal, la CNDH no acudió a Mirna para conocer su testimonio como víctima.

“Nunca, con ninguna autoridad mexicana he hablado y nadie me ha buscado tampoco para saber qué pasó con nosotros tras la noticia de que según Glendita había muerto. Ese 5 de septiembre nos llevaron los de Cancillería en El Salvador y nos dijeron que las autoridades de México habían dicho que nadie podía abrir las cajas, yo preguntaba por qué y me dijeron que no porque era prohibido. Pero yo no hice caso”.

Cuando Mirna describe el momento en que abrió la caja con el cadáver que llegó desde México, sus mejillas abultadas, iluminadas por un tono rojizo provocado por el trabajo de cosecha de café bajo el sol, se ensanchan. La mujer salvadoreña sonríe y dice “la sorpresa grande que yo me llevé es que no hubo un impacto porque abrimos la caja y vimos que no era mi hija, no era Glendita, por eso yo la sigo buscando, aunque no haya autoridad que nos escuche ni me pregunté que ha pasado desde ese día”.

Una recomendación, más de tres años después

La CNDH reconoce que la masacre de San Fernando contra 72 personas, en la que dos más sobrevivieron, ocurrió el 22 de agosto de 2010 y más de tres años después emitió la recomendación el pasado 23 de diciembre para la Procuraduría General de la República y el estado de Tamaulipas por omisiones y negligencia en el manejo y conservación de cadáveres, en el procesamiento de indicios, cadena de custodia, preservación y conservación del lugar de los hechos, principalmente.

Para la Fundación, la tardanza de la Comisión y la forma de emitir la recomendación en la víspera de Navidad, minimizando los hechos, sin llamar a conferencia de prensa o publicar un comunicado “es una apuesta al olvido y a invisibilizar la memoria histórica y la dignidad de las personas migrantes”.

El amparo señala que la CNDH violó el principio pro persona contenido en el artículo 1 constitucional, violó la Ley General de Víctimas porque ni siquiera la contempló para emitir su recomendación, pero también señala violaciones a la Convención Americana sobre Derechos Humanos, a la Convención de trabajadores migratorios y sus familias y al Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos.

Asimismo, se busca impugnar el artículo 47 de la Ley de la Comisión Nacional de Derechos Humanos que dice que “en contra de las Recomendaciones, acuerdos o resoluciones definitivas de la Comisión Nacional, no procederá ningún recurso”.

La abogada Ana Lorena Delgadillo dice que actualmente los tribunales se enfrentan a un nuevo escenario en materia de derechos humanos, pues desde la reforma constitucional en junio de 2011 “se establece la obligación de protección más amplia para la persona y esa cubre a todos los servidores públicos”.

También argumentan que el artículo 47 de la Ley de la CNDH pone en situación de desigualdad a los órganos estatales y al federal, pues en caso de que los primeros cometan alguna violación existe un órgano superior —la misma Comisión Nacional— para su análisis, pero en caso de que sea ésta última la que viole algún derecho, no hay instancia que actúe en consecuencia.

“El primer reto es que los tribunales la admitan. Pero si no lo hace, habrá que decirlo abiertamente: si una persona se enfrenta ante una violación de derechos humanos de la CNDH, no pasa nada y no se puede hacer nada. Otro paso es acudir al Senado para que le pida cuentas a la CNDH por la recomendación de los 72. ¿Cómo es posible que una de las masacres más cruentas que se han documentado en el país —que es difícil que alguien en el ámbito internacional no la conozca— no esté clasificada como grave violación a derechos humanos, que no se hayan investigado los hechos de la masacre, que no se ha contemplado a las víctimas?”, cuestiona Ana Lorena Delgadillo.

La CNDH no clasificó la Recomendación 80/2013 sobre San Fernando en el rubro de “recomendaciones por violaciones graves”, lo que para la Fundación para la Justicia responde a que “no estudió los hechos de privación de la vida” y minimizó los hechos.

Otra omisión de la CNDH según la organización civil es que no incluyó la presunta responsabilidad del Estado mexicano en la masacre.

“No nos dijo si el Estado es responsable directamente por estar involucrado o indirectamente por actos de omisión, actuaciones de tolerancia, anuencia o aquerencia de grupos del crimen organizado que llevaron a cabo esto. El Estado tiene la obligación de garantizar y prevenir que a nadie se le prive de la vida y esos hechos no están investigados”.

En caso de que el amparo no sea admitido, la Fundación interpondrá un recurso de impugnación, pues su fin último es que un juzgado restituya a las víctimas en los derechos que les han sido violados con esta recomendación y por lo tanto, se instruya a la CNDH a que realice una investigación, tome en cuenta los testimonios de las víctimas y se establezcan los lineamientos sobre la reparación del daño.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Huracán Ian provoca inundaciones catastróficas en la costa oeste Florida tras tocar tierra como categoría 4

El Centro Nacional de Huracanes precisó que el huracán tocó tierra a las 15:05 hora local en la costa suroeste de Florida, donde las autoridades advirtieron sobre los posibles efectos devastadores del ciclón.
28 de septiembre, 2022
Comparte

El huracán Ian llegó al oeste de Florida este miércoles como un ciclón de categoría 4 y con vientos de más de 240 km/h, provocando inundaciones catastróficas en varias localidades de la costa.

Ian tocó tierra cerca de Cayo Costa, en el suroeste de la península, como un huracán “extremadamente peligroso” a las 15:05 hora local (19:05 GMT), según informó el Centro Nacional de Huracanes de EE.UU. (NHC, por sus siglas en inglés).

Map

El huracán provocó una marejada ciclónica de varios metros que ha inundado grandes áreas de la costa suroeste de Florida.

“Es uno de los cinco peores huracanes que hayan azotado la península de Florida“, dijo el gobernador de Florida, Ron DeSantis, en una conferencia de prensa en la tarde del miércoles.

Anthony Reynes, meteorólogo del NHC en Miami, le dijo a la BBC que es probable que la marejada ciclónica sea histórica.

“Es una tormenta tan grande y tiene una estructura tan saludable que tomará tiempo hasta que finalmente se debilite, a medida que avanza sobre tierra firme”.

“Podemos ver que la mayoría de las personas en el área de Port Charlotte, Englewood, hasta Fort Myers, toda esta parte de la costa oeste de Florida, ahora está lidiando con el peor de los casos, que es la pared del ojo de un poderoso huracán de categoría 4 que está golpeando el área con vientos de 250 km/h y probablemente una marejada ciclónica histórica que no hemos visto en la costa oeste de Florida en muchos, muchos años”, agregó.

Florida

Getty Images
Imagen tomada en Fort Myers cuando el agua empezaba a subir.

A las 20:00 hora local (00:00 GMT) del miércoles, el NHC informó que el huracán había disminuido a categoría 3 y que seespera que se siga debilitando con el paso de las horas mientras se dirige al noreste.

Desde Fort Myers han llegado imágenes impresionantes, en las que se ve parte de la ciudad sumergida en el agua.

Marco Island, en el suroeste de Florida y conectada por puentes a la ciudad de Naples, también quedó inundada en algunas zonas.

https://twitter.com/MarcoIslandPD/status/1575174867346808835

En Naples, al suroeste, también se han reportado graves inundaciones. Imágenes muestran a bomberos con el agua hasta la cintura en una de sus estaciones.

En el video publicado en Facebook se ve a los bomberos luchando para montar sus equipos en los vehículos de emergencia en medio de las inundaciones.

Según datos de la NOAA, la ciudad vio niveles de agua de más de 2,74 metros hacia las 5 de la tarde del miércoles.

Se espera que la trayectoria de Ian siga hacia el norte, poniendo en alerta a grandes centros urbanos como Orlando.

Mapa de la ruta pronosticada para el huracán Ian.

BBC

Más de 1,5 millones de hogares se quedaron sin energía eléctrica en todo el estado, de un total de 11 millones, y DeSantis dijo que habrá más cortes de servicio a medida que la tormenta avance.

Los daños de Ian se reportaron desde la madrugada de este miércoles, con destrozos causados por fuertes vientos, marejada ciclónica y tornados esporádicos.

La mayor parte de la península de Florida se encuentra en estado de emergencia.

Mar revuelto por los efectos del huracán Ian

Getty Images

Marejada catastrófica

La marejada ciclónica de Ian está siendo “catastrófica” en ciudades como Fort Myers o Punta Gorda, con un aumento del nivel del mar de varios metros y el agua adentrándose en áreas residenciales.

Expertos de Accuweather dijeron que la marejada podría “cambiar completamente” el aspecto de algunas de las islas en la costa suroeste de Florida.

https://twitter.com/mikebettes/status/1575180210219139080

Horas antes de la llegada de la tormenta, el administrador del condado de Manatee, Scott Hope, dijo que habían calculado recibir a unas 120.000 personas que se encontraban en las zonas de evacuación obligatoria.

Dijo que había apenas unas 3.000 personas en los albergues habilitados.

“Esperamos que hayan podido refugiarse en la casa de alguno de sus amigos”, dijo Hope.

Florida

Getty Images

Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=Ofr4hXodWmU

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.