"Para no enturbiar la discusión de Telecom", Carpinteyro se excusa del debate
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

"Para no enturbiar la discusión de Telecom", Carpinteyro se excusa del debate

El posicionamiento de la legisladora, encargada de las negociaciones en la materia en la Cámara de Diputados, ocurre después de que el martes se diera a conocer una grabación en la que se escucha su intención de iniciar un negocio de telefonía.
25 de junio, 2014
Comparte
Purificación Carpinteyro, diputada del PRD. Foto: Cuartoscuro.

Purificación Carpinteyro, diputada del PRD. Foto: Cuartoscuro.

La tarde de este miércoles, la diputada del PRD, Purificación Carpinteyro, anunció que no participará en el proceso de debate y dictaminación de las reformas secundarias en materia de telecomunciaciones, luego que el presidente nacional de su partido, Jesús Zambrano, le pidiera no intervenir en estas deliberaciones. Lo anterior ocurre después de que el martes por la tarde se diera a conocer una grabación en la que se escucha su intención de iniciar un negocio de telefonía.

Capinteyro afirmó en su página web que “con el único interés de no enturbiar el proceso de debate, discusión y votación de las Leyes Secundarias en materia de Telecomunicaciones”, decidió no participar en el proceso.

“Esta no es la primera vez que alguien intenta amedrentarme o desprestigiarme con grabaciones de orígenes cuestionables, por lo que a mis detractores contesto: no veo en dónde está el conflicto de intereses”, escribió Carpinteyro.

La legisladora perredista insistió en que “a diferencia de muchos defensores políticos de un sector de comunicaciones sin monopolios, yo si estoy dispuesta a generar competencia en el sector tanto en la ley como en la práctica”.

La diputada añadió que no tiene “ningún vínculo comercial ni de negocios en el área de telecomunicaciones” e insistió en que “no es un error pensar en las aplicaciones de la ley en negocios futuros que tienen que ver con telecomunicaciones.”  Lo que sí consideró como un delito es “legislar para favorecer solo a unos y no a todos los Mexicanos.”

Expresó que espera que su caso “sirva de ejemplo” para que “aquellos legisladores que sí tienen conflictos de intereses explícitos se excusen de la misma manera en la que lo hago yo hoy con el fin de que el proceso de debate, discusión y votación de la ley telecom se haga siguiendo el espíritu constitucional reflejando los preceptos de libertad y rechazo a los monopolios que mi partido y yo misma siempre hemos defendido.”

Finalmente, Carpinteyro exhortó a los legisladores de la ‘Telebancada’ a que “pongan a México en el papel preponderante y no a los medios que les mandan y les pagan; a que no teman en aceptar que no son imparciales y neutrales.”

Finalizó señalando que “lo que importa en tema de Telecomunicaciones es México y la cruzada para que los monopolios televisivos, de televisión de cable, de telefonía, de telefonía móvil y de internet se erradiquen.”

Gutiérrez Becerril confirma que es su voz en la llamada con Carpinteyro

El empresario José Gutiérrez Becerril confirmó mediante un comunicado que efectivamente conversó telefónicamente con la diputada federal Purificación Carpinteyro el 25 de mayo pasado, luego que la legisladora le llamara para solicitar su opinión como experto en negocios relacionados con las telecomunicaciones.

Quien fuera ejecutivo de Telefónica afirmó que diversas personas lo consultan cotidianamente y que actualmente es un profesionista independiente y consultor en la materia, “fruto de la experiencia de 16 años en el sector de las telecomunicaciones en diferentes empresas privadas en México y en el extranjero.”

Afirmó también que no le es inusual recibir solicitudes de opinión sobre temas de telecomunicaciones “dada la experiencia que tengo en la materia, habiendo ocupado diversos cargos en empresas del sector telecomunicaciones a lo largo de este tiempo.” Por ello, afirma que ésta y otras comunicaciones sobre temas relacionados en materia de telecomunicaciones, “son fruto de mi práctica profesional cotidiana.”

Excusa de Carpinteyro abona al prestigio del PRD: Aureoles

El coordinador del PRD en la Cámara de Diputados, Silvano Aureoles, reconoció como una “actitud responsable” la decisión de su correligionaria Purificación Carpinteyro de excusarse del análisis, debate y votación de las leyes secundarias en materia de telecomunicaciones.

Sostuvo que esa determinación “abona al prestigio del grupo parlamentario del PRD y despeja cualquier duda sobre el verdadero interés de los legisladores, que es trabajar por una reforma en telecomunicaciones que no obedezca a intereses particulares”.

El también presidente de la Junta de Coordinación Política en el Palacio de San Lázaro llamó asimismo a todos aquellos legisladores “que tengan algún tipo de relación o apego a intereses particulares en materia de telecomunicaciones” a excusarse también de las deliberaciones.

Pide Jesús Zambrano que Carpinteyro no participe en la reforma de telecomunicaciones

Previamente, la dirigencia nacional del PRD, a cargo de Jesús Zambrano, envió un comunicado este miércoles en el que pidió a la diputada Carpinteyro no intervenir en el proceso legislativo de la reforma de telecomunicaciones “para que quede fuera de toda sospecha tanto ella en lo personal, como el PRD y nuestro grupo parlamentario en la Cámara de Diputados.”

Zambrano manifestó por este medio que “el PRD se deslinda de cualquiera pretensión de legislar a favor de algún interés particular“, por lo que “en congruencia con ello y para evitar una desviación del debate” pidió que Carpinteyro se excuse del debate y dictaminación en materia de telecomunicaciones.

La postura del PRD nacional agrega que “debe evitarse que se trastoque la deliberación de fondo sobre lo que debe ser una verdadera reforma en el sector de telecomunicaciones que acabe con los abusivos monopolios en este ramo y que tanto han dañado al país.”

Sin embargo, Zambrano afirmó que la legisladora “ha reconocido la existencia de la conversación y ha expresado que en ningún momento ha participado en la aprobación de leyes con fines de beneficio personal, para favorecer a algún grupo económico o que se sitúe en el terreno del conflicto de intereses.”

El comunicado añade que “es discutible si hay o no conflicto de intereses en lo manifestado por la diputada Carpinteyro. Sin embargo, este hecho ha introducido la duda sobre la actuación de la diputada federal en las decisiones que habrán de tomarse en el ámbito de las telecomunicaciones en las cámaras de Senadores y de Diputados en los próximos días.”

Zambrano también exigió a “todos los diputados y senadores que están claramente identificados con intereses en el sector de las telecomunicaciones” tomar la misma decisión de no participar en el debate, “pues es evidente que no legislarán con la imparcialidad que se requiere. Son conocidos los vínculos empresariales del grupo de diputados identificados como la ‘telebancada’, pertenecientes al PRI y al Partido Verde, así como los del senador Javier Lozano y otros senadores, que son socios o tienen nexos con empresas del ramo.”

Finalmente, Zambrano refrendó el compromiso de su partido “con la cabal democratización de los medios de comunicación” y “una verdadera competencia sin monopolios, que se respeten los derechos de las audiencias y los usuarios, que haya servicios de mejor calidad y que las telecomunicaciones le sirvan al desarrollo económico, político, social y cultural del país.”

PRD en el Senado pide que Carpinteyro se excuse del debate de telecom o Aureoles la retire del proceso

Este miércoles, la bancada del PRD en el Senado también pidió a Carpinteyro que se excuse de participar en el debate y votación de las reformas en Telecomunicaciones y Radiodifusión y afirmó que “en caso de que no lo haga, pedimos respetuosamente al Grupo Parlamentario del PRD en la Cámara de Diputados, a través de su coordinador, sea retirada del proceso de debate y votación de las reformas en materia de telecomunicaciones y  radiodifusión.”

Además, mediante un comunicado, la coordinación de la bancada pidió que las mesas directivas de ambas cámaras soliciten a su vez a los órganos de gobierno “adoptar las medidas pertinentes para evitar cualquier conflicto de intereses en la reforma de Telecomunicaciones y Radiodifusión” y garantizar así “su institucionalidad y correcto desempeño de las funciones legislativas.”

El Grupo Parlamentario del PRD en el Senado rechazó también “cualquier pretensión de utilizar el cargo de legislador federal para la realización o promoción de negocios.”

Pide PAN en Senado y San Lázaro que Carpinteyro se retire de la discusión

Las posiciones que ha provocado el asunto Carpinteyro en el Senado de la República coinciden en que la diputada no participe en el proceso legislativo de la reforma de telecomunicaciones. Senadores de la bancada del PAN pidieron a la diputada Carpinteyro que se separe de las discusiones del tema de telecomunicaciones por presuntamente intentar hacer negocios aprovechándose de su cargo.

El coordinador de los senadores del PAN, Jorge Luis Preciado, pidió a la legisladora que se excuse de participar en el análisis de este tema. “Si ella reconoce que está participando en determinados negocios considero que debe de excusarse de conocer y dictaminar, así lo dice la ley orgánica y el reglamento de la Cámara de Diputados. Creo que debe dejar de participar en las discusiones”, afirmó.

El coordinador de los panistas en San Lázaro, Luis Alberto Villarreal, se pronunció en el mismo sentido, afirmando que una golondrina no hace veranos. “Al margen de lo que ella pueda pretender, Acción Nacional no acompañará en ningún momento ningún dictamen, ningún texto que vaya encaminado a darle algún beneficio a ningún particular”, finalizó.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Qué poder tienen los evangélicos en EU y por qué son cruciales para Trump

Sacudieron la política del país hace 40 años. Se volvieron un pilar del Partido Republicano y del presidente Donald Trump. Pero las elecciones de noviembre volverán a medir su influencia.
Getty Images
5 de octubre, 2020
Comparte

¿Volverán a ser los evangélicos una fuerza clave en las elecciones de Estados Unidos en 2020?

Cuatro décadas después de haber sacudido la política de este país, ese grupo religioso es hoy un pilar electoral del Partido Republicano y del presidente Donald Trump, que busca otro mandato en noviembre.

En las elecciones de 2016 en EU, uno de cada cuatro votantes se identificó como cristiano evangélico blanco, según encuestas. Y la gran mayoría de ellos (81%) votó por Trump.

El presidente “va a necesitar eso y quizás más para ganar en noviembre, así que son muy influyentes”, dice John Fea, un profesor de historia en la Universidad Messiah de Pennsylvania autor del libro “Créeme: el camino evangélico a Donald Trump”, en diálogo con BBC Mundo.

Pero para entender el verdadero peso político de los evangélicos en EE.UU. y su improbable alianza con Trump, es necesario retroceder un poco en el tiempo.

El fin y los medios

Los evangélicos entraron a la arena política de EU como reacción a la legalización del aborto en el caso de Roe vs. Wade de la Corte Suprema en 1973 y al avance de una agenda progresista en el gobierno del demócrata Jimmy Carter (1977-1981).

Líderes religiosos conservadores contrarios al aborto y la diversidad sexual, con el pastor televangelista Jerry Falwell a la cabeza, fundaron en 1979 la organización Mayoría Moral para movilizar fieles a favor de políticos que defendieran sus causas.

En las elecciones de 1980, dos de cada tres votantes evangélicos blancos apoyaron al candidato presidencial republicano Ronald Reagan, quien venció a Carter con su discurso conservador, opuesto al comunismo.

Ronald Reagan en 1979

Getty Images
Ronald Reagan se impuso a Jimmy Carter en las elecciones de 1980 con un amplio apoyo de evangélicos blancos.

Así surgió la unión política entre republicanos y evangélicos, que hasta hoy mantienen al tope de sus aspiraciones anular Roe vs. Wade y colocar jueces conservadores en la Corte Suprema.

Los evangélicos blancos han sido un bloque electoral más conservador y numeroso que los evangélicos afroestadounidenses, que priorizan la “justicia racial” y por lo tanto tienden a apoyar mayoritariamente a los demócratas, explica Fea.

Y apunta que, a diferencia de los protestantes no evangélicos o católicos, los evangélicos blancos “están mucho más unificados, forman un bloque de votantes”.

“En cierto sentido, quieren que se realicen sus aspiraciones políticas, por lo que el fin justifica los medios”, dice. “Pero desde fines de los años ’70 y ’80 los evangélicos blancos también han sido tentados por el poder político: les gusta estar en el Despacho Oval” de la Casa Blanca.

Manifestantes a favor y en contra del aborto protestan frente a la Corte Suprema de Estados Unidos.

Getty Images
La batalla contra del aborto ha sido prioridad constante de los evangélicos en EU por décadas.

Greg Smith, director asociado del Centro Pew de Investigación, señala que el vínculo de ese sector religioso con el Partido Republicano perdura hasta el presente.

“Hemos visto durante mucho tiempo que los protestantes evangélicos blancos están entre los votantes republicanos más consistentes de EU y entre los partidarios más fuertes, leales y consistentes de Donald Trump”, dice Smith a BBC Mundo.

“Salvar a EU”

El peso electoral de los evangélicos blancos en EU hoy es bastante mayor que su decreciente presencia demográfica.

En 2016 eran 17% del total de la población, seis puntos menos que una década antes, según el Instituto de Investigación de Religión Pública en Washington.

Se estima que en los últimos cuatro años la proporción de evangélicos blancos en EU cayó otros dos puntos, hasta 15% de la población.

Votantes en una escuela de primaria en el condado de Chesterfield, Virginia

Getty Images
Los evangélicos blancos sumaron un cuarto de los votantes de EU en 2016, aunque sólo eran 17% de la población.

Sin embargo, en las últimas elecciones fueron el 26% del total de votantes.

Sarah Posner, autora del reciente libro “Profano: por qué los evangélicos blancos oran en el altar de Donald Trump”, señala que el movimiento no sólo se apoya en líderes de iglesias sino también en medios propios de TV y redes sociales.

“La derecha religiosa tiene una operación muy sólida y bien organizada para incentivar el voto, por lo que son muy importantes para que el Partido Republicano gane elecciones”, dice Posner a BBC Mundo.

La unión de evangélicos y Trump suele verse como una extrañeza de la política de EU: religiosos que predican sobre moral aliados a un hombre acusado de infidelidades matrimoniales, casado tres veces, que se ha expresado de forma obscena sobre las mujeres y agresiva sobre los inmigrantes.

Pero Trump recibió en 2016 un apoyo de los evangélicos blancos aún mayor que sus antecesores republicanos.

Joe Biden en un evento de la campaña en marzo.

Getty Images
Biden fue vicepresidente de Estados Unidos durante el gobierno de Barack Obama.

Y, si bien la aprobación de los evangélicos blancos a Trump cayó algunos puntos en medio de la crisis de coronavirus y las protestas por injusticia racial, cerca de ocho de cada 10 votantes de ese grupo aún se inclinan a votar por él, según encuestas.

El bajo nivel de apoyo de los blancos evangélicos al candidato demócrata Joe Biden contrasta con el amplio respaldo que recibe entre los protestantes negros (cercano a 90% en un reciente sondeo de Pew) y el hecho de que es favorito en las encuestas de votantes en general.

El respaldo de los evangélicos blancos a Trump es atribuido a la ansiedad que sienten ante los cambios raciales y culturales que EE.UU. tuvo en las últimas décadas.

“Trump representa al hombre fuerte que creen que necesitan para salvar a EU del liberalismo“, indica Posner. “Lo ven no necesariamente como un cristiano como ellos, sino como un líder improbable que Dios ha ungido para salvar a EU.”.

Prueba de fuerza

Trump tiene un vicepresidente evangélico como Mike Pence y varios miembros de su gabinete pertenecen a ese movimiento religioso o cultivan lazos con el mismo.

En esta campaña, Trump ha buscado asegurarse de que los evangélicos vuelvan a sufragar por él.

Por ejemplo, ha repetido que ya colocó dos jueces para la Corte Suprema y el mes pasado nominó a otra que, si es confirmada por el Senado, puede dar a los conservadores una mayoría firme en el máximo tribunal.

Donald Trump

Reuters
Trump ha buscado asegurarse el voto evangélico en noviembre de distintas formas, algunas de ellas polémicas.

Trump también acusó a Biden de estar “contra Dios” y “contra la Biblia”, aunque el exvicepresidente es un católico practicante y ha recibido el reciente respaldo de algunos líderes evangélicos blancos.

Además, Trump causó polémicas que le valieron críticas de figuras religiosas, por ejemplo al posar para las cámaras con la Biblia en la mano ante una iglesia, para lo cual fue dispersada a la fuerza una protesta pacífica en la zona.

Su campaña también apuesta a atraer votantes evangélicos negros y latinos, que tienen posturas conservadoras en temas como el aborto pero son más abiertos a la inmigración y las políticas sociales, lo cual puede inclinarlos por Biden.

Así, la elección será una nueva prueba de fuerza para los evangélicos de EU y su peculiar alianza con el presidente.

“La participación electoral entre los evangélicos blancos será muy importante para Trump: necesita que salgan en grandes cantidades. Si no”, advierte Posner, “será mucho más difícil para él ganar”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=bW1ibaFkARg

https://www.youtube.com/watch?v=82qlWHpSRaw&t=1s

https://www.youtube.com/watch?v=4hw6wlscdUk

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.