Caso Tlatlaya: testigos narran que hubo 5 sobrevivientes, pero 2 fueron ejecutados
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AP Archivo

Caso Tlatlaya: testigos narran que hubo 5 sobrevivientes, pero 2 fueron ejecutados

Los dos jóvenes pertenecían a otro grupo criminal y estaban secuestrados por los presuntos delincuentes.
AP Archivo
Por Omar Sánchez de Tagle
12 de octubre, 2015
Comparte
Militares patrullan calles del municipio de Tlatlaya, en el Estado de México. // Foto: Archivo AP.

Militares patrullan calles del municipio de Tlatlaya, en el Estado de México. // Foto: Archivo AP.

Al menos dos de los 22 muertos en Tlatlaya, luego de un supuesto enfrentamiento con militares la madrugada del 30 de junio de 2014, estaban amarrados y con vida y aún así fueron presuntamente ejecutados por soldados, según narraron dos de las sobrevivientes.

De acuerdo con estas declaraciones, que constan en el expediente del caso al que Animal Político tuvo acceso, los dos jóvenes pertenecían a otro grupo criminal y estaban secuestrados por los presuntos delincuentes.

Los jóvenes se encontraban a un lado de dos de las sobrevivientes, pero al llegar el Ejército al interior de la bodega sólo lograron dar sus datos, observar el reconocimiento de los militares del lugar y minutos después “aparecieron muertos”, detallan las declaraciones de Cinthya y Patricia., que mencionan la participación de 3 militares en estos hechos, dato en el que se basó el juez para liberar al resto de los involucrados.

Estas dos mujeres son dos de las tres sobrevivientes y estuvieron varios meses presas en el penal de Nayarit, aunque ahora son reconocidas como víctimas de los hechos ocurridos en Tlatlaya.

Animal Político tuvo acceso a la resolución del juez decimocuarto de distrito, que decretó el auto de libertad a cuatro de los ocho militares acusados por la Procuraduría General de la República de ejecutar a ocho presuntos delincuentes.

En la declaración de Cinthya, hecha a la PGR el primero de octubre del 2014, cuando incluso aún se encontraba presa en el penal de Nayarit, ella narró que se encontraba amarrada junto a otras tres personas.

Recuerdo que ese día ya entrada la madrugada, yo estaba amarrada junto con tres personas, dos chavos y una chava llamada Patricia. Yo estaba dormida cuando me despiertan unos balazos, entonces me senté y fue cuando escuché que decían de afuera de la bodega ‘ríndanse hijos de su puta madre, Ejército Mexicano’, y las personas que estaban dentro de la bodega gritaron ‘nos cayeron los contras’, pero otro dijo que no eran los contras, que eran los militares”.

Tras el primer enfrentamiento, Cinthya detalla que tres militares ingresaron a la bodega y que uno de ellos alumbró a las personas que estaban amarradas, colocándolas en varios ladrillos. A las dos mujeres y a los dos jóvenes, dos de los tres militares los interrogaron y tomaron sus datos. Segundos después –según la versión de Cinthya– de una camioneta blanca sale corriendo y gritando la llamada testigo Julia a quién hoy se conoce como Clara.

Al entrar los tres militares vi que una señora salió de un carro color blanco, gritando “mi hija”, “mi hija” y un  militar le dijo que se calmara y la sentó en un ladrillo junto a nosotros, entonces escucho que un militar le pregunta que en dónde está su hija, a lo que la señora responde que estaba hacia allá, refiriéndose al lado derecho de la bodega, entonces camina junto un militar hacia aquella dirección, entonces escucho que la señora grita ‘ay, mi hija está muerta’”.

Tras reconocer a su hija, los militares regresan a la testigo Julia con las dos mujeres y los dos jóvenes que originalmente estaban amarrados, y escuchan una segunda ráfaga de disparos, incluso a distancia escuchan como uno de los militares grita “este ni porque tiene la mano desmadrada se dio por vencido, agregando todo el que se mueva dispárenle, fue cuando escuché un disparo y desde donde yo estaba me incliné para ver al soldado y fue cuando vi que le disparó unos muchachos que estaban heridos al fondo de la bodega del lado derecho”, describe Cinthya.

Cinthya y Patricia coinciden en sus declaraciones que al terminar el segundo evento de disparos los militares trasladan a los cinco sobrevivientes a un cuarto que se encontraba del lado derecho de la bodega de Tlatlaya, momento en el que se percatan que varias de las personas que estaban en el lugar ya se estaban muertas.

Cinthya y Patricia explican que ya en el cuarto los militares las empiezan a interrogar y tras concluir deciden separar a los dos jóvenes que estaban amarrados con ellas.

Cuando nos meten al cuarto nos empiezan a interrogar y en ese momento un militar le dice a los dos chavos que estaban amarrados junto conmigo que fueran con él para tomarles unas fotos y los lleva a la vuelta del cuarto y escucho unos disparos, después regresó el soldado pero ya sin los dos chavos”, detalla Cinthya.

Al regreso de los soldados a la habitación donde se encontraban Cinthya les confiesa que ella fue violada y la llevan a recorrer la bodega para que reconociera a su agresor, y justo en el trayecto en el que estaba reconociendo a los muertos, vio que los jóvenes que estaban junto a ella amarrados ya estaban muertos de varios impactos de bala.

En su declaración, Patricia –la otra sobreviviente– confiesa que no recuerda el apodo de los muchachos que estaban amarrados junto con ella, pero destaca que los soldados les toman sus datos personales, los desamarran y se los llevan a otra parte de la bodega.

“Estábamos ahí, en ese momento dos militares llevan a los dos chavos hacia atrás del cuarto con el pretexto de tomarles la foto correspondiente, según ellos, y escuché disparos, regresó un militar pero sin las dos personas que se había llevado”.

Después de ello aclara que los militares les tomaron fotos a ella y a las otras dos mujeres que estaban en el lugar, y al momento de trasladarlas a la agencia del Ministerio Público del Estado de México se percató que esos jóvenes se encontraban muertos.

 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Qué es la 'regla del silencio incómodo' que utilizan famosos emprendedores como Tim Cook o Jeff Bezos

Si alguna vez te has arrepentido de hablar sin pensar, te contamos cómo funciona una singular regla que algunos de los que manejan las mayores empresas del mundo han aplicado en su ambiente laboral y frente al público.
30 de septiembre, 2020
Comparte

Cuando nos apresuramos en dar una respuesta, las cosas pueden salir mal, y por eso no sería extraño que más de una vez te hayas arrepentido de hablar sin haber pensado lo que ibas a decir.

Hay una estrategia que conocidos emprendedores como Tim Cook, director ejecutivo de Apple, y Jeff Bezos, fundador de Amazon, han puesto en práctica, precisamente para concentrar toda su atención en sus palabras.

Se trata de la “regla del silencio incómodo”, un concepto desarrollado por Justin Bariso, consultor y autor del bestseller “EQ Aplicado, Guía para la Inteligencia Emocional en el Mundo Real”.

Consiste en que cuando te enfrentas a una pregunta desafiante, en vez de responder de inmediato, haces una pausa y piensas profundamente cómo quieres responder.

¿Por qué es incómodo?, porque la pausa puede ser de 10 segundos, 20, o incluso más tiempo, haciendo que el interlocutor se sienta desconcertado, si no está acostumbrado a este tipo de interacciones.

En diálogo con BBC Mundo, Bariso cuenta que Tim Cook es conocido por hacer largas pausas que, en el contexto de un diálogo, se pueden volver muy incómodas.

También lo hace Jeff Bezos, aunque su estilo -agrega Bariso- sigue una manera metódica: al principio de las reuniones se toma un tiempo largo para leer informes en silencio antes de iniciar el diálogo.

Mentes inteligentes como Tim Cook o Jeff Bezos acogen la regla del silencio incómodo”, dice Bariso.

Jeff Bezos

Getty Images
Jeff Bezos, fundador de Amazon, también utiliza largos intervalos de silencio al inicio de las reuniones, explica Justin Bariso.

“Esta regla siempre ha sido una herramienta valiosa de la inteligencia emocional, porque te permite equilibrar el pensamiento y la emoción, en vez de reaccionar basado solo en los sentimientos”.

El silencio de Steve Jobs

Tim Cook y Jeff Bezos no son los únicos directores de empresas que han utlizado la regla del silencio incómodo.

En una ocasión, Steve Jobs se tomó cerca de 20 segundos en contestar un ataque personal, entregando una respuesta contundente.

Era 1997 cuando Jobs -que recién había regresado a Apple- participaba en una conferencia con desarrolladores.

Una persona del público lo atacó diciéndole, “no sabes de lo que estás hablando“.

Lo primero que hace Jobs es quedarse sentado en silencio. Y pensar.

Steve Jobs

Getty Images
En 1997 Steve Jobs, respondió a un ataque en público utilizando la regla del silencio incómodo.

En un tiempo que seguramente parecía una eternidad para la audiencia en el contexto del ataque y la esperada respuesta, Jobs tomó un poco de agua y cerca de 10 segundos, comenzó a responder.

“Tú sabes”, le contesta. “Puedes agradar a algunas personas en algunas ocasiones, pero…”, Jobs vuelve a hacer una pausa como de ocho segundos.

Luego continúa con su respuesta. “Una de las cosas más difíciles cuando estás tratando de lograr un cambio es que, personas como este caballero tienen razón… en algunas áreas”.

Ese es el inicio de una larga respuesta que dejó al público deslumbrado. Pero más allá de las habilidades de Job para responder al ataque y plantear su visión a largo plazo, una de las cosas que destaca Bariso es la duración y efectividad de esa técnica discursiva.

8 beneficios

La inteligencia emocional, agrega, se refiere a la capacidad de entender y manejar las emociones.

Cuando estamos bajo presión, hablamos y actuamos de una manera diferente a cuando tenemos tiempo de analizar las cosas.

“Yo tiendo a hablar demasiado rápido y me he metido en problemas por eso“, cuenta el autor.

Imagen de un reloj

Getty Images
El silencio incómodo suele extenderse por un período de tiempo de entre 10 y 20 segundos.

Esa fue una de las razones por las que Bariso decidió entrar al campo de la inteligencia emocional.

Y cuando practicas la regla del silencio incómodo por un tiempo suficiente, agrega, dejarás de sentirte incómodo.

Estos son algunos de los beneficios que puede proveer la práctica regular de esta regla, según Bariso:

  • Silenciar el mundo exterior
  • Ejercitar tu pensamiento
  • Llegar a la raíz de los problemas con mayor efectividad
  • Dar respuestas mejor pensadas, más profundas
  • Equilibrar tus emociones
  • Estar en armonía con tus valores y principios
  • Decir lo que realmente quieres decir
  • Aumentar tu confianza

Una de las dudas que genera esta regla es si efectivamente cualquier persona puede implementarla.

No solamente por la capacidad personal de ponerla en práctica, sino porque en contextos formales puede generar un rechazo por parte de las demás personas.

Es decir, no todos somos Cook, Bezos o Jobs. Y lo que en algunas personas puede parecer muy interesante, en otras podría llegar a ser visto como insólito, inadecuado, o completamente fuera de lugar.

“Personas como Cook o Bezos no siempre estuvieron en posiciones de poder”, contesta Bariso.

“Una de las razones por las que llegaron donde están, es porque tenían confianza en sus habilidades”, agrega. “Seguir la regla te ayuda a desarrollar la autoconfianza”.

¿Puede la regla jugar en tu contra?

La regla no es una solución mágica y puede jugar en tu contra cuando enfrentas determinadas circunstancias, como cuando se requiere exactamente lo contrario: una respuesta rápida.

“Siempre habrá escenarios donde tienes que hablar o responder rápidamente”, responde Bariso.

“Pero esos escenarios son menores en número de lo que la gente piensa. La mayor parte del tiempo, tomarse 10 o 30 segundos antes de responder, no te hará mal”.

Y si los segundos de pausa se te hacen demasiado eternos, el autor recomienda resistirse a la tentación de contestar lo primero que se te viene a la cabeza y al menos dejar un pequeño espacio para pensar antes de hablar.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=6hsbyQAQcWw

https://www.youtube.com/watch?v=j5UTs94JcUE&t=17s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.