Gobierno de Duarte también firmó contratos con Odebrecht, empresa que sobornó funcionarios

Entre 2010 y 2015, el gobierno de Veracruz firmó con la empresa brasileña contratos para realizar obras. Ejecutivos declararon que en ese mismo periodo pagaron sobornos en México para ganar proyectos gubernamentales.

Javier Duarte
Javier Duarte, exgobernador de Veracruz. Gobierno de Veracruz

La empresa brasileña Odebrecht, que se declaró culpable en Estados Unidos de pagar sobornos a funcionarios de 12 países para participar en proyectos gubernamentales, firmó distintos contratos con el gobierno de Javier Duarte en Veracruz entre 2010 y 2015, el mismo periodo en el que aceptó haber incurrido en actos de corrupción en México.

En agosto de 2011 Marcelo Odebrecht, entonces dirigente de la firma brasileña, se reunió en Sao Paulo con el exmandatario veracruzano, Javier Duarte, para cerrar una inversión en el estado por 3 mil 500 millones de dólares para el proyecto Etileno XXI, la mayor planta petroquímica de América Latina.

Durante esa reunión, el empresario brasileño dijo que la mayor inversión foránea de Odebrecht estaba en Veracruz porque ser un estado “que tiene gobernabilidad y un mandatario con gran sentido social”.  Duarte actualmente se encuentra prófugo por acusaciones de corrupción y enriquecimiento ilícito.

La planta inició operaciones en abril de 2016, cinco años después de que Odebrecht se reunió con Duarte para acordar la inversión millonaria que finalmente ascendió a 5 mil 200 millones de dólares.

El proyecto de Odebrecht en la entidad duró prácticamente toda la administración de Javier Duarte.

Pero éste no fue el único proyecto que la empresa brasileña emprendió en Veracruz con apoyo del gobierno estatal.  También en 2011, Odebrecht acordó con autoridades locales la construcción de una hidroeléctrica en la zona de Jalcomulco, en los cauces del río La Antigua con una inversión inicial de 450 millones de dólares.

El contrato establecía una sociedad empresarial entre el gobierno de Veracruz y el grupo brasileño para captar y almacenar agua del río La Antigua y una de sus ramificaciones, el río Pescados.

En 2013, el gobierno de Duarte firmó un contrato de prestación de servicios para abastecimiento de energía eléctrica por 25 años con la empresa brasileña.

Un año después, la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales federal informó que no conocía del proyecto impulsado por autoridades estatales. Además, la Comisión Nacional del Agua reconoció que el grupo brasileño no contó con documentos en regla para iniciar con la obra. A la fecha, pobladores de la comunidad de Jalcomulco se oponen al proyecto.

Pero justo cuando Odebrecht enfrentaba un proceso en Brasil por un escándalo de corrupción, en Veracruz ganó en agosto de 2015 obras del Sistema de Agua y Saneamiento Metropolitano y una concesión de operación de 30 años para abastecimiento de agua en la región Veracruz-Boca del Río-Medellín.

En marzo de este año, cuando Marcelo Odebrecht fue condenado a 19 años de cárcel en Brasil por diversos actos de corrupción, el alcalde de Veracruz dijo a medios locales que la empresa brasileña estaba en contacto con el entonces gobernador, Javier Duarte, para definir la situación de la concesión para el manejo de agua de los municipios de Veracruz y Medellín.

Finalmente, Veracruz informó que la concesión continuaba porque la filial en México era independiente de los asuntos de Brasil.

Nueve meses después, en declaraciones a una Corte de EU, ejecutivos de Odebrecht aceptaron que desde 2010 pagaron distintos sobornos en México, que ascendieron a 10.5 millones de dólares, para participar en proyectos gubernamentales.

La aceptación de culpabilidad de los ejecutivos de Odebrecht incluye actos de corrupción en doce países distintos, pero no el nombre de las entidades de gobierno o funcionarios involucrados.

Así como Marcelo Odebrecht tuvo contacto con el exgobernador veracruzano, en octubre de 2013 el presidente mexicano Enrique Peña Nieto se reunió en privado con él, y ese mismo mes la firma brasileña aceptó pagar un soborno a un alto funcionario en México para obtener un proyecto gubernamental.

Close
Comentarios