A tres meses de Nochixtlán, familiares de víctimas piden avances en la investigación y justicia
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

A tres meses de Nochixtlán, familiares de víctimas piden avances en la investigación y justicia

Los familiares y las víctimas aseguran que a tres meses de los hechos en Nochixtlán, sólo han recibido ayuda económica y no hay avances en la investigación.
Cuartoscuro
Por Nayeli Roldán
19 de septiembre, 2016
Comparte

“La justicia no va a venir aquí, será la justicia divina nomás. La única opción es rogarle a Dios”, dice B., madre de uno de los ocho fallecidos el 19 de junio en Nochixtlán, Oaxaca. Tres meses después, aún no tiene la certeza de qué le ocurrió a su hijo, ni quién disparó las balas que le quitaron la vida durante un operativo policiaco.

La PGR atrajo la investigación el 6 de julio pasado, 15 días después del operativo realizado por elementos de la Policía Federal, de la Gendarmería y policías estatales de Oaxaca para retirar un bloqueo en la autopista federal México-Oaxaca, en el que fallecieron ocho personas y una centena resultaron heridos.

Hasta el momento no se ha hecho público ningún dato sobre la investigación, aunque, según el área de comunicación social de la PGR hay avances pero no se comunican hasta que se vincule a proceso judicial a los presuntos implicados.

Los familiares de los fallecidos no tienen noticias sobre las investigaciones. No saben nada sobre la hipótesis que el ex comisionado de Policía Federal, Enrique Galindo, informó horas después del operativo: La supuesta emboscada que los policías habían sufrido en el poblado minutos después de empezar el operativo.

Lee: Sí disparé, me dieron un machetazo: Testimonios de los policías que estuvieron en Nochixtlán

Tampoco saben nada sobre los calibres que mataron a ocho civiles, a pesar de que les fueron practicadas las autopsias a los cuerpos en cuanto llegaron al servicio médico forense, el mismo día del enfrentamiento.

No les han informado si los disparos que mataron o hirieron a los pobladores provinieron de alguna de las armas confiscadas a los policías que participaron en el operativo y que analiza la PGR: 5 armas largas y 6 armas cortas de la policía estatal; 22 armas largas y 32 cortas de la División de Gendarmería y las 15 armas cortas y 9 armas largas de la División Vial de la policía estatal.

El único avance es la distribución de casi 4 millones de pesos para reembolsar  gastos funerarios, médicos y transporte, entre otros, a la familias de los ocho fallecidos y 80 heridos, según informa la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV).

Se trata de la primera fase de apoyo económico hacia las víctimas; la segunda parte del apoyo consiste en cubrir gastos sobre los procesos judiciales y médicos si es que los requirieren. Sin embargo, los montos que las víctimas han recibido no son indemnizaciones, porque las investigaciones continúan.

Más acciones por Nochixtlán

Juana Ramón, presidenta del Comité de víctimas por justicia y verdad 19 de junio, asegura que los apoyos apenas han servido para solventar algunos gastos, pero algunos de los heridos no han podido trabajar.

Un hombre que recibió un impacto de bala en la mejilla es panadero, pero el médico le advirtió que debido a su herida no puede exponerse a altas temperaturas y, por tanto, no podrá ejercer su oficio. En casos como ese, dijo, se requieren más apoyos.

En entrevista con Animal Político, Juana Ramón explica que la última reunión con el subsecretario de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación, Roberto Campa, ocurrió el 31 de agosto y en casi 20 días se ha perdido contacto con el funcionario. “Estamos siendo respetuosos de los tiempos que nos dicen, pero el gobierno no ha cumplido”.

Lee: A dos meses de Nochixtlán: policías estatales dicen que iban a apoyar, no a un enfrentamiento

 Por eso, dice, este 19 de septiembre realizarán una marcha y bloqueo en la autopista federal durante 24 horas para que el gobierno voltee a verlos de nuevo. Buscan que se restablezca el diálogo si no “vamos a ser más drásticos” y bloquearán la autopista de manera permanente, porque “estamos desesperados”, asegura.

El esa última reunión, según Juana Ramón, Campa se comprometió a darle seguimiento a las demandas, sobre todo para quienes no han podido trabajar y la principal petición es la reparación integral del daño y una disculpa pública por parte del gobierno Federal por lo ocurrido, dice la representante de las víctimas.

A decir de Juana Ramón, los peritos de la PGR acudieron a Nochixtlán en los primeros días de septiembre, pero el comité de víctimas no les permitió realizar las diligencias porque, según acusan, la Procuraduría incumplió el acuerdo previo de entregar primero un plan antes de hacer trabajo de campo. 

El reclamo a los maestros

La sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) mantiene como bastión de protestas al estado de Oaxaca y en los últimos meses ha mantenido marchas y bloqueos como parte de su rechazo a la reforma educativa.

El 19 de julio, el operativo policiaco intentó retirar el bloqueo en la autopista federal, pero resultó en una batalla en la que hubo disparos de arma de fuego por parte de policías, según acusan pobladores, y por civiles, según las versiones policíacas.

Lee: Estos son cinco datos nuevos de la investigación de PGR sobre Nochixtlán

 La madre de uno de los jóvenes fallecidos acusa que los maestros de la sección 22 han utilizado a las víctimas. “Han estado agarrándose de nosotros para sacar a su presos. Eso es lo único que pedían”, por eso, dice, cada vez que la invitan a participar en otra movilización o más bloqueos no asiste. “Después de lo que perdí, ya no puedo apoyarlos”, dice.

Después de la muerte de ocho personas, la Secretaría de Gobernación aceptó reabrir la mesa de diálogo con la CNTE, después de casi un año de cerrarles la puerta. Rubén Núñez, secretario general de la sección 22, fue detenido el 13 de junio, lo que parecía uno de los últimos golpes a la disidencia magisterial, porque meses antes habían detenido a otros líderes más. Finalmente, el principal líder fue liberado el 12 de agosto pasado.

En las reuniones, acusa otro familiar, los líderes de la CNTE enfocaban sus reclamos en “los presos políticos” y dejaban de lado a las víctimas. Por eso, dice, hace un mes, en una asamblea estatal en la que estuvieron presentes los familiares de fallecidos y los líderes magisteriales, acordaron que la prioridad de los maestros en las futuras negociaciones debía ser “la justicia por el 19 de junio”.

Algunas de las víctimas continúan con secuelas de sus heridas y los familiares de los fallecidos, dicen, que nada podrá revivirlos. Mientras tanto las interrogantes sobre lo que ocurrió hacer tres meses continúan.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Shutterstock

Así lucha el COVID contra las vacunas para intentar escapar de ellas

El virus lucha constantemente contra las vacunas para intentar escapar de ellas. Sin embargo, nuestros linfocitos B productores de anticuerpos también pueden “mutar” para hacerle frente.
Shutterstock
20 de julio, 2021
Comparte

Las variantes de SARS-CoV-2 y su contagiosidad están causando una gran atención mediática en las últimas semanas.

A medida que ha ido pasando el tiempo, el virus ha ido cambiando. Ha introducido mutaciones puntuales en su secuencia génica, muchas de las cuales se traducen en cambios de aminoácidos de sus proteínas.

Con estos cambios, el virus adquiere ventajas evolutivas en el proceso de adaptación a nuestras células y organismos, que son el medio en el que se replica.

Este proceso de adaptación no implica necesariamente una mayor virulencia, pero si avances en mejorar la unión al receptor, una optimización de su replicación, la producción más efectiva de partículas virales y su transmisión, la modulación de la patología o, eventualmente, el escape parcial de alguno de los mecanismos inmunes.

Cuando no teníamos vacunas, el virus campaba a sus anchas

Uno de los mecanismos inmunes más importantes frente a la infección es la producción de anticuerpos por parte de los linfocitos B y su capacidad de reconocer y neutralizar al virus.

Hasta el comienzo de la campaña de vacunación, cada vez que el SARS-CoV-2 infectaba a alguien, se encontraba con el reto de superar las distintas barreras del hospedador infectado.

Pero si el individuo no había contagiado previamente, había pocas posibilidades de que el virus se encontrase con algún anticuerpo que le reconociese.

De esta forma, en cada infección, las mutaciones que el virus pudiera generar iban a ser seleccionadas e incorporadas en las nuevas partículas virales en la medida en la que supusieran ventajas evolutivas independientes del escape de los anticuerpos.

Pero cuando se encuentra con personas vacunadas, el escenario cambia.

Un trabajador sanitario muestra ampollas que contienen la vacuna Sinovac contra la Covid-19 hecha por Biopharma en Indonesia el 22 de junio de 2021.
EPA

Sin vacunas el virus campaba a sus anchas

Un obstáculo en el camino: las vacunas

La evolución en general, y la de los virus en particular, está determinada por las condiciones reproductivas en un determinado medio.

En virología existe un concepto denominado “viral fitness”, que podría ser traducido como aptitud viral, que determina la selección de aquellas partículas virales que introducen cambios para replicarse y transmitirse de forma más efectiva.

En otras palabras, se seleccionan virus más aptos al contexto de infección con el que se van encontrando.

Cuando el virus se encuentra a más personas con inmunidad, se ve obligado a enfrentarse a las defensas con las que antes no se encontraba, además de tener que competir entre sí con otras variantes.

De esta forma, las variantes que “ganarán” serán aquellas que tengan una ventaja sobre variantes previas, no preparadas para ese nuevo escenario inmune.

Por tanto, las variantes que escapen del efecto de las vacunas serían, en teoría, las que se impondrían sobre otras. En este escenario, las vacunas dejarían de funcionar a medio o largo plazo.

Fortaleza de las vacunas

Esta situación, que pudiera parecer descorazonadora en cuanto al papel de las vacunas en la pandemia, esconde un paradigma que juega en contra del virus.

Ya conocemos la capacidad de los anticuerpos neutralizantes de bloquear la unión de la proteína S del virus a la célula hospedadora. Al prevenir esta unión, el virus no nos llega a infectar.

Para escapar de esto, una estrategia que podría utilizar una nueva variante del virus sería cambiar la región de esta proteína S donde se unen estos anticuerpos para así no ser neutralizada.

Sin embargo, estos cambios que parecieran una ventaja para el virus suponen también un coste.

Al situarse los cambios en la misma zona empleada por la proteína S para unirse al receptor celular, podría empeorar su unión al receptor y reducir, a su vez, su capacidad infectiva.

Los virus tratan de solventar este paradigma de “lo que se gana por lo que se pierde” con mutaciones que afecten mínimamente a su capacidad infectiva y replicativa y que, al mismo tiempo, sean capaces de evadir parcialmente las defensas del organismo.

Como resultado de esta continua adaptación, el virus cambia parcialmente algunas de sus proteínas más inmunogénicas, como la proteína S, en un proceso denominado deriva antigénica.

Los virus de la gripe son uno de los más estudiados en cuanto al proceso de deriva antigénica.

Esta es la fuerza responsable de la aparición de nuevas cepas que circulan cada año y que obligan a reformular la estrategia vacunal frente a la gripe.

Pero a pesar de estos cambios, las nuevas cepas gripales no evaden completamente la capacidad de luchar frente a la infección de una persona inmunizada peviamente.

¿Y si nuestros anticuerpos se adaptasen a las nuevas mutaciones?

La adaptación a las condiciones cambiantes no solamente ocurre en el lado del virus.

Nuestros linfocitos B productores de anticuerpos pueden sufrir también un proceso de adaptación denominado hipermutación somática, que se deteriora con la edad.

De esta forma, los linfocitos B productores de anticuerpos frente al virus también pueden “mutar” para mejorar la capacidad de unirse a las proteínas del virus y neutralizarlos.

Esta mejora de los anticuerpos permitiría adaptarse a los cambios de las variantes.

El escenario cambiante de la lucha entre virus y hospedador se juega a dos bandas. El virus tiene que evolucionar y adaptarse continuamente a la situación inmune cambiante o, de lo contrario, extinguirse.

Alicia

Shutterstock

Quizás esta continua adaptación recuerde a situación en la novela de Lewis Carroll “Alicia a través del espejo”, donde los habitantes del país de la Reina Roja deben correr lo más rápido posible, solo para permanecer donde están.

Justamente por eso, la continua evolución de los virus en condiciones cambiantes se denomina (debido a su similitud), “efecto de la Reina Roja”. Es decir, cambiar para tratar seguir en el mismo sitio.

*Estanislao Nistal Villán, es virólogo y profesor de microbiología de la Facultad de Farmacia de la Universidad CEU San Pablo. Este artículo apareció originalmente en The Conversation. Puedes leer la versión orginal aquí.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=PpkidolMaRw&t=6s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.