Empresa de hackers dio descuentos especiales a la Segob para espiar Facebook, Twitter, Gmail…
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AP

Empresa de hackers dio descuentos especiales a la Segob para espiar Facebook, Twitter, Gmail…

Un contrato –de siete hallados hasta ahora– revela que Gobernación no solo adquirió el programa espía Da Vinci sino que además recibió descuentos de cientos de miles de pesos, mejoras y paquetes especiales para intervenir redes sociales y atacar un “gran número de objetivos”, así como la asesoría personal de un hacker italiano en México.
AP
Por Arturo Ángel
9 de julio, 2015
Comparte
Foto: AP

Foto: AP

La empresa italiana de espionaje cibernético Hacking Team tiene, entre sus clientes predilectos en el mundo, a la Secretaría de Gobernación de México, a la que le dio descuentos de cientos de miles de pesos para renovar los programas de intrusión junto con un software especial que puede atacar múltiples objetivos e intervenir redes y correos como Facebook, Twitter y Gmail.

Incluso, le proporcionó la asesoría directa de uno de sus hackers en nuestro territorio.

Entre los 400 gigas de documentos que fueron sustraídos de la firma con sede en Milán tras un hackeo a sus servidores, Animal Político ubicó un anexo de un contrato clasificado como “estrictamente confidencial” en el que el CEO de la firma italiana, Valeriano Bedeschi, le explica a Gobernación la actualización del programa espía conocido como Da Vinci.

En dicho oficio, fechado en abril del 2012, Bedeschi subraya a Gobernación que Hacking Team está feliz con su relación de negocios y le detalla algunos de las mejores del software que ya tenía contratado, además de un descuento de más de medio millón de pesos en la actualización de la suscripción.

Entre las mejoras mencionadas se encuentra un módulo de nombre “Inteligence” con herramientas diseñadas específicamente para la intervención de redes sociales.

En otro documento distinto firmado por el director de la compañía, el Hacking Team se compromete con Gobernación a no revelar los datos de seguridad nacional o de inteligencia que obtengan sus dispositivos.

Cabe señalar que los datos sustraídos a la empresa Hacking Team han arrojado hasta ahora siete facturas que Gobernación emitió entre el 2010 y el 2015 para el pago de los productos que le vendió la firma italiana y que son utilizados por el Centro de Investigación y Seguridad Nacional (CISEN). El monto total de dichos pagos supera los 24 millones de pesos.

El trato preferencial a la dependencia que actualmente encabeza Miguel Ángel Osorio Chong no es de extrañar. De las 35 naciones en el historial de clientes de la firma italiana México es el país que ha facturado la mayor cantidad de dinero, y de la cartera de 16 compradores mexicanos el que más ha pagado es la Secretaría de Gobernación.

Por otro lado, Animal Político también ubicó entre los documentos filtrados de Hacking Team una relación de clientes en formato Excel en donde se revela no solo para cual institución o dependencia está destinado el software vendido sino el intermediario o socio en la operación financiera en cada una de las cuentas.

En el caso de México, fueron cinco empresas las que aparecen como compradores de los equipos y paquetes transferidos a varios gobiernos estatales así como a Pemex, a Policía Federal y a Marina. Solo Gobernación y el Cuerpo de Seguridad Auxiliar del estado de México compraron directamente los productos de la firma italiana.

El contrato

El archivo en formato PDF de nombre “Contratto Messico 10-04-12” sustraído de los servidores del Hacking Team dentro de un paquete de casi 400 gigas de información, pone en evidencia alguna de las características de los programas y equipos que se ofrecieron a Gobernación, además del trato preferencial dado a dicha dependencia.

En el documento Valeriano Bedeschi informa del lanzamiento de la nueva versión del llamado “Remote Control System” nombre clave Da Vinci o V8. Cómo se ha publicado, se trata de un paquete de herramientas digitales que son capaces de intervenir computadoras, teléfonos, entre otros dispositivos, con la finalidad de sustraer información de varios programas como Whatsapp o Skype.

El directivo refiere a Gobernación que debido a que es un cliente con un contrato de mantenimiento activo se actualizarían de forma gratuita varias de estas funciones. Además, explica que el software modernizado permite entre otras cosas atacar “un gran número de objetivos simultáneos”.

“Con Da Vinci se ha introducido una nueva arquitectura interna y una nueva base de datos lo que permite aumentar la escalabilidad del sistema, usted será capaz de manejar un gran número de target (objetivos) simultáneos” dice el documento.

Bedeschi explica la introducción del nuevo paquete “Inteligence” con dos módulos, uno de ellos llamado “Social Network” (redes sociales) que funciona para “capturar contactos de Facebook, Gmail, Twitter etc”..

El otro módulo denominado “Módulo de Correlación” permite identificar y establecer vínculos entre los objetivos que se estén interviniendo.

Posteriormente, en la página 3 del documento, se incluye una Propuesta Comercial de mejora del “Remote Control System” en el que se desglosan distintas herramientas nuevas, entre ellas una para intervenir teléfonos Iphone. El costo total del paquete de renovación ascendía a seis millones 446 mil pesos aproximadamente o 381 mil euros (de acuerdo con el tipo de cambio del 2012 señalado por la Secretaría de Economía).

Pero, más adelante la empresa explica: “Teniendo en cuenta la fuerte relación de negocios entre Hacking Team y Secretaría de Gobernación estamos más que felices de aplicar las siguientes condiciones”

Y la primera de esas “condiciones” es un “descuento especial” de 34 mil euros que equivalen a 575 mil pesos reducción de la tarifa total.

Además Hacking Team promete a la Secretaría de Gobernación una capacitación sobre las nuevas características del software Da Vinci dedicada al personal, así como el traslado a la Ciudad de México de uno de sus especialistas “durante 2 o 3 días” para la asesoría sobre la utilización del software de intrusión.

Incluso se ofrece entregar sin ningún tipo de costo el módulo destinado a la identificación de vínculos entre los objetivos pro un periodo gratuito de un mes.

“Confidencialidad” y pagos

Animal Político ubicó entre los documentos filtrados por lo menos cinco oficios correspondientes al 2011, enviados por Hacking Team a la Secretaría de Gobernación, en donde se abordan algunos detalles relacionados con la contratación de los programas que ofrece la firma italiana.

El documento que llama más la atención porque evidencia el tipo de información a la que Hacking Team pudo tener acceso, es un oficio en el que Valeriano Bedeschi acepta una cláusula de confidencialidad contemplada en los artículos 53 y 54 de la Ley de Seguridad Nacional de nuestro país.

“Con base en ello me comprometo a guardar el secreto y confidencialidad previstas en las disposiciones jurídicas de la materia, y me obligo a abstenerme a divulgar por ninguna vía y en ningún medio de información pública y privada (…) la información a la que pueda tener acceso, en especial la relacionada con datos personales, normas, productos, fuentes o información de Seguridad nacional” señala Bedeschi.

El vínculo de negocios entre Gobernación y la empresa de ciber espionaje italiana se ha mantenido y consolidado en los últimos cinco años, y que abarca tanto el sexenio de Felipe Calderón como el de Enrique Peña Nieto.

La Red en Defensa de los Derechos Digitales (R3D), que realiza por su cuenta un análisis pormenorizado de la información que se ha revelado, identificó entre la información siete facturas de pagos hechos por Gobernación a Hacking Team en los últimos cinco años.

Aunque el secretario de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong negó que el gobierno actual esté operando el equipo de espionaje, dos facturas evidencian lo contrario. Una está fechada el 11 de marzo del 2014 y otra el 24 de abril de 2015. Cada una fue por un monto de tres millones y medio de pesos (205 mil euros).

De acuerdo con las facturas reveladas los pagos se hicieron vía transferencias electrónicas a dos cuentas de Hacking Team, una de ellas en el banco italiano Intensa Sao Paolo y otra de ellas en el banco alemán Deutsche Bank.

Cinco intermediarios

De la revisión hecha a otros documentos Animal Político pudo ubicar un archivo en formato Excel en donde Hacking Team incluye una relación de sus clientes a nivel mundial y el intermediario o socio de cada uno de ellos en la contratación de los servicios.

El análisis de esa base de datos evidencia que solamente la Secretaría de Gobernación y el Cuerpo de seguridad Auxiliar del estado de México contrataron directamente los productos de la empresa italiana de ciber espionaje. Todos los demás clientes en México utilizaron cinco empresas para triangular la operación.

La más requerida fue la compañía SYM SERVICIOS INTEGRALES a través de la cual los gobiernos de Puebla, Campeche, Jalisco y Tamaulipas así como Petróleos Mexicanos adquirieron los programas de espionaje.

De acuerdo con el portal Find The Company, esta empresa es una compañía de “coches blindados y detectives privados” y no cuenta con más de diez empleados. Su domicilio fiscal está en el Distrito Federal. Animal Político publicó que SYM cuenta con contratos firmados con Jalisco pro conceptos como chalecos antibalas o cámars de seguridad.

Otra compañía intermediaria es DTXT o Dynamic Trading Exchange Technologies Corporativo México, S. de R.L que adquirió los programas para la procuraduría del estado de México y la Policía Federal. Esta empresa contratista ya estuvo envuelta en polémica pro un contrato con Pemex para la venta del software “Eyenet” que la Auditoría Superior de la Federación consideró innecesario.

La empresa de nombre ELITE BY CARGA hizo los negocios con Hacking Team para el software Da Vinci destinado a Baja California, Durango y Yucatán.   Se trata de otra compañía de seguridad privada. Cabe señalar que Yucatán rechazó que tenga nexos con Elite pese los datos revelados.

Las otras dos compañías intermediarias son TEVA que fungió como intermediaria del gobierno de Querétaro y KBH que aparece como socio de la Secretaría de Marina.

Exhiben espionaje ilegal de Jalisco

La Red en Defensa de los Derechos Digitales publicó ayer una serie de documentos en los que confirma que Jalisco, a través de la empresa SYM SERVICIOS INTEGRALES, adquirió programas de la firma italiana pese a que oficialmente el gobierno de dicho estado había desmentido esta situación.

Entre lo exhibido están tres facturas de pago a Hacking Team a través de la referida compañía intermediaria. El documento clave es un certificado de entrega del software que incluye un sello de “Coordinación General de Asuntos Sociales” pertenecientes a la Secretaría General de Gobierno de Jalisco.

Esta situación además evidencia que en efecto, hay empresas que fungen como intermediarias para la adquisición de los programas y equipos espía.

Animal Político había publicado que Jalisco era el tercer cliente de mayor envergadura con Hacking Team con pagos hechos o comprometidos por más de 13 millones de pesos, solo detrás de la Secretaría de Gobernación y el estado de México.

La Red en Defensa de los Derechos Digitales advirtió que la Secretaría General de Gobierno de Jalisco no es una instancia que legalmente esté facultada para realizar intervención de comunicaciones privadas, porque esta operación es “categóricamente ilegal”.

“R3D exige una explicación de parte de las autoridades del Gobierno de Jalisco, así como el inicio de investigaciones para la imposición de sanciones administrativas y penales a los funcionarios del Gobierno de Jalisco que hayan participado en la adquisición y operación ilegal de herramientas de espionaje” dijo la organización en un comunicado.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

La olvidada historia del "presidente fugaz" de México, que duró tan solo 45 minutos en el cargo

La presidencia más breve de la historia es la de un político mexicano de inicios del siglo XX que fue instrumento de un golpe de Estado sin que se diera cuenta.
19 de febrero, 2022
Comparte

No habían pasado ni 60 minutos, cuando la presidencia de Pedro Lascurain Paredes ya era historia.

El político mexicano asumió como presidente de México en 1913, y a los tres cuartos de hora presentó su renuncia al Congreso.

Se trata del periodo presidencial más breve de la historia. Incluso está registrado así en el Libro Guinness de los Récords.

Durante décadas, la figura de Lascurain ha cargado con la sospecha de haber estado al servicio de un golpe de Estado, así como con el mote de “presidente fugaz”.

Pero investigaciones sobre lo ocurrido en febrero de 1913 muestran cómo un político con notable educación, pero con poca experiencia política, fue víctima de los imprevisibles conflictos de la Revolución Mexicana (1910-1920).

“Es conocido en la historia por sus 45 minutos en el poder, el presidente más breve que existe. Sin embargo, nadie mira su actuación como canciller”, le dice a BBC Mundo la historiadora Graziella Altamirano.

“Tuvo un papel muy importante en ese momento tan difícil en las relaciones con Estados Unidos, con uno de los peores embajadores estadounidenses que ha tenido México en su historia: Henry Lane Wilson“, añade la investigadora, una de las pocas personas que ha tenido acceso al archivo personal de Lascurain.

Pedro Lascurain Paredes

INAH
Lascurain Paredes se mantuvo en la presidencia de México durante 45 minutos.

El cómo llegó a ocupar durante 45 minutos la presidencia de México arroja luz sobre la sombra de traición que siempre persiguió a Lascurain.

“Es un estigma que no se va a poder quitar y después de ese episodio va a pasar muchísimos años tratando de explicar lo que ocurrió y también justificándose, porque todo mundo le dice que fue un traidor”, señala la historiadora Guadalupe Villa, otra investigadora que ha indagado en la historia del “presidente fugaz”.

La Decena Trágica

El brevísimo paso de Pedro Lascurain por la presidencia de México se dio en medio de los frenéticos 10 días -del 9 al 19 de febrero de 1913- en los que se dio un golpe de Estado contra el presidente Francisco I. Madero.

El suceso se conoce como la Decena Trágica.

Aquel año, Madero enfrentó una sublevación de militares contra su gobierno, el primero electo democráticamente tras 30 años del régimen militar del general Porfirio Díaz.

En medio del conflicto, el embajador de EE.UU. en México, Henry L. Wilson -conocido por su intenso intervencionismo político y su rechazo a Madero- realizó una serie de demandas para la protección de los ciudadanos estadounidenses y sus negocios en México.

Francisco I. Madero

Getty Images
El presidente Francisco I. Madero fue el primer mandatario mexicano electo en votaciones libres en el siglo XX.

Lascurain, como secretario de Relaciones Exteriores, tuvo que enfrentar esas presiones de Wilson, quien incluso pidió abiertamente la renuncia del presidente y amenazó con gestionar en Washington una intervención militar de EE.UU.

“Su papel como canciller fue lo más importante, porque fue en la época de las amenazas, la época de las peores notas que haya recibido en México en su historia en cuanto a amenazas de intervención”, explica Altamirano.

“Incluso en varias ocasiones hubo apostados varios barcos, tanto en el Pacífico como en el Golfo, para prevenir todo lo que estaba sucediendo y lo que exigía Estados Unidos en ese momento”, añade.

México había perdido ante el país vecino más de la mitad de su territorio unas décadas atrás, por lo que las amenazas estadounidenses se tomaban muy en serio.

 

“Cuando se viene la sublevación de febrero es cuando empiezan todas las amenazas de Wilson y todos los demás embajadores que estaban en México para obtener la renuncia del presidente como única manera de salvar la situación”, explica Altamirano.

Sin tener la autorización de Washington, el embajador Wilson hacía saber a sus colegas embajadores de la existencia de tropas listas en la frontera con México.

“En todas las conversaciones decían los embajadores: ‘Es que es un peligro, viene la invasión si no renuncia el presidente. Hay que hacer que renuncie el presidente, va a venir una invasión'”, cuenta Altamirano.

Sus famosos 45 minutos de presidencia

El general Victoriano Huerta, a quien Madero encargó el control de la sublevación, no era un aliado de su presidente.

Como luego se supo, confabuló junto al general Félix Díaz (sobrino del expresidente Porfirio Díaz) y el embajador Wilson para derrocar a Madero y tomar el poder “temporalmente”.

Lo llamaron el “Pacto de la Embajada”.

El embajador Henry L. Wilson

Getty Images
El embajador Henry L. Wilson fue artífice del “Pacto de la Embajada”.

Para lograr sus fines, Lascurain fue un “instrumento” sin que él lo supiera.

Y es que el 18 de febrero de 1913, en medio de los choques entre leales y sublevados, Madero y su vicepresidente, José María Pino Suárez, fueron aprehendidos por las fuerzas de Huerta.

Convencido de que tenía todo en contra y su caída era inminente, al día siguiente el presidente redactó su carta de renuncia y la entregó al canciller Lascurain para llevarla al Congreso.

A cambio pedían un salvoconducto para salir del país.

“La vida de Madero ya estaba comprometida, igual que la de Pino Suárez. Desde un principio estuvieron sentenciados a muerte, por más que hubiera habido promesas de Victoriano Huerta”, señala Villa.

Lascurain se dirigió al Congreso con la carta de renuncia de Madero y tras entregarla, como la Constitución indicaba entonces, a él le correspondió asumir el gobierno.

Así fue que Lascurain se convirtió en presidente.

El general Victoriano Huerta

Getty Images
El general Victoriano Huerta se hizo con el poder mediante un plan que luego sería calificado de golpe de Estado.

Confiando en el acuerdo con Huerta, Lascurain designó al general sublevado como secretario de Gobernación (el siguiente funcionario en la línea de “sucesión”) y entregó su carta de renuncia en cuestión de 45 minutos.

Huerta, en consecuencia, era el nuevo presidente.

Nunca hubo salvoconducto ni garantías para el exilio de Madero y sus acompañantes.

Él y Pino Suárez fueron asesinados el 22 de febrero a las afueras de la cárcel de Lecumberri, en una escena disfrazada de intento de fuga.

Lascurain fue tildado de traidor a Madero y a la causa reformista.

“Es algo muy controvertido y hay muchos juicios encontrados. Hay quienes dicen que fue ingenuo, que el mismo embajador se aprovechó de él y de su buena fe. Que fue un instrumento de Huerta”, explica Altamirano.

¿Un traidor?

Lascurain fue consciente de la situación en la que estaba desde el mismo momento en que redactó su carta de renuncia, en la que señalaba que, de actuar de otra manera, “hubiera cooperado a futuras desgracias“.

“Los acontecimientos a los que asistimos me han colocado en el caso de facilitar los medios para que dentro de la ley se resuelva una situación que de otro modo acabaría con la existencia nacional”, decía al referirse a la amenaza de invasión estadounidense.

El general Victoriano Huerta y su gabinete

Getty Images
Lascuráin no formó parte del gobierno de Huerta, que se mantuvo en el poder poco más de un año hasta que fue derrocado.

Pero la documentación a la que Altamirano ha tenido acceso indica cómo el breve presidente de México se sabía caído en la desgracia.

“Llega Lascurain a su casa desesperado, desengañado, y escribe una carta de su puño y letra, yo la vi, diciendo ‘fui completamente engañado, yo que de buena fe quise tratar de salvar al presidente y al vicepresidente, me engañaron totalmente‘”, explica Altamirano.

“Hay quien dice que no debió renunciar. Pero estaba la Cámara rodeada de militares. Estaba él amenazado. Estaban ya los diputados con la pluma en la mano para recibir la renuncia y su acta para asumir de presidente y después renunciar. Ya estaba todo armado”, continúa.

Guadalupe Villa cree que es necesario analizar qué ocurrió en ese momento para entender que “nada dependía de un solo hombre”.

“Es un gran complot. Y de verdad que la intervención de Henry L. Wilson es verdaderamente abominable”, señala la historiadora.

Revolucionarios con Pancho Villa

Getty Images
La Decena Trágica fue uno de los episodios de la Revolución Mexicana que al final sentaría las bases del México de hoy.

Luego de autoexiliarse en el extranjero, Lascurain volvió a México y pasó muchos de sus años intentando limpiar su nombre.

“Va a tener que estar escribiendo constantemente justificaciones, porque hay mucha gente que lo tacha de traidor”, explica Villa.

“Tal vez fue un poco ingenuo, porque creyó en lo que le dijeron otros. Para ser político se necesita ser muy colmillo. Y él no lo tenía“.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=UoFBS1ABim4

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.