close
Suscríbete a nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro
Gobierno federal sacó a líderes de cárteles de los más buscados
Para el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto dejaron de ser prioridad 10 de los delincuentes mas buscados durante las administraciones de Vicente Fox y Felipe Calderón.
Cuartoscuro
Por Omar Sánchez de Tagle
13 de agosto, 2015
Comparte
Tanhuato, Michoacán. Foto: Cuartoscuro

Tanhuato, Michoacán. Foto: Cuartoscuro

Para el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto dejaron de ser prioridad 10 de los delincuentes más buscados durante las administraciones de Vicente Fox y Felipe Calderón.

Y es que dentro de la lista de los 122 objetivos prioritarios a capturar por la presente administración federal, se dejaron fuera a personajes como Juan José Ezparragoza Moreno el Azul, líder del Cártel del Pacífico; Juan Pablo Ledezma, líder del Cártel de Juárez; Ignacio Rentería Andrade, líder de los Caballeros Templarios y a Juan Pablo Guijarrillo Fragozam actual líder de la célula delictiva conocida como La Línea, entre otros.

Cuatro de los que sí son prioridad para capturar y que se encuentran en la lista de los 30 objetivos son: Joaquín Guzmán Loera y Mario Ismael Zambada García líderes del Cártel del Pacífico; Nemesio Oseguera Cervantes el Mencho y Francisco Javier Hernandez García el Panchito, miembro de la organización de los Beltrán Leyva y Los Zetas.

Tras varios meses de solicitar la lista de los objetivos prioritarios, la Procuraduría General de la República (PGR) entregó vía transparencia y por fallo del Instituto Nacional de Transparencia la lista de los 30 objetivos que faltan por capturar.

Pero la PGR decidió que sólo cuatro nombres debían ser públicos y 26 debían seguir bajo reserva, pese a que el INAI ordeno dar a conocer el nombre de todo los objetivos con nombre y apellido.

La lista entregada si detalla el nombre de la organización a la que pertenecen cada uno de los objetivos que faltan por detener.

En la resolución que ordenaba a la PGR hacer público los 30 nombres, los comisionados exponen que la Procuraduría no ha acreditado el porqué revelar el nombre de los 32 objetivos podría afectar las actividades de inteligencia criminal, “cuando el propio sujeto obligado (PGR,SEGOB) ha hecho pública información de ese tipo.

En el fallo del INAI expuso que la PGR debía dar a conocer a los 30 objetivos restantes debido “a que era necesario que la sociedad cuente con la información clara, veraz, completa y oportuna dentro del marco de la ley de transparencia que le permita a la ciudadania evaluar los resultados de la seguridad del gobierno federal”.

En esta ocasión y al entregar la lista la PGR detalló que los nombres no los podía dar a conocer debido a que son personas incluidas en averiguaciones previas y que por ley “independientemente de su contenido o naturaleza y los objetos, registros de voz, imágenes o cosas que le estén relacionados, son estrictamente reservados”.

La PGR además expuso que la lista debe seguir siendo clasificada en su mayor parte debido a que su difusión consiste un daño probable al ser “un insumo para la actividad de inteligencia para la investigación de los delitos que conforme al sector de Seguridad Nacional en sus diferentes instancias, así como a nivel internacional, por lo que su difusión atentaría contra dicha labor”.

Otro factor para no revelar la totalidad de nombres es que se generaría un daño específico pues “se generaría una amenaza directa respecto de los objetivos restantes, pues dar a conocer los datos con los que se cuenta en el listado referido, haría identificable a su persona y, por su puesto, se pondría en riesgo su seguridad en integridad física respecto de sus grupos rivales”.

Los personajes que ya no son prioritarios

De acuerdo con la respuesta de transparencia, el criterio que se tomó para hacer público cuatro de los nombres de los objetivos prioritarios es que estos ya cuentan con recompensas y por tanto sus nombres se han hecho públicos.

Destaca que dentro de los 30 objetivos prioritarios a capturar 13 son del cártel del Pacífico, cinco de la organización de los Beltrán Leyva; tres del cártel del Poniente; dos de Los Zetas; dos de La Familia; dos del Cártel Jalisco Nueva Generación; dos del Cártel de Juárez y uno del Cártel del Golfo.

Al consultar la respuesta con funcionarios de la PGR se explicó a Animal Político que ninguno de los 26 nombres reservados se encuentra en la base de recompensas, “son nombres nuevos que no se han hecho públicos, muchos de ellos ni siquiera saben que se les investiga y van desde sicarios hasta operadores financieros” revelaron las fuentes consultadas.

Los mismos funcionarios confirmaron que 10 de los objetivos de las anteriores administraciones no forman parte de la lista los 30 objetivos prioritarios que el gobierno de Peña Nieto quiere detener, pero detallaron que por ellos recompensas.

Los presuntos delincuentes que no son prioridad y que no están en la lista de los 30 objetivos:

Juan José Ezparragoza Moreno “El Azul “, considerado uno de los líderes del Cártel del Pacífico

Pablo Ledezma, considerado Líder del Cártel de Juárez

Juan Pablo Guijarrillo Fragoza,  actual líder de la célula delictiva conocida como La Linea

Ignacio Renteria Andrade, líder de Los Caballeros Templarios

Maxiley Barahona Nadales, lugarteniente  de Los Zetas

Oscar Morales Alvarado, miembro de la banda de secuestradores conocida como La Flor 

Jose Martin Jimenez Martinez, miembro de la banda de secuestradores conocida como La Flor

Raul Jaime Santamaria Mendez, miembro de la banda de secuestradores conocida como La Flor

Mario alberto Bayardo, líder de la banda de Los Bayardo

Saul Romero, miembro de la banda de Los Bayardo

¡Gracias por leer! Ayúdanos a seguir con nuestro trabajo. ¿Cómo? Ahora puedes suscribirte a Animal Político en Facebook. Con tu donativo mensual recibirás contenido especial. Entérate cómo suscribirte aquí. Consulta nuestra lista de preguntas frecuentes aquí.
EPA
Qué es "la luna de gusano", la superluna que no se veía desde hace casi 40 años
Llega la primavera al hemisferio norte y este año viene acompañada de una superluna llena, la tercera y última del año.
EPA
20 de marzo, 2019
Comparte

La primavera llega este miércoles al hemisferio norte del planeta con una luminosa compañera: la tercera y última superluna llena del año.

La llamada “luna de gusano” ya se puede apreciar desde algunos lugares de la Tierra, pero el momento de mayor visibilidad se dará poco después del inicio oficial de la primavera en el hemisferio norte y del otoño en el hemisferio sur, que se produce este miércoles a las 21:58 GMT.

Lo llamativo de esta superluna es precisamente la coincidencia con el equinoccio de primavera y de otoño (en el sur), algo que no sucedía desde hace casi 40 años, en 1981.

Luna… ¿de gusano?

El viejo almanaque de los campesinos nativos de Norteamérica empezó a poner nombres a las lunas llenas en la década de 1930.

Algunos escritores vinculan dichos nombres a los meses de nuestro calendario moderno, pero también es posible que estén asociados a las estaciones del año.

“Luna de gusano” se refiere a la primera luna llena de marzo en referencia al deshielo primaveral en el hemisferio norte que libera gusanos en el terreno.

Pero también tiene otros nombres, como “luna de cuervo” (los graznidos de los cuervos indican el final del invierno) o “luna de savia o de azúcar” (para marcar el inicio de la temporada de jarabe de arce).

Celebración de la llegada de la primavera en India

EPA
La luna llena y la llegada de la primavera se celebran en Bhopal, India, de una forma especial, con el festival Holi.

Además, los nombres específicos para la luna llena suelen recibir calificativos adicionales cuando coinciden con otros eventos lunares.

En enero, por ejemplo, hubo una “superluna de sangre de lobo” y en febrero tuvimos una “superluna de nieve”.

“Lobo” y “nieve” son los nombres para las primeras lunas llenas de enero y febrero, respectivamente.

Otros nombres incluyen “fresa” para junio, “esturión” para agosto y “fría” para diciembre.

Cuando en un mismo mes hay una segunda luna llena se la conoce como luna azul.

Qué es una “superluna”

Cuando observamos la Luna, su tamaño parece fluctuar levemente en el cielo nocturno porque orbita la Tierra en una trayectoria elíptica.

Así, parece ligeramente más grande cuando está en el punto más cercano a nuestro planeta en su órbita, lo que se conoce como perigeo, según explica la NASA (Agencia Espacial de Estados Unidos).

Los astrónomos usan los términos “superluna” o “de perigeo” cuando la Luna está llena y en su punto más cercano a la Tierra.

La NASA dice que una superluna se ve un 14% más grande y un 30% más brillante que una luna llena normal, aunque la diferencia es difícil de distinguir a simple vista.

La de este miércoles es la tercera y última superluna de 2019. No será una luna de sangre, como las dos anteriores de este año, porque no coincide con un eclipse lunar.

Tampoco será la más brillante puesto que la de febrero fue la más cercana a la Tierra y pudo verse en todo su esplendor durante seis horas, según explicó la NASA.

Los astrónomos esperan otras tres superlunas (no llenas) este año: el 1 y el 30 de agosto y el 28 de septiembre. Nuestro satélite estará entonces en su punto más cercano a la Tierra, pero no será visible porque no reflejará la luz solar.

La siguiente superluna llena será en marzo de 2020.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

¡Gracias por leer! Ayúdanos a seguir con nuestro trabajo. ¿Cómo? Ahora puedes suscribirte a Animal Político en Facebook. Con tu donativo mensual recibirás contenido especial. Entérate cómo suscribirte aquí. Consulta nuestra lista de preguntas frecuentes aquí.